Hola, ¿qué estás buscando?

de resultados

No se ha encontrado ningún resultado

Ver más

El calentamiento global pone en peligro la producción de café latinoamericano

Foto: Kent Gilbert
AP Photo

El calentamiento global amenaza las zonas más favorables para el cultivo de café en América Latina, primer productor mundial y, según el escenario más sombrío su producción podría verse reducida un 90% de aquí a 2050, de acuerdo con un estudio. “El café es uno de los productos alimenticios más preciosos del mundo y necesita para su cultivo un clima propicio, así como suficientes abejas para su polinización”, ha explicado Taylor Ricketts, profesor del Instituto Rubenstein sobre el Medioambiente de la Universidad de Vermont, coautor de este estudio publicado el lunes en la revista estadounidense Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS).

“Se trata del primer estudio que muestra cómo el calentamiento del Planeta afectará al entorno de las plantas de café y a las abejas de una forma que penalizará duramente a los productores”, ha precisado el investigador. Los mejores cafés son también los más amenazados. El arábica, muy cultivado en América Latina, aguanta mal las fluctuaciones de temperatura, humedad y sol, mientras el robusta, que sirve sobre todo para hacer café soluble y se produce principalmente en África, es un poco más resistente.

Según el escenario de un calentamiento moderado o elevado, más de dos grados Celsius, de aquí a 2050, la producción de granos se reduciría de un 73% a un 88% en las zonas más favorables para el cultivo, bajo el efecto combinado de la desaparición de una parte de las abejas y de los arbustos. Este mismo modelo sugiere una disminución de la diversidad de las abejas del 8% al 18% en esas regiones.

Las pérdidas más importantes de producción están previstas en Nicaragua, Honduras y Venezuela. El estudio identifica también las zonas donde la población y la diversidad de abejas probablemente aumente, principalmente en América Central.

Los investigadores predicen también un incremento del cultivo del café en México, Guatemala, Colombia y Costa Rica, en regiones montañosas donde las temperaturas favorecerían las plantas de café y las abejas salvajes.

El estudio desataca la importancia de los bosques tropicales, hábitats importantes para las abejas y otros polinizadores clave. Cerca del 91% de las zonas más fértiles para cultivar el café en América Latina se encuentran hoy en día a menos de dos kilómetros de un bosque tropical, informa AFP.

Continúa leyendo: Polonia infringe la legislación de la UE con talas en un bosque protegido, según un abogado

Polonia infringe la legislación de la UE con talas en un bosque protegido, según un abogado

Foto: Czarek Sokolowski
AP

Polonia ha infringido la legislación europea sobre la conservación de sitios protegidos con las talas en Bialowieza, uno de los últimos bosques vírgenes de Europa, ha estimado este martes el abogado general del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE). “Las decisiones de gestión forestal adoptadas por Polonia con respecto al lugar Natura 2000 [red de conservación de la biodiversidad en la UE] infringen el derecho de la Unión”, ha indicado en un comunicado el tribunal, dando cuenta de la opinión del abogado general Yves Bot.

Varsovia había justificado estas talas para luchar contra la propagación del escarabajo de la corteza de las coníferas, pero, para Bot, las autoridades polacas no se aseguraron previamente de que no representaran un perjuicio para el bosque protegido. Las medidas de saneamiento adoptadas “han provocado la pérdida de una parte de las poblaciones forestales”, indica el abogado general, cuyas conclusiones suelen seguir los magistrados del TJUE en su fallo final, previsto meses después.

“Dichas operaciones pueden provocar indudablemente un deterioro de los lugares de reproducción de las especies protegidas que viven en el lugar”, añade Bot. El ministro polaco de Medio Ambiente, Henryk Kowalczyk, ha dicho, tras conocerse las conclusiones, que su país “respetará la decisión final del tribunal”, asegurando que las acciones señaladas se tomaron con el objetivo de “preservar [Bialowieza] en el mejor Estado posible para generaciones actuales y futuras”.

Bruselas abrió un procedimiento de infracción en junio de 2016, al considerar que las medidas polacas son “incompatibles con los objetivos de conservación” y, a finales de julio de 2017, el TJUE ordenó a Polonia la suspensión de las talas. En una decisión previa al fallo final, el TJUE amenazó en noviembre a Polonia con una multa de “al menos 100.000 euros diarios” si no detenía “inmediatamente” las medidas, salvo las destinada a “garantizar la seguridad pública”. El gobierno nacionalista polaco anunció tras ese fallo retirar la maquinaria forestal y continuar con las talas de “seguridad” por otros medios.

El bosque de Bialowieza es uno de los casos que enfrentan a Bruselas con el gobierno nacionalista conservador polaco, al igual que su negativa a acoger refugiados, por lo que abrió también un proceso de infracción. Sin embargo, su principal fuente de tensión es la reforma del sistema judicial polaco, que para la Comisión Europea podría dañar el Estado de derecho en el país.

Continúa leyendo: Las drásticas leyes de aborto amenazan a las mujeres en Centroamérica

Las drásticas leyes de aborto amenazan a las mujeres en Centroamérica

Foto: Esteban Felix
AP

La liberación de la salvadoreña Teodora Vásquez tras 11 años de prisión por un aborto ha puesto en evidencia la dramática situación que viven las mujeres en Centroamérica, donde las leyes penalizan toda forma de interrupción del embarazo incluso en casos terapéuticos. En las últimas dos décadas, El Salvador, Nicaragua y Honduras han prohibido el aborto terapéutico, lo que ha impedido a cientos de mujeres el acceso a servicios médicos seguros en casos de emergencia. Así lo han advertido organismos como Católicas por el Derecho a Decidir (CDD) e IPAS (International Projects Assistance Services), que buscan eliminar las muertes y discapacidades evitables causadas por abortos inseguros.

El tema ha cobrado relieve esta semana con la conmutación de la pena de la salvadoreña Vásquez, tras cumplir 11 años de una sentencia de 30 por un parto intempestivo, que provocó una condena por “homicidio agravado”. Tras su liberación este jueves, la organización Amnistía Internacional ha pedido “una suspensión inmediata de la aplicación de la ley sobre aborto” y la liberación de al menos 27 mujeres encarceladas en El Salvador “en virtud de las draconianas leyes salvadoreñas sobre el aborto”.

“Realmente esta ley es injusta porque condena a las mujeres a la muerte y las repercusiones para una familia son muy serias, tanto en lo económico como por el cuido [sic] de las otras criaturas que quedan solas”, ha manifestado Magaly Quintana, dirigente de CDD de Nicaragua. Según la activista, es difícil obtener cifras de muertes de mujeres o el número de abortos “porque hay un secretismo sobre los homicidios, la mortalidad materna y todo lo que cuestione al Estado”.

Sin embargo, la vicepresidenta nicaragüense, Rosario Murillo, ha informado esta semana de la muerte de una mujer por complicaciones del embarazo, una semana después de otro caso semejante. “Hay mujeres que han muerto, no tenemos estadísticas oficiales, pero conocemos de casos concretos donde por temor del personal de salud, las mujeres no fueron atendidas a tiempo con el tratamiento que ameritaba su complicación obstétrica”, ha explicado a AFP la directora de IPAS para Nicaragua, Martha Blandón. “Hemos conocido de diversos casos, pero cuando hemos tratado de profundizar en el estudio nos hemos encontrado que las familias, que son muy pobres, tienen miedo de enfrentar a las autoridades locales o reciben presiones y ofertas materiales para que desistan de denunciar las muertes de las mujeres”, ha dicho la especialista.

Dos casos de mujeres embarazadas que retratan el impacto de estas leyes son los de Amalia en Nicaragua (2009) y Beatriz en El Salvador (2011). La primera padecía cáncer y la segunda, de lupus, y no recibieron tratamiento adecuado por temor del personal de salud a dañar al feto y provocar un aborto. Amnistía Internacional y la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) han exhortado a los gobiernos de Nicaragua y El Salvador a darles atención médica. Ambas mujeres recibieron tratamiento y dieron a luz, pero sus bebés no sobrevivieron y meses después ellas también murieron como consecuencia de los tratamientos tardíos, según organizaciones feministas.

Quintana ha enfatizado que las entidades que ayudan a las mujeres trabajan a ciegas debido a que los gobiernos “no publican las cifras sobre mortalidad materna porque tendrían que revelar los casos de mujeres que murieron por causa del embarazo, que padecían enfermedades como lupus, cáncer, embarazos ectópicos, es decir, todo lo que es mortalidad obstetricia indirecta“. Según Quintana, después del caso de Amalia, las autoridades sanitarias de Nicaragua han empezado a resolver casos de aborto terapéutico “para no verse en un escándalo internacional”.

“El Hospital de la Mujer Bertha Calderón [de Managua] tiene la orden no escrita, pero explicita y clara, que ninguna mujer se va a morir por un aborto terapéutico (…), pero las mujeres que no logran llegar al Bertha Calderón viven un calvario”, ha dicho Quintana. Pese a la prohibición, en Nicaragua no hay mujeres encarceladas por abortos inducidos. Es diferente al caso de El Salvador, donde unas 27 mujeres pobres guardan prisión tras buscar atención médica por emergencias de obstetricia. Otras 27 mujeres fallecieron por complicaciones relacionadas al aborto y embarazo ectópico entre 2011 y 2015, según datos del Ministerio de Salud de El Salvador.

Continúa leyendo: España ya tiene su primera estrategia contra el tráfico de animales y plantas

España ya tiene su primera estrategia contra el tráfico de animales y plantas

Foto: U.S. Customs and Border Protection
AP

España cuenta ya con su primera estrategia para luchar contra el tráfico ilegal de especies de animales y plantas, el tercer crimen organizado que más dinero genera a nivel mundial –mueve más 20.000 millones de euros anuales– y una de las mayores amenazas para la conservación de la naturaleza. El primer plan de acción español contra el tráfico ilegal y el furtivismo internacional de especies animales y vegetales, aprobado este viernes por el Consejo de Ministros, contiene un paquete de 16 actuaciones a desarrollar hasta 2020 por cuatro ministerios (Exteriores, Medio Ambiente, Economía y Hacienda), la Guardia Civil y la Fiscalía General del Estado.

Entre las 16 medidas que recoge este plan, realizado en transposición de la normativa europea en la materia, de 2016, destacan el aumento de los fondos para campañas de sensibilización que reduzcan la demanda interna de productos procedentes del tráfico ilegal de especies, la limitación del comercio de marfil y el incremento de la actividad diplomática en esta materia para abordar el problema en origen. Apoyar el desarrollo de medios de subsistencia alternativos para las comunidades locales de donde se extraen las especies, aumentar la sensibilización de los sectores empresariales y apoyar iniciativas contra la corrupción asociada al furtivismo son otras de las actuaciones contempladas.

Científicos y conservacionistas consultados por Efe consideran “vital” que España cuente con una estrategia de estas características para luchar contra esta lacra para la biodiversidad y el desarrollo humano en los países pobres, ya que, por su localización geográfica, supone “el puerto entrada” a la Unión Europea de especies procedentes de África y de América. La ONG WWF España calcula que a través de grandes puertos, como Algeciras, Valencia y Canarias, llegan a España miles de animales y plantas víctimas del tráfico de especies. Esta organización calcula que solo entre los años 2013 y 2014 se abrieron expedientes para 9.500 animales (mamíferos, aves, reptiles y peces) procedentes del tráfico ilegal y 10.000 plantas; mientras que entre 2005 y 2014 se incautaron 13.838 animales vivos. Según ha señalado a Efe el portavoz de WWF en esta materia, Luis Suárez, los animales y productos derivados de los mismos procedentes del trafico ilegal más comunes en España son los reptiles (iguanas, lagartos y todo tipo de serpientes y pitones), cuyas pieles suelen llegar para ser vendidas a coleccionistas y talleres de marroquinería dentro y fuera del país.

Abundan aves exóticas, sobre todo loros de América del Sur, y, aunque no es lo que más abunda, también se decomisan partes de grandes mamíferos a los que el tráfico ilegal está llevando al borde de la extinción, como es el caso de los macacos, tigres, rinocerontes o elefantes, de los que se incautaron 70 colmillos enteros recientemente. Entre la fauna y flora autóctona víctima del tráfico de especies destacan las anguilas, que se capturan de manera ilegal en lugares como las marismas del Guadalquivir (Andalucía) para venderse a China, y de las que solo en 2012 y 2016 se han incautado 5.000 kilos, según datos del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil.

Aunque el texto completo del plan prevé “la mejora del cuidado de las plantas y los animales vivos incautados”, Suárez ha incidido en que este punto debe ser mucho más desarrollado y reforzado. El portavoz de WWF ha explicado que a los animales no se les incauta hasta que no hay orden judicial, y que en muchos casos quedan en manos de la persona a quien se le ha intervenido, con la única limitación de no poder venderlo, porque no hay donde llevarlos.

En España existen algo más de 30 centros de rescate de estos animales que por lo general están “saturados”, según Suárez, quien ha asegurado que no hay un registro de los mismos y que en la mayoría de los casos se ocupan de los animales voluntariamente con donativos y ayudas, salvo casos excepcionales en los que estos centros pertenecen a la Administración. Suárez opina que si no se devuelven a su hábitat natural, hay que garantizar que los animales incautados “tengan una vida digna en cautividad y sirvan para planes de cría con finalidad científica y conservacionista”.

El plan aprobado por el Gobierno no cuenta con un presupuesto específico, pero recoge una memoria adjunta explicando las cantidades que cada departamento destinará, de sus propios fondos, a las medidas que le corresponde ejecutar.

Continúa leyendo: Algunas hormigas tienen 'enfermeras' para las guerreras heridas

Algunas hormigas tienen 'enfermeras' para las guerreras heridas

Foto: Sergei Grits
AP Images / Archivo

Las hormigas africanas matabele socorren a las heridas en las operaciones de caza y las cuidan hasta que recuperan totalmente la salud, según ha revelado un estudio publicado este miércoles que muestras determinados aspectos “asombrosos” del comportamiento animal.

Después de evacuar a sus compañeras heridas en medio de una batalla y llevarlas al nido, las hormigas actúan como equipos de médicos reuniéndose en torno a los pacientes para lamerlas de forma “intensa” en las heridas, según se puede leer en un estudio publicado en la revista Proceedings of the Royal Society B.

Este comportamiento reduce la mortalidad de los soldados heridos de un 80% a un 10%, según las observaciones de los investigadores. “Esto no se hace a través de la autosanación, que es algo conocido por muchos animales”, ha explicado el coautor del estudio Erik Frank, que ha señalado que el proceso se realiza “mediante un tratamiento hecho por otros, que lamiendo intensamente la herida, hacen posible impedir que haya una infección”,

Estas hormigas son una de las especies más grandes que existen y atacan incluso a los humanos. Estos insectos, que llevan el nombre de una tribu de África meridional, cazan termitas, animales más grandes que ellas, atacando los lugares donde se alimentan en columnas de entre 200 a 600 individuos.

Este método hace que muchas hormigas resulten heridas, a menudo perdiendo sus extremidades por las mordeduras de las termitas. “Después de la batalla, las hormigas heridas piden ayuda con feromonas“, una señal química producida por una glándula, explica Frank.

Aquellas hormigas que salen al rescate usan sus desarrolladas mandíbulas para recoger a las heridas y arrastrarlas al nido para ser tratadas. Por otra parte, las hormigas guerreras que están heridas de extrema gravedad, por ejemplo insectos a los que les faltan cinco o seis piernas, hacen una señal a los rescatistas para que no pierdan tiempo con ellas, detalla el estudio.

Aun así el descubrimiento genera varios interrogantes, explican desde la Universidad de Wurzburgo, que han calificado estas revelaciones como “asombrosas”: “¿Cómo saben las hormigas exactamente donde hay una compañera herida?, ¿Cómo saben cuando dejar de atender a las heridas?, ¿El tratamiento es meramente preventivo o es algo terapéutico, después de que se produce la infección?”.

TOP