The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Bélgica

Cada semana mueren 50 mujeres en Europa víctimas de la violencia machista

Redacción TO
Última actualización: 22 Feb 2019, 6:32 pm CET
Foto: Oded Balilty | AP

Cada semana mueren en Europa 50 mujeres víctimas de la violencia machista, según han denunciado este miércoles varias ONG ante la Eurocámara, a la que han reclamado más financiación para la prevención de estos delitos.

“¿Cómo podemos afirmar que la Unión Europea da prioridad a la seguridad y que Europa ha conseguido la paz cuando mueren cada semana 50 mujeres?”, ha denunciado la secretaria general del Lobby Europeo de Mujeres, Joanna Maycock.

Myacock ha señalado que las políticas de seguridad europeas deben tener en cuenta la violencia machista tras advertir de este medio centenar de asesinatos a la semana.

Junto a ella han participado en una audiencia de la comisión de la mujer de la Eurocámara la portavoz de la red de ONG europeas contra la violencia machista WAVE, Rosa Logar, y la directora de la Alianza contra el Tráfico Global de Mujeres, Evelyn Probst.

La portavoz de WAVE, Rosa Logar, ha apuntado que la violencia contra las mujeres cuesta en la Unión Europea 230.000 euros, mientras que el programa Dafne de la Unión Europea, destinado a ayudar a mujeres víctimas de violencia de género, tiene un presupuesto de 118 millones de euros, una cifra que considera “desproporcionadamente baja”.

Por esta razón, ha hecho una llamada “urgente” para que aumente el número de refugios para mujeres víctimas de violencia machista, “especialmente en los países del Este”.

Logar ha destacado además el trabajo de las ONG en este ámbito. “Estas organizaciones que están realmente en contacto con las víctimas deben ser la prioritarias en la recepción de ayudas públicas”, ha pedido, tras criticar que “a menudo se da financiación a instituciones que después piden a las propias ONG hacer el trabajo”.

Por su parte, Probst ha pedido que las víctimas de violencia y trata de personas reciban permisos de trabajo y residencia, así como otras ayudas, con el objetivo de que puedan rehacer su vida.