Hola, ¿qué estás buscando?

de resultados

No se ha encontrado ningún resultado

Ver más

Analemma, el rascacielos que colgará desde un asteroide

Rodrigo Isasi Arce

Foto: Clouds Architecture Office

Empezar la casa por el tejado no está tan lejos como parece, o al menos eso se plantea con la futura Torre Analemma, que será el rascacielos más alto del mundo y colgará de un asteroide a 50.000 kilómetros de altura.  Así lo ha proyectado el despacho de arquitectura Clouds AO (Clouds Architecture Office) de Nueva York, que plantea un nuevo sistema que dará un vuelco a la tipología de rascacielos establecida hasta ahora, permitiendo edificios de altura casi ilimitada. Clouds AO ya fue vencedor en 2015 en el 3D Printed Habitat Challenge con su proyecto de Casa de Hielo en Marte.

Clouds AO plantea mover un asteroide y colocarlo en órbita sobre la Tierra. A través de varios cables de alta resistencia anclados al asteroide, será posible suspender una torre sobre la superficie terrestre. Asimismo, dado que esta nueva tipología de torre está suspendida en el aire, puede ser construida en cualquier parte del mundo y transportada hasta su ubicación final. El despacho de arquitectura tiene planteado construir la torre Analemma sobre Dubai, por ser una ciudad con una gran experiencia en la construcción de edificios altos con un coste cinco veces inferior al de Nueva York.

"Analemma", el rascacielos que colgará desde un asteroide 2

"Analemma", el rascacielos que colgará desde un asteroide 3
Los tramos superiores de la torre Analemma, que se extenderán más allá de la troposfera | Foto: Clouds Architecture Office

Analemma, que se plantea como un rascacielos con una base de apoyo en el espacio, desde la que se suspende sobre la Tierra, puede ser colocado, según sus arquitectos, en una órbita geosíncrona, una órbita geocéntrica que tiene el mismo periodo orbital que el periodo de rotación sideral de la Tierra, que le permitirá viajar entre los hemisferios norte y sur en un bucle diario. Esta torre péndulo se moverá en forma de ocho sobre la superficie de la Tierra. “La órbita propuesta está calibrada de modo que la parte más lenta de la trayectoria de la torre sea sobre la ciudad de Nueva York”, explican los arquitectos.

Este rascacielos suspendido sólo será 60 veces más alto que el One World Trade Center, de 541 metros, y estará provisto de elevadores electromagnéticos sin cable. Además, aseguran desde Clouds AO,  que la Torre Analemma obtendrá su energía de los paneles solares, con una mayor eficiencia que las instalaciones fotovoltaicas convencionales, ya que estos se situarán por encima de la atmósfera y tendrán una exposición constante a la luz solar. El agua, por su parte, se filtrará y rse eciclará en un sistema de bucle semi-cerrado, reabastecido mediante la condensación capturada de las nubes y el agua de lluvia.

Las vistas desde las ventanas de la torre | Foto: Clouds Architecture Office

Los padres del proyecto aseguran que manipular asteroides ya no está relegado a la ciencia ficción. En 2015, la Agencia Espacial Europea lanzó una nueva ronda de inversiones en asuntos de minería de asteroides, demostrando con su misión Rosetta que es posible aterrizar en un cometa. Por su parte, la NASA ha programado una misión de recuperación de asteroides para 2021 que tiene como objetivo demostrar la viabilidad de capturar y reubicar un asteroide.

Analemma, el rascacielos que colgará desde un asteroide
La torre Analemma sobre el centro de Manhattan | Foto: Clouds Architecture Office

Pero no todo es perfecto en este diseño. “Mientras investigábamos las condiciones atmosféricas para este proyecto, nos dimos cuenta de que probablemente hay un límite de altura tangible más allá del cual la gente no toleraría vivir debido a las condiciones extremas. Por ejemplo, si bien puede haber un beneficio de tener 45 minutos adicionales de luz del día a una elevación de 32.000 metros, el vacío cercano y la temperatura de 40ºC bajo cero impediría que la gente salga fuera sin un traje de protección”, admiten desde Clouds AO.

Eso sí, atendiendo a que el precio del metro cuadrado aumenta con la elevación del piso, adquirir una propiedad en la torre “tendrá precios récord” aseguran sus arquitectos, justificándose en el alto coste de construcción del rascacielos.

Analemma, el rascacielos que colgará desde un asteroide 1
Vista de la torre Analemma pasando por encima de dos edificios en el centro de Manhattan| Foto: Clouds Architecture Office

Instagram Stories supera a Snapchat en tan solo ocho meses..., ¿realmente?

Redacción TO

Foto: LUCAS JACKSON
Reuters/Archivo

La copia de Snapchat que llevó a cabo Instagram hace ocho meses parece que funciona y mucho. Las Instagram Stories han llegado a los 200 millones de usuarios diarios, mientras que su competidor directo se queda en los 161 millones, según ha anunciado la propia compañía de Mark Zuckerberg.

Parece que Facebook ha terminado haciendo suyas las historias efímeras que se destruyen pasadas 24 horas. El fuerte crecimiento de las Instagram Stories muestra que la red social es capaz de aprovechar su base de 600 millones de usuarios mensuales y el apoyo de su empresa matriz Facebook, en detrimento de competidores más pequeños como es el caso de Snapchat.

Snap, la compañía matriz de Snapchat que que debutó en la Bolsa en febrero, no comentó de manera inmediata su número de usuarios, sin embargo, las últimas cifras indican que se sitúa en los 161 millones. Su crecimiento se habría desacelerado en los últimos trimestres, y puede que la copia de Instgram Stories haya tenido algo que ver.

Desde que Facebook lanzó historias en Instagram, ha lanzado una característica similar a casi todas las redes sociales que posee, incluyendo Whatsapp, Facebook Messenger y Facebook en sí mismo. Además, Instagram también ha anunciado una serie de nuevas características para las Stories que vuelven a copiar a Snapchat, incluyendo la posibilidad de pegar pegatinas en ciertas áreas de una publicación de vídeo, e imágenes específicas de ciudades que se pueden superponer en los mensajes. (Snapchat llama las llama geofilters e Instagram las llama geostickers).

Dudas sobre la interpretación de los datos

No todos están de acuerdo con la interpretación de que Instagram Stories ha sobrepasado por tanto a Snapchat, en tan poco tiempo. En la publicación Business Insider se dan argumentos para respaldar estas dudas. Primero habría que hablar de que son plataformas diferentes. Instagram Stories no es una aplicación en sí misma sino que nace de una aplicación preexistente que ya acumulaba más de 400 millones de usuarios activos al día.

Instagram Stories supera a Snapchat en tan solo ocho meses... ¿realmente?
Snapchat dijo ‘no’ a la oferta de compra por parte de Facebook. | Foto: Mike Segar / Reuters Archivo

Por otra parte, cuando se habla de los “usuarios activos al día”, Instagram Stories parece referirse a “cualquier persona que chequea” la plataforma. Facebook no confirma explícitamente lo que entra en el cálculo de esta métrica, pero parece ser que si, por ejemplo, un artista con miles de seguidores comparte una historia en Instagram, te salta y haces click (casi por accidente) contaría como usuario. Por su parte, en Snapchat debes abrir expresamente la aplicación y también habría que considerar el hecho de que un ‘snapchatter’ utiliza la plataforma alrededor de media hora diaria y genera el 60% de los contenidos.

La compañía de Zuckerberg se ha enfrentado con anterioridad a críticas por la reducción del umbral de lo que se consideraría como compromiso, y en septiembre se reveló que Facebook había “inflado significativamente los últimos tiempos de vista de vídeo durante años”.

El siglo XXI comenzó en Sevilla con la Expo’92

Marta Ruiz-Castillo

Foto: Julio Munoz
EFE

La Exposición Universal de Sevilla de 1992, más conocida como Expo’92, significó un antes y un después para la capital andaluza, que durante seis meses se convirtió en el centro del mundo, y para el conjunto de España. Situada en los terrenos de la Isla de la Cartuja, donde se ubica el que fue antiguo monasterio de los monjes cartujos, la Expo’92 acogió a 112 países, 23 organismos internacionales, seis empresas y las 17 Comunidades Autónomas españolas. Se cumplen ahora 25 años de aquel 20 de abril en el que España dio sus primeros pasos hacia el siglo XXI, demostrando de lo que era capaz de hacer a pesar de los inconvenientes, de los agoreros y de las luchas políticas que no impidieron que la Exposición Universal fuera todo un éxito.

Visitada por 40 millones de personas, la Expo supuso un acercamiento a costumbres y culturas de diferentes países en torno a los pabellones, algunos de impresionante calidad arquitectónica. Además, los visitantes disfrutaron de multitud de actividades culturales y lucrativas al tiempo que el recinto sirvió como lugar de encuentros políticos y económicos que afianzaron los lazos entre países diferentes y, sobre todo, entre Sevilla y el resto del mundo.

El siglo XXI comenzó en Sevilla con la Expo’92
El 10 de octubre, dos días antes de la clausura de la Exposición Universal, fue recibida la visitante 40.000.000 | Foto: Efe

Un cuarto de siglo después, la Isla de la Cartuja mantiene aún muchos de sus pabellones, y lo que en un día fue un erial es ahora un lugar de recreo, de encuentro y de recuerdos.

Historia de un recinto único

La Exposición Universal de Sevilla se erigió en el margen derecho del río Guadalquivir, en el territorio que llega hasta el canal conocido como corta de la Cartuja.

Su nombre se debe a que en el año 1400 se fundó en esta zona el monasterio de Santa María de las Cuevas, de la orden de los cartujos, más conocido como monasterio de la Cartuja, que fue lugar de residencia y primer enterramiento de Cristóbal Colón. En el siglo XIX, el  monasterio pasó a ser una fábrica de porcelana y loza, La Cartuja de Sevilla-Pickman.

El desarrollo urbanístico de esa zona era nulo, exceptuando el monasterio de la Cartuja, hasta que en los años 80 se decidió utilizar estos terrenos para albergar la Exposición de 1992. Se construyeron los pabellones de países y otras instalaciones, y se dotó de infraestructuras el entorno, que luego serían aprovechadas por el Parque Científico Tecnológico e Isla Mágica.

Pabellones y la mascota Curro 

A esta convocatoria acudieron numerosos países, organizaciones internacionales y representantes del mundo empresarial que, a través de los pabellones ofrecieron al público lo mejor de su identidad histórica y cultural.

Hasta entonces, nunca antes una Exposición Universal había congregado tan alto número de praticipantes: 30 países europeos, 33 americanos, 21 asiáticos, 20 africanos, 8 de Oceanía, así como las 17 Comunidades Autónomas y 23 Organismos internacionales, junto a seis empresas con pabellón propio. Los pabellones mostraron lo mejor de sus países intentando crear una totalidad coherente que recogiera los aspectos culturales, tecnológicos y lúdicos.

El siglo XXI comenzó en Sevilla con la Expo’92 2
Numerosos visitantes hacen cola junta al pabellón de España | Foto: Efe

La arquitectura fue parte fundamental de una exposición que miraba hacia el pasado, el presente y el futuro con la recreación de las formas tradicionales de los cinco continentes y con expresiones de lo más imaginativas de las diversas escuelas y sensibilidades. La capacidad de descubrimiento del hombre y su vocación de futuro fue el hilo conductor que guió a todos ellos.

Junto a los pabellones que cada día atrajeron miles de visitantes anónimos de todas las partes del mundo, pero también personalidades del mundo de la política, la cultura, la ciencia o la realeza, como Carolina de Mónaco, Diana de Gales y su marido el príncipe Carlos, o los reyes de Suecia con sus hijos, entre otros muchos. Además, el 26 de julio, la Expo acogió a 17 jefes de Estado y de Gobierno iberoamericanos que habían participado en la Cumbre en Madrid. Por el recinto también se dejaron ver personalidades como Mijail Gorbachov o escritores de la talla de Gabriel García Márquez.

El siglo XXI comenzó en Sevilla con la Expo’92 3
Los Reyes son saludados por la mascota de la Expo’92, Curro | Foto: Barriopedro / Efe

Y en medio de tanta personalidad, por encima de todos, desde el primer día sobresalió Curro, la mascota de la Expo’92, un peculiar pájaro blanco con el pico en forma de cono y la cresta con los colores que representan los cinco continentes, diseño del alemán por Heinz Edelmann. Un nombre muy andaluz para llamar a los Franciscos. La mascota se dio a conocer el 14 de marzo de 1989 en Madrid y el 20 de abril de 1990 fue presentado oficialmente en Sevilla.

Pellón, el artífice

Si hay un nombre propio que se identifique con la Expo’92 ese es el de Jacinto Pellón, presidente de la Sociedad Estatal Expo 92 que pese a las críticas recibidas por parte de la oposición, logró sacar adelante un proyecto no exento de contratiempos que fueron superándose gracias a su determinación y decisión.  La Exposición Universal de Sevilla se inauguró el 20 de abril de 1992 tal y como estaba previsto y se clausuró el 12 de octubre, también según lo previsto. Miles de personas disfrutaron de un acontecimiento único en un entorno que unos años antes pocos creían que pudiera convertirse en realidad.

La apuesta del presidente del Gobierno Felipe González para que este ingeniero cántabro se pusiera al frente de unas obras que iban demasiado lentas en 1987 y ponían en peligro la celebración de la Expo de Sevilla y la imagen de España ante el mundo, resultó un acierto como se comprobó después.

El siglo XXI comenzó en Sevilla con la Expo’92 4
El presidente de la Expo’92, Jacinto Pellón, lee el discurso de clausura de la Exposición Universal de Sevilla en presencia del presidente del Gobierno, Felipe González, y su mujer Carmen Romero, y el presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves | Foto: José María Pastor / Efe.

En medio de esa batalla política se encontró Pellón, al que la oposición acusó de desfase presupuestario de decenas de miles de millones de pesetas, de oscuras comisiones cobradas por Telemundi, pagos desorbitados a constructoras, contrataciones directas presionadas por el objetivo de abrir el 20 de abril. La Audiencia Nacional no halló nada y dio carpetazo a un caso que nunca debió existir.

¿Qué queda de la Expo’92?

Finalizada la Exposición Universal, una parte de ese complejo se convirtió en el Parque Científico Tecnológico Cartuja, gestionado por la sociedad anónima Cartuja 933, mientras que otra parte del recinto pasó a ser Isla Mágica, parque de atracciones temático. Hay también junto al parque tecnológico varias facultades de la Universidad de Sevilla.

En 1993 se finalizó el edificio Torre Triana, que concentra muchas de las oficinas de la Junta de Andalucía. También en ese año se inauguró el Parque del Alamillo, una amplia zona verde que comunica con el Parque de San Jerónimo por una pasarela sobre la dársena del Guadalquivir, construida en 2011. En relación con el Parque del Alamillo, ya en el siglo XVII existía una zona en Sevilla llamada El Alamillo mencionada por Miguel de Cervantes en El rufián dichoso, publicada en 1615, sin que se sepa a ciencia cierta si se refiere a la misma zona donde ahora se encuentra el magnífico parque.

Con posterioridad, ya en en el año 99 se inauguró el Estadio Olímpico, en el que se celebran competiciones como los mundiales de atletismo, torneos de la Copa Davis de tenis y conciertos.

Entre los espacios culturales que permanecen en el recinto donde estuvo la Expo’92 destacan el pabellón de la Navegación y el de CaixaForum. También está el Auditorio Municipal Rocío Jurado, donde durante la Expo se celebró un importante espectáculo de copla con algunas de las mejores artistas del momento, aunque el nombre de la folclórica fallecida es posterior.

El siglo XXI comenzó en Sevilla con la Expo’92 5
Visión de la Isla de la Cartuja iluminada por los fuegos artificiales que pusieron fin a la ceremonia de clausura de la Expo 92 | Foto: Barriopedro / Efe

Ahora, Sevilla vuelve a volcarse estos días con un homenaje a esa Exposición Universal que puso a España con un pie en el siglo XXI.

Twitter Lite, la clave para no consumir todos tus datos

Redacción TO

Foto: JOSH EDELSON
AFP

Twitter está aunando esfuerzos para ofrecer un buen servicio para mercados que no tienen el mejor acceso a Internet móvil, como es el caso de muchos países emergentes. Con este fin ha lanzado Twitter Lite, una nueva versión mejorada de su webapp para móviles. La web seguirá siendo la misma en ordenadores, así como las aplicaciones para Android e iOS.

La principal característica de esta ‘adelgazada’ versión de Twitter es que consume una cantidad considerablemente inferior de datos, un 70% menos, según asegura la compañía. Destinada a móviles con conexiones de datos lentas o inestables, esta versión de la aplicación web progresiva ha sido desarrollada por Twitter en conjunto con Google. La compañía asegura que Lite se carga en menos de cinco segundos en prácticamente todos los dispositivos 3G, un 30% más rápido.

La velocidad y el ahorro de datos no son las únicas ventajas a tener en cuenta en esta nueva versión. También han asegurado que la app ocupará menos de un megabyte y que si el usuario activa la opción Saver mode tan sólo se mostrarán vistas preliminares de las imágenes y los vídeos que aparecen el timeline.

Una gran noticia para usuarios Android

El hecho de que Google esté detrás de esta versión mejorada es una buena noticia para los usuarios de dispositivos Android, que suponen alrededor de un 82% de los smartphones a escala global. Twitter Lite cuenta con notificaciones de tipo push en Android, que se pueden incluso ver en la pantalla bloqueada del dispositivo. También es posible crear un acceso directo en el escritorio del teléfono, por lo que aquellos a los que no les funcione bien la app oficial, no la echarán tanto en falta si se pasan a Twitter Lite.

Así se vive en la Estación Espacial Internacional

Rodrigo Isasi Arce

Foto: NASA

El 12 de abril se celebra el Día Internacional de los Vuelos Espaciales Tripulados, por eso hemos querido aprovechar la oportunidad para presentar un viaje muy especial, ¿O deberíamos decir espacial? Vivir en la Estación Espacial Internacional (ISS, por sus siglas en inglés) no es fácil. De la mano del cosmonauta ruso retirado Yuri Vladimirovich Usachov descubrimos cómo los astronautas conviven en este laboratorio espacial.

Los vuelos espaciales cambian al ser humano, cambian la mentalidad y la concepción que tenemos sobre la Tierra”, asegura Usachov. “Tendríamos que construir una Estación Espacial de recreo para turistas, con precios asequibles, para que las personas pudieran sentir lo que nosotros experimentamos”.

Yuri Vladimirovich Usachov nació el 9 de octubre de 1957 en Donestk, región rusa de Rostov, es piloto cosmonauta de la Federación Rusa y ha participado en un total de cuatro vuelos espaciales, dos en la ISS y dos en la MIR. Durante su carrera realizó siete paseos espaciales y en total estuvo en el espacio 553 días. Entre los múltiples reconocimientos con que ha sido distinguido se encuentran las medallas de la NASA por Servicio Público y Vuelo Espacial, es Caballero de la Legión de Honor de Francia y Héroe de la Federación Rusa.

Así se vive en la Estación Espacial Internacional 2
Yuri Vladimirovich, Usachov, en la ISS | Foto: NASA

Preparación previa

Toda la preparación previa antes de realizar un vuelo espacial con destino a la ISS dura entre cinco y siete años, asegura el cosmonauta Usachov. “En general todo lo que se realiza es pura rutina”, añade. “Un mes antes del vuelo nos presentamos a un examen para ver si estamos preparados para la misión”. Tras pasar el examen, dos tripulaciones vuelan en aviones diferentes, por si hubiera un accidente, al lugar donde se encuentra la plataforma de lanzamiento.

Los astronautas también son formados en cuestiones médicas, tanto es así que son capaces de suturar una herida, poner un catéter o realizar un empaste, entre otras cosas. Asimismo, uno de los tripulantes con destino a la ISS recibe una formación más específica con prácticas en un hospital, para ser capaz de realizar una operación si fuera necesario.

El momento del vuelo

La nave tiene una potencia de 20 millones de caballos, por lo que en el momento del despegue “el astronauta nota una enorme tensión en el cuerpo”, dice Usachov. “Nuestros hijos nos suelen dar un juguete y, al despegar, vemos cómo vibra y empieza a flotar; es el momento de ingravidez. Luego, nosotros nos soltamos y flotamos”.

No hay nada comparable a la sensación de ingravidez, es una sensación de libertad absoluta”, dice el cosmonauta ruso. “La primera vez que subí al cosmos, mi visión del espacio estaba condicionada por las imágenes previas que había visto y por mis colegas -refiriéndose a otros astronautas-, pero, una vez arriba, la Tierra me pareció enorme y los colores y su belleza, son impresionantes”.

Así se vive en la Estación Espacial Internacional 4
El cosmonauta Usachov, en el centro, dentro de la cápsula Soyuz | Foto: Roscosmos

Durante el día y medio que se tarda aproximadamente en ascender hasta la ISS, los astronautas pueden disfrutar de unas vistas privilegiadas del planeta Tierra.

Para el cosmonauta ruso, es preferible subir en una nave rusa, Soyuz, y descender en una americana, Shuttle. “Subir en la Shuttle es como ir encima de un barril de pólvora, mientras que la Soyuz es como el carro de combate T-34 o el kalashnikov, es seguro y cada vez mejora más”.

Dormir

“Tenemos un nicho con un saco atado a la pared donde están nuestras pertenencias. Nos ponemos tapones para los oídos, cerramos al ventanilla, nos metemos en el saco, cerramos los ojos, e intentamos dormir”.

Durante las dos o tres primera semanas los habitantes de la ISS tienden a dormir apenas cuatro o cinco horas diarias, lo cual es suficiente, ya que no se usan todos los músculos en ingravidez y el cansancio es menor.  Una vez superadas las primeras semanas, y ya adaptados a su nueva vida, las horas de sueño aumentan a cotas normales de siete u ocho horas diarias.

Taparse los oídos es imprescindible si se quiere dormir en la ISS, ya que hay un ruido constante de en torno a 60 ó 65 decibelios, “parecido a viajar en un avión”, generado pro los ventiladores que están activados todo el rato para depurar el aire.

Cocinar y comer

La comida quizá sea uno de los momentos de relax de la ajetreada vida en la ISS. Los astronautas se reúnen en torno a una mesa, a la que se tienen que atar para no flotar, y disfrutan de una alimentación “bastante similar a la de la Tierra”. Eso sí, han de tener cuidado con comer alimentos que nunca antes han probado o que pudieran generarles algún tipo de malestar. Generalmente los paquetes de comida que llegan a la Estación están compuestos por alimentos propios del país de origen del astronauta, o al menos parecidos.

Así se vive en la Estación Espacial Internacional 3
El momento de la comida en la ISS | Foto: NASA

“Recuerdo una vez que probé unas nueces de california que había traído un compañero estadounidense; nunca antes las había probado y me sentaron muy mal. Pasé toda la noche con sudores fríos, fiebre y sin dormir. Me vi obligado a tomar el carbón activado para contrarrestar los efectos”, asegura Yuri.

Cuarto de baño y aseo

Los astronautas, como cualquier ser humano, también hacen sus necesidades personales y se duchan. Para ello, cuentan con un baño especial que succiona los desechos y los deposita en una cavidad especialmente diseñada para estos menesteres. Una vez que el deposito está lleno, es evacuado en el espacio para que se desintegre.

Deporte

Los astronautas hacen deporte en la ISS dos veces al día. “Tenemos una bici estática y una cinta para correr”, asegura Usachov. “Yo corría cinco kilómetros al día; nunca he corrido tanto en mi vida”.

Convivencia

Para mejorar la convivencia, en muchos casos los astronautas se conocen antes de su vuelo espacial. En el caso de Yuri, viajó a EEUU para conocer a sus compañeros de viaje americanos y allí pudo disfrutar de algunas de sus costumbres como ver un partido de béisbol y uno de baloncesto y acudir a un rodeo.  Cuando sus “colegas” estadounidenses viajaron a Rusia, fueron a la Dacha -casa en el campo- y a la sauna.

Así se vive en la Estación Espacial Internacional 1
Desde la cúpula se tienen las mejores vistas de la Tierra | Foto: NASA

Durante los seis meses que la tripulación pasa en la Estación, el comandante es el encargado de establecer el orden, tomar las decisiones y  mediar en las disputas. Es la única persona autorizada a emplear la fuerza si la situación lo requiere, tanto es así, que es el responsable de custodiar el único arma que hay a bordo, una pistola Makarov que no ha habido que utilizar en ninguna ocasión, por ahora.

Antes de volar, los astronautas firman un código de conducta dónde se establece lo que se puede hacer y lo que no.

Pedro Duque muestra la ISS por dentro

TOP