Hola, ¿qué estás buscando?

de resultados

No se ha encontrado ningún resultado

Ver más

Así es ser minimalista y vivir solo con lo esencial

María Hernández

Foto: Thomas Peter
Reuters

Acumular posesiones que realmente no necesitamos es algo que forma parte de la sociedad en la que vivimos. Ropa que solo nos ponemos un par de veces, artículos de decoración que nunca llegamos a poner en casa o libros que nunca leemos son solo algunos ejemplos de todo aquello que adquirimos por mero capricho, que acaba en nuestras casas sin otra función que la de ocupar espacio y acumular polvo.

Los minimalistas tratan de alejarse de este estilo de vida, desprendiéndose de una gran parte de sus propiedades y viviendo tan solo con lo que verdaderamente necesitan, lo mínimo e imprescindible.

Algunos de ellos han decidido compartir su experiencia a través de sus blogs, donde explican por qué han decidido vivir tan solo con lo que es esencial en su vida y cómo afecta esta decisión a su vida diaria.

Pero el minimalismo no se aplica solo a las posesiones materiales, sino que afecta también a otros aspectos como las relaciones personales o el uso de redes sociales y medios de comunicación.

¿Qué es exactamente el minimalismo?

“Aunque después cada uno lo interpreta a su manera, la base del minimalismo es identificar qué es lo esencial en tu vida y eliminar o reducir aquello que no es”, nos explica Bosco Soler, autor del blog Filosofía Nómada, que aplica esta filosofía en su vida desde hace varios años.

Así es ser minimalista y vivir solo con lo indispensable
Bosco hizo un viaje de nueve meses con las cosas que le cabían en una mochila. | Foto: Bosco Soler

Aunque cada uno lo interpreta a su manera, en lo que sí coinciden quienes lo practican es en que es una filosofía de vida, y no un comportamiento que se lleva a cabo para conseguir un objetivo final.

“Esta manera de concebir la existencia se plantea como respuesta o alternativa al estilo de vida consumista predominante en la sociedad occidental, en la que se identifica la felicidad con la posesión de objetos”, explica Luis José Sánchez, que también comparte su experiencia como minimalista a través de su blog Mínimo.

Sin embargo, aunque el minimalismo es una manera de vivir, también puede ser muy útil como herramienta para adquirir ciertas habilidades o conseguir objetivos a corto plazo, pues deshacerse de posesiones materiales tiene efectos inmediatos en acciones cotidianas como ordenar, limpiar o incluso al hacer viajes.

¿A qué se aplica?

Esta filosofía de vida se suele asociar con lo material, con las cosas que acumulamos a lo largo del tiempo y que no utilizamos o no necesitamos. Sin embargo, no solo se aplica a las posesiones, sino que también es una forma de gestionar las relaciones sociales o la cantidad de información que recibimos a diario.

“En primer lugar, un minimalista tiene menos posesiones que alguien que no lo sea y, en segundo lugar, tiene menos cosas en la cabeza porque se enfoca en lo importante y evita la ‘infoxicación’ o exceso de información que nos llega por todas partes”, explica Luis José.

Así es ser minimalista y vivir solo con lo esencial
El armario de un minimalista puede estar formado por tan solo las prendas indispensables. | Foto: Thomas Peter/ Reuters

Un ejemplo de esta gestión de la información es el hecho de que los minimalistas se suelen deshacer de la televisión. “Consumir información solo porque está ahí no añade ningún valor”, nos explica Valentina Thörner, considerada una experta en minimalismo y hábitos de vida saludables. “Nosotros por ejemplo no tenemos televisión, pero sí tenemos un proyector para ver películas seleccionadas”, añade.

Con las personas es más complicado aplicar esta forma de vida, “porque hay gente que no puedes eliminar de tu vida”, explica Valentina. Sin embargo, sí que se pueden poner ciertas normas para no perder tiempo con gente que no aporta nada a nuestra vida, cómo no hablar con ellos de ciertos temas.

Esto se aplica también a las redes sociales. “Las redes sociales son herramientas, son útiles o inútiles dependiendo de la persona que las utilice”, opina Valentina, que explica que un minimalista, por ejemplo, reduce su lista de amigos en redes como Facebook a aquellos con los que mantiene conversaciones de forma habitual.

¿Qué aporta?

La primera aportación y la más obvia es el ahorro de espacio. Tener menos cosas hace que optimizar el espacio sea mucho más fácil. “Abre espacio y energía”, dice Valentina. “Si todo lo que te rodea lo utilizas o está ahí porque lo quieres ahí, al tener las cosas presentes, les sacas mucho más provecho”, explica.

Esto lleva también a un ahorro económico, así como de tiempo, pues “dejas de perderlo y de gastar dinero en cosas menos importantes, ya que el dinero es tiempo trabajado”. Ser minimalista “implica tener menos gasto tanto en tiempo como en dinero porque las cosas necesitan de cuando en cuando nuestra atención para limpiarlas, ordenarlas y mantenerlas en buen estado de uso”, explica Luis José.

Así es ser minimalista y vivir solo con lo indispensable 1
Luis José hizo el Camino de Santiago con lo que le cabía en los bolsillos y una riñonera. | Foto: Luis José Sánchez

Algo quizás menos obvio que aporta esta filosofía de vida, pero también muy importante, es la “paz mental, menos preocupaciones, menos decisiones”, opina Bosco, que explica que el minimalismo también significa libertad. “Cuanto menos posees, menos cosas te anclan a un lugar y, por tanto, más sencillo es cambiar de entorno si surge la oportunidad”.

Consejos para iniciarse en el minimalismo

Ser minimalista implica vivir con las cosas que realmente son necesarias y deshacerse de aquellas que no necesitamos o usamos. Sin embargo, cada persona es un mundo y, por tanto, cada uno lo aplica de maneras y niveles diferentes.

Para aquellos que quieran iniciarse en el minimalismo, los bloggers recomiendan algunos retos, como el proyecto 333 o el reto 30-30.

El proyecto 333 consiste en vivir durante tres meses con tan solo 33 prendas de ropa. “Este tiene la gran ventaja de que es asumible y no es demasiado restrictivo”, explica Valentina, su creadora. “Además, no tienes por qué decirle a nadie que lo estás haciendo, porque no se nota”, añade.

Así es ser minimalista y vivir solo con lo indispensable 3
El proyecto 333 es asequible por su corta duración. | Foto: Valentina Thörner

El reto 30-30 consiste en desprenderse de algo material cada día durante 30 días. Otro, más restrictivo, consiste en pasar un mes con tan solo seis prendas.

Pero realmente, el minimalismo es algo tan personal que cada uno puede plantearse sus propios retos. “Uno mismo le puede echar imaginación y plantearse su propio reto o experimento minimalista. Por ejemplo, en su día me planteé el reto de hacer el Camino de Santiago sin mochila, llevando lo imprescindible en los bolsillos y en una pequeña riñonera”, explica Luis José.

La gente suele empezar con las posesiones materiales, para seguir después con el resto. “Yo recomiendo empezar por la ropa (…). Si una prenda no te favorece, no te la quedes”, dice Valentina.

Pero, sea como sea el inicio en el minimalismo, lo importante es decidir cuáles son las cosas que verdaderamente aportan algo a nuestra vida. “Mi consejo es que dediques un tiempo a conocerte para identificar cuáles son sus prioridades y qué cosas ayudan a lograr sus objetivos”, recomienda Bosco.

Continúa leyendo: 14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda

Cecilia de la Serna

Foto: Khaled Abdullah Ali Al Mahdi
Reuters

Cada año, la Organización Mundial del Turismo (OMT) hace un exhaustivo seguimiento de las tendencias de viaje con el objetivo de predecir los destinos más prometedores (y que más de moda se pondrán). Para ello, analiza cuáles son los de mayor crecimiento.

Los 14 destinos turísticos de mayor crecimiento en el globo se reparten por la geografía mundial, aunque zonas como el Oriente Medio y el norte de África -a pesar de sus conflictos-, con países como como Palestina, Egipto o Túnez, y Sudamérica, con países como Uruguay y Chile, las que experimentan un crecimiento especialmente destacable.

1. Territorios palestinos

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda
Un turista toma una fotografía en Belén. | Foto: Mussa Qawasma / Reuters

La industria turística de Cisjordania se vino abajo tras la Guerra de los Seis Días de 1967 y la consiguiente ocupación israelí del territorio, y a pesar de que el conflicto con Israel siga muy vivo, la situación del turismo en Palestina ha mejorado notablemente en 2017. La agencia de la ONU coloca a Palestina como el país donde más ha crecido el turismo a nivel mundial durante el primer semestre de 2017. Durante el año pasado, las visitas turísticas internacionales a Palestina aumentaron casi un 58%. Cisjordania acoge a la mayor parte de los visitantes en Navidad, cuando Belén celebra una misa de medianoche. Un atractivo novedoso en la zona de Belén es el Hotel Walled-Off, un establecimiento hotelero del misterioso artista británico Banksy.

Durante el año pasado, las visitas turísticas internacionales a Palestina aumentaron casi un 58%. Cisjordania acoge a la mayor parte de los visitantes en Navidad, cuando Belén celebra una misa de medianoche.

2. Egipto

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 1
La Vía Láctea reflejada en el cielo del Desierto Blanco al norte del Oasis de Farafra, al suroeste de El Cairo. | Foto: Amr Abdallah / Reuters

Egipto, un clásico del turismo internacional en el norte de África, también ha sufrido un importante batacazo en los últimos años por la escalada violenta de atentados, en ocasiones con el objetivo puesto en los turistas extranjeros. No obstante, y a medida que la violencia en el país ha ido disminuyendo, el número de turistas se ha disparado un 51%. El gran éxito reside, por supuesto, en sus pirámides y vasta historia, pero también en un buen clima.

3. Islas Marianas del norte

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 2
Las playas de las Islas Marianas del Norte son paradisiacas. | Foto: Turismo de Estados Unidos

Las Islas Marianas del Norte son un territorio en unión política con Estados Unidos, al igual que Puerto Rico, pero situado en el Pacífico Norte. Se trata de 14 islas septentrionales, situadas entre Hawái y las Filipinas. No es un territorio especialmente conocido, pero cada vez son más los que se acercan a visitarlo. Las Islas Marianas del Norte experimentaron un crecimiento del 37% en el turismo durante el año pasado. El archipiélago tropical es conocido por sus casinos y playas bordeadas de palmeras.

4. Islandia

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 3
La naturaleza de Islandia es incomparable. | Foto: Stoyan Nenov / Reuters

Desde 2010, el número de turistas extranjeros en Islandia se ha triplicado. Esta tendencia se ha confirmado el pasado año, cuando el turismo aumentó un 35%. A Islandia se la conoce como la isla del hielo y el fuego, y quienes la describen así no lo hacen por capricho. Entre sus montañas, ríos, precipicios, cascadas, volcanes y glaciares se esconden secretos y paisajes que no sólo quedarán bien en una instantánea, sino que dejarán huella hasta en el viajero más viajado que los descubra. Los visitantes tienden a ir entre junio y agosto, cuando el clima es más amable y hay más horas de luz del día.

5. Túnez

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 4
La arquitectura es una muestra de la riqueza histórica de Túnez. | Foto: Zoubeir Souissi / Reuters

Túnez se está recuperando de su ataque terrorista de 2015 con bastante rapidez. El país tuvo un aumento del 33% en turistas extranjeros el año pasado. Los visitantes llegan al país magrebí por sus centros históricos y turísticos, por la hospitalidad de los tunecinos y por sus playas mediterráneas.

6. Vietnam

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 6
Vietnam combina diversidad natural y étnica. | Foto: Nguyen Huy Kham / Reuters

Si el sudeste asiático tiene un lugar apetecible entre todos los lugares ese es Vietnam, como bien confirman las cifras: un 31% más de turistas lo visitaron el año pasado, suponiendo el mayor crecimiento de todo el continente asiático. El país se incorporó no hace mucho al mercado turístico mundial, ya que no se abrió totalmente a los visitantes extranjeros hasta la década del los 90. Su paisaje, sus gentes y pueblos, su riqueza cultural y natural, y el colorido de sus 53 grupos étnicos hacen de este un destino realmente atractivo.

7. Uruguay

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 7
Los paisajes de Uruguay invitan a puestas de sol irrepetibles. | Foto: Andres Stapff / Reuters

El primer puesto de los países latinoamericanos es para Uruguay, que durante el año pasado recibió a 3 millones turistas extranjeros, un aumento del 30% con respecto al año anterior. En su geografía destacan Punta del Este, Piriápolis, Montevideo, Colonia del Sacramento o Rocha, que hacen del turismo un punto cada vez más fuerte en la economía uruguaya.

8. Nicaragua

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 8
¿Conoces las playas más secretas de Nicaragua? Esta es tu oportunidad. | Foto: Oswaldo Rivas

Alrededor de 1,5 millones de personas visitaron Nicaragua en 2016, lo que se traduce en un aumento del 28%. Este tesoro escondido de Centroamérica ofrece atractivos como una variedad de fiestas patronales con interesantes expresiones culturales, donde se puede observar en el fervor religioso, y una mezcla de manifestaciones indígenas y coloniales. Además, sus playas salvajes no dejarán indiferente al más aventurero. Definitivamente, una joya por descubrir.

9. Mongolia

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 9
Mongolia invita a una vida nómada. | Foto: Claro Cortes / Reuters

El turismo en Mongolia, al igual que el nicaragüense, aumentó un 28% el año pasado. Los turistas se sienten especialmente atraídos por los rincones más recónditos del país y por el importante crecimiento de la vida nocturna de su capital, Ulán Bator. Una naturaleza esencialmente diversa según las regiones del país hacen de Mongolia un lugar que merece la pena visitar durante una temporada larga.

10. Israel

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 10
El Muro de las Lamentaciones es uno de los símbolos de la cultura en Israel y recibe a millones de turistas extranjeros. | Foto: Marko Djurica / Reuters

Israel recibió 2,9 millones de visitantes el pasado año, lo que supuso un aumento del 25% con respecto al año anterior, a pesar del conflicto latente en la zona. Israel cuenta con un impacto histórico muy relevante y con una vida cultural muy activa. Los puntos turísticos más “calientes” son, sin duda, el mar Muerto, el Muro de las Lamentaciones en Jerusaeln y la intensa vida nocturna de Tel Aviv, quienes algunos la denominan “el Miami de Oriente Medio”.

11. Malta

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 11
La ‘Ventana Azul’ de Malta fue un icono de la isla, y un importante atractivo turístico, que desgraciadamente desapareció hace unos meses. | Foto: Darrin Zammit Lupi / Reuters

La pequeña isla de Malta, uno de los emblemas del corazón del Mediterráneo, acoge cada vez a más y más turistas foráneos, concretamente el número de visitantes extranjeros aumentó en un 23% el pasado año. Malta, que es a su vez un gran plató (en la isla se han rodado películas como Gladiator, Captain Phillips o El Código Da Vinci, destaca por sus playas y por su riqueza histórica.

12. Seychelles

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 12
Un paraíso tropical en auge. | Foto: Reuters

La popularidad de las exóticas Seychelles está creciendo exponencialmente, con un aumento de las visitas del 20% durante el año pasado. Este conjunto de 115 islas ubicadas en el océano Índico, al noreste de Madagascar, es un auténtico paraíso tropical. Este archipiélago esconde dos de las playas más bellas del mundo, Lazio y Georgette, y la más fotografiada según el Libro Guiness de los Récords, la de Source d’Argent. Aunque se asocia al turismo de lujo, las gangas también están disponibles.

13. Montenegro

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 13
El complejo turístico montenegrino Sveti Stefan es internacionalmente reconocido. | Foto: Stringer / Reuters

Durante el año pasado, Montenegro experimentó un aumento del 20% en el turismo foráneo. El país balcánico muestra una enorme diversidad, con influencia de las culturas serbia, ortodoxa, eslava, centroeuropea y adriática. La vasta historia del país marca especialmente la experiencia del turismo extranjero, que llega atraído por un inmenso patrimonio histórico. Mar y montaña dibujan un diverso itinerario entre pueblos, playas, naturaleza y piedra.

14. Chile

14 destinos turísticos a los que ir antes de que se pongan definitivamente de moda 14
Esta zona de Santiago, conocida como Sanhattan, es un punto de contrastes. | Foto: Victor Ruiz Caballero / Reuters

Otro de los países sudamericanos que ha experimentado un rápido crecimiento es Chile, que también recibió un 20% más de visitantes el año pasado. Sus diversos paisajes y su entorno lo convierten en un gran destino para los amantes de la naturaleza. Destacan la Patagonia, el lago Chungará, el volcán Parinacota, San Pedro de Atacama o el parque nacional Vicente Pérez Rosales. Chile cuenta con hasta seis sitios declarados patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Además, su cultura de influencias indígenas e hispánicas hace de sus costumbres un atractivo extra. La moderna capital, Santiago de Chile, ofrece riqueza arquitectónica así como natural, ya que los Andes -que rodean la ciudad- generan un contraste panorámico incomparable.

Continúa leyendo: La NASA captura un enorme bloque de hielo despegándose de la Antártida

La NASA captura un enorme bloque de hielo despegándose de la Antártida

Redacción TO

Foto: NASA

Una parcela del tamaño de Sicilia comenzó el año amenazando con separarse definitivamente de la Antártida, y esa amenaza terminó por cumplirse en el pasado mes de julio. Hasta ahora, las únicas imágenes que nos habían llegado del iceberg A-68 nos llegaron vía satélite. Esto se debe a la oscuridad que reina en esta época del año. Sin embargo, con el retorno del sol a la llegada del verano, se han sucedido los vuelos por encima del continente y se ha podido ver por primera vez el iceberg gigante.

La NASA se ha encargado de difundir algunas de estas imágenes, que muestran una realidad temible. “Este es un gran cambio: los mapas tendrán que volver a dibujarse“, comentó el investigador Adrian Luckman, de la Universidad de Swansea, al diario The New York Times.

En la página web de la agencia espacial, la experta científica Katheryn Hansen escribió el pasado 12 de noviembre: “Sabía que vería un iceberg del tamaño de Delaware, pero no estaba preparada para el impacto de verlo desde el aire. La mayor parte de los icebergs que he visto parecen relativamente pequeños y compactos. Este no es el caso. Este (A-68) es tan vasto que parece que siga formando parte del continente”.

Continúa leyendo: Alejandro 'El Sirio', el estudiante de turismo en Alepo que lo dejó todo por ser torero

Alejandro 'El Sirio', el estudiante de turismo en Alepo que lo dejó todo por ser torero

Lidia Ramírez

Foto: Foto cedida por Alejandro 'El Sirio'

Esta es la historia de un sueño que surgió a 5.000 kilómetros de España hace ya casi dos décadas. Es la historia de Hazem Al-Masri, conocido como Alejandro ‘El Sirio’, un alepino que, casualmente, vio una corrida de toros siendo niño mediante el canal internacional de TVE y que a partir de entonces tuvo claro a qué quería dedicarse el resto de su vida. “En ese instante cambió todo para mí. Ver aquella corrida en televisión me pareció algo mágico. En ese momento me dije que tenía que viajar a España para ser torero”, cuenta Alejandro a The Objective. Tenía 14 años.

Sin embargo, no fue hasta los 18 cuando ‘El Sirio’, que en esos momentos estudiaba un grado de Turismo en Alepo, decidió dejarlo todo y, con un petate lleno de ilusiones, puso rumbo a España para cumplir su sueño. Era el año 2000. La ciudad que lo recibió fue Valencia, donde unos compatriotas lo ayudaron a alojarse y a buscar trabajo.

–¿Recuerdas lo que hiciste nada más llegar a España?

–Claro que sí. Ir a la plaza de toros. Quería comprar una entrada para ver una corrida. Sin embargo, cuál fue mi sorpresa que me dijeron que hasta la feria de marzo no había festejos. Era octubre. No entendía como estando en España no podía asistir a una corrida hasta dentro de cinco meses –cuenta el banderillero a The Objective en un perfecto español.

Alejandro 'El Sirio', el estudiante de turismo en Alepo que lo dejó todo por ser torero
Hazem Al-Masri junto a su madre, en Alepo. | Foto cedida por Alejandro ‘El Sirio’

Comenzó trabajando en un taller de alarmas para vehículos, allí gracias a sus compañeros –y al flamenco– fue aprendiendo el idioma. “Escuchaba flamenco todo el rato”, recuerda. Fue en ese taller de alarmas donde también lo ‘bautizaron’ de nuevo. A partir de ese momento, pasaría a llamarse Alejandro. Lo de ‘El Sirio’, vendría años más tarde. Concretamente cuatro años después de su llegada a Valencia. “Ya sabía hablar español y un compañero me dijo que en Valencia había una escuela taurina. Ese mismo día pedí permiso en el trabajo y fui a la escuela en busca de mi sueño, aprender a ser torero, que era por lo que yo había venido a España”.

Sin embargo, lo que no esperaba es que con 22 años era ya demasiado tarde para ser matador de toros. “No entendía como con esa edad alguien podía ser mayor para comenzar a aprender algo”. Pero ‘El Sirio’ no desistió y, si bien había sido capaz de dejar, siendo todavía un niño, su tierra, su familia y sus raíces, nada ni nadie le impediría cumplir su sueño. Así que tanto insistió que finalmente permitieron que acudiera por las tardes a la plaza de toros de Valencia donde entrenaban los toreros de la tierra. “Yo decía: cuando ponga el pie dentro de la plaza de allí no me saca nadie”. Y así fue, a pesar del disgusto que esto supuso para su madre, quien desde 2005 reside también en España, y la cual no entendía como su único hijo quería ser torero.

Allí aprendió, además de a saber diferenciar entre una muleta y un capote o el significado de los diferentes pañuelos de la presidencia, que no podía ser espada. “Mi maestro, Víctor Manuel Blázquez me dijo que lo mejor era intentarlo como banderillero, así que, como no veía otra salida, eso hice”.

De su debut vestido de luces, en septiembre de 2007, recuerda que fue una novillada de la escuela taurina. También recuerda que fue el día más feliz de su vida. “Estaba muy nervioso, pero pensé: por fin lo he logrado”.

Desde 2011, Alejandro, quien en todos estos años ha tenido que trabajar como fontanero, electricista, cogiendo naranjas, instalando aires acondicionados…, acompaña al diestro Román, formando parte de su cuadrilla desde hace dos temporadas.

Alejandro 'El Sirio', el estudiante de turismo que lo dejó todo por ser torero 4
Alejandro ‘El Sirio’, al fondo, vestido de luces junto a la cuadrilla de Román. | Foto cedida por Alejandro ‘El Sirio’

Ahora, es feliz en España vestido de torero de plata. Pero no olvida sus raíces. No olvida que ese joven que llegó hace casi dos décadas y al cual ‘rebautizaron’ como Alejandro ‘El Sirio’, es en realidad Hazem Al-Masri, de Alepo. Una ciudad hoy completamente devastada por los continuos bombardeos debido a una guerra que comenzó en 2011 y que ha destrozado al país. “Yo dejé un país alegre, con gente feliz, donde había trabajo para todos… Es una atrocidad lo que están haciendo con él por intereses económicos y políticos”, apunta el banderillero con voz entrecortada al otro lado del teléfono.

Hoy Hazem, Alejandro o ‘El Sirio’, agradece al destino que un día, haciendo zapping, se cruzara con aquella corrida de toros en televisión que le hizo que sus sueños y su suerte tomaran otro rumbo.

Continúa leyendo: Una campaña de PETA compara cenar bebés con comer pavo

Una campaña de PETA compara cenar bebés con comer pavo

Redacción TO

Foto: Gabriel García Marengo
Unplash

Desde 1961 los estadounidenses vienen celebrando su tan popular Día de Acción de Gracias o Thanksgiving Day. En este día, que tiene lugar cada cuarto jueves de noviembre (este año se celebrará el próximo jueves 23), las familias se reúnen en una celebración muy similar a la cena de Navidad. La tradición culinaria de esta comida, que se celebra como agradecimiento a la buena cosecha del año, obliga a emplear los ingredientes originarios de los indios nativos. El alimento protagonista es el pavo asado al horno acompañado por regla general con alguna salsa de arándanos (generalmente dulce y que contrasta con los sabores salados de la carne) y algún plato de verduras.

Con motivo de esta festividad, cada año se sacrifican millones de pavos en Estados Unidos. Desde la organización Personas por el Trato Ético de los Animales (PETA) denuncian que la industria avícola se jacta de que cada año mata de 44 a 47 millones de estas aves. Por ello, es que han lanzado una campaña en contra de sacrificar a estos animales que ha levantado una gran polémica al comparar comerse a una de estas aves con un bebé. “Los pavos pueden vivir hasta 10 años, sin embargo aquellos que son criados para comer generalmente son asesinados cuando tienen entre 12 y 26 semanas de edad. Todos los animales merecen ser tratados con compasión. Todos somos iguales”, apuntan es su página web.

En el vídeo de campaña titulado ‘¿Te estás comiendo un bebé?’, se puede ver a una familia sentada alrededor de una mesa en el Día de Acción de Gracias. Cuando se disponen a comer el plato estrella, descubren que en la olla no hay el tan esperado manjar, sino un bebé horneado y cubierto de condimentos. Tras un primer momento en el que se puede ver a los comensales sorprendidos, rápidamente pasan a ingerir al bebé.

El vídeo ha levantado una gran polémica en redes sociales y son muchos los usuarios los que han advertido a PETA que no están salvando la causa ya que un pavo de seis meses “nunca será equivalente a un bebé humano”.

TOP