Hola, ¿qué estás buscando?

de resultados

No se ha encontrado ningún resultado

Ver más

Bao, el bocadillo chino que desbancará a la hamburguesa

Redacción TO

La historia del bao se remonta a los tiempos de los Tres Reinos (siglo III). Zhuge Liang, canciller del estado de Shu Han, regresaba victorioso junto a su ejército en una campaña en las lejanas tierras de Nanman cuando se encontró con un río de corrientes peligrosas que desafiaba el regreso a casa. Después de tantos intentos –todos infructuosos-, Zhuge preguntó en los pueblos cómo atravesar sus aguas rápidas. Preguntó y preguntó hasta que un hombre viejo le contó que, antiguamente, los bárbaros ofrecían 49 cabezas de entre sus hombres para satisfacer a la deidad del río y atravesarlo así con paso tranquilo. Liang, que no fue partidario de la propuesta, decidió maquinar una ofrenda tramposa: sus hombres mataron a los animales que llevaban consigo y utilizaron su carne para rellenar unos bollos a los que dieron forma de cabeza humana. Una vez las lanzaron al río, sus aguas se amansaron y las tropas pudieron cruzarlo sin esfuerzo.

Cerveza y bao, plan perfecto (Foto: Bao Bar Madrid)
Cerveza y bao, plan perfecto (Foto: Bao Bar Madrid)

Aquella masa recibió el nombre de mantou y hoy día se mantiene como la base del bao. Sin este, el bao no tiene sentido. Es el ingrediente ineludible: el arroz de la paella. No se produce con una levadura que deba ser horneada, como nuestro pan, sino que se hace al vapor. Luego se mezcla con una pasta de azúcar –convierte cada bocado en un placer inmenso- y el resultado es una masa muy tierna, esponjosa, tan suave que es irresistible.

Si bien los baos son originarios del norte de China, la realidad es que se come en todo el país y en todo el mundo. Uno puede recorrer las calles de Pekín y ver en cada parada, a cada paso, cómo los chinos se lo comen mientras caminan, a todas horas, aunque preferiblemente por la mañana y siempre con las manos. En este sentido, han nacido todo tipo de locales en Madrid y en otras ciudades de España especializados en esta delicia china y se las ingenian con recetas imaginativas y sorprendentes: papada de cerdo ibérico, panceta con salsa china, entraña de cebón con ajos crujientes, mollejas de ternera y chimichurri. Y un largo etcétera que incluye recetas vegetarianas como el bao relleno de frijoles, excepcional.

Muestras que abren el apetito. (Foto: Pambao)
Muestras que abren el apetito. (Foto: Pambao)

Pero como el más común tiene cerdo, dejamos a los más aventurados la receta para preparar, según The Guardian, el mejor bao del vecindario.

Ingredientes esenciales

Para el mantou:
2 cucharaditas de levadura
275ml de agua tibia
30 g de azúcar
500 g de harina
½ cucharadita de sal
1 cucharadita de aceite de oliva

Para la carne de cerdo rojo cocido:
500 g de panceta de cerdo
1½ cucharadas de azúcar
2 cucharadas de aceite de oliva
2 dientes de ajo pelados
1 rebanada jengibre pelado
Un trozo de corteza de casia (o una pequeña rama de canela)
2 cebollas
2 frutos de anís estrellado
1 ½ cucharadas de salsa de soja
50ml de arroz chino
300ml de caldo vegetal o agua

Preparación

Para el mantou:
1. Mezclar la levadura con el agua tibia y una pizca de azúcar y dejar que se active.
2. Una vez activado, combinar la mezcla con el resto del azúcar y de los ingredientes en un tazón o bol y remover hasta conformar una masa suave.
3. Amasar durante unos diez minutos.
4. Hacer de la masa una bola, colocarla en un bol con aceite y cubrir el bol con un paño limpio y dejarlo en un lugar caliente hasta que doble su tamaño (alrededor de una hora).
5. Perforar la masa y volver a amasarla durante unos minutos para luego devolverlo al bol, taparlo y dejarlo reposar en un lugar cálido durante 20 minutos.
6. Estirar la masa hasta formar un rectángulo largo y delgado.
7. Enrollar la masa y y dividirla en 10 piezas.
8. Poner una olla con agua fría para prepararla al vapor.
9. Alinear la olla de vapor con muselina o papel de cocina y colocar unos pocos bollos -nunca más de cuatro- en la parte superior, pues se expandirán durante la cocción.
10. Cubrir la olla y dejarlo al vapor durante 20 minutos; luego apagar el fuego y dejar en el vapor de agua durante 2 minutos.
11. Retirar los bollos de uno en uno.

Para la carne de cerdo:
1. Colocar la panceta en una cacerola, llenarla con agua fría y ponerla en ebullición.
2. Cocinar a fuego lento durante unos 20 minutos, retirar la espuma que comenzará a salir.
3. Retirar la carne de cerdo y dejar que se enfríe. Desechar el agua de cocción.
4. Trocear la carne una vez se enfríe.
5. En una sartén a temperatura media, derretir el azúcar con aceite vegetal. Tras un par de minutos y con el azúcar caramelizando, añadir la carne de cerdo. Mantener la fritura durante 5 minutos.
6. Añadir todos los ingredientes en una sartén y cocinar a fuego lento, tapado, durante 45 minutos, removiendo con frecuencia.
7. Retirar la cubierta, desechar la rodaja de jengibre, la corteza de casia, los frutos de anís estrellado y reducir la salsa hasta que se vea espesa y la carne brillante.
8. Recalentar el mantou en el vapor y luego servir.

Continúa leyendo: Café de setas: última tendencia en comida sana

Café de setas: última tendencia en comida sana

Redacción TO

Primero que si mejor beber café frío, después la moda del café arco iris y ahora lo que se lleva es beber café hecho a base de setas, la última tendencia en comida sana. Suena horrible, pero aparentemente es “el café más saludable del mundo”, según el empresario finlandés Tero Isokauppila, fundador de Four Sigmatic, empresa productora de este tipo de bebida hecha a base de un hongo especial.

Las investigaciones confirman que el café puede aumentar el metabolismo, prevenir la enfermedad de Alzheimer, y reducir el riesgo de depresión. Sin embargo, también puede causar insomnio y exacerbar la ansiedad, efectos secundarios que podrían evitarse si se consume esta bebida que según Isokauppila “será tan común como comer pescado” y todo esto con la misma cantidad de cafeína. Y aunque pueda parecer, francamente, repugnante, el empresario asegura que sabe “rico” y “suave”, “como una mezcla entre el té y el café”, y además incluso puede ayudar a regular los niveles de azúcar en la sangre.

¿Cómo hacer un café de setas?

El proceso implica la licuefacción y luego secado de diferentes tipos de hongos – sobre todo maitake y chaga – para a continuación mezclarlos con un café normal. La mezcla de hongo maitake ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre, mientras que el chaga neutraliza el ácido del café que puede causar malestar estomacal. Por su parte, la revista de nutrición Health.com que se ha hecho eco de este tipo de bebida ha advertido que lo mejor es no recrear el café en casa y duda de su salubridad ya que advierte puede interactuar con los medicamentos que estemos tomando y provocar un descontrol en la presión sanguínea arterial.

Continúa leyendo: Los 10 destinos más baratos para ir de vacaciones en 2017

Los 10 destinos más baratos para ir de vacaciones en 2017

Redacción TO

¿Pensando ya en una escapada? Si quieres viajar por poco dinero, toma buena nota de estos lugares que durante este año se adaptarán a tu bolsillo y son perfectos para unas vacaciones baratas. El sitio web de traslados al aeropuerto, Hoppa, ha publicado su informe anual sobre los destinos de vacaciones más económicos del mundo. Analizando 84 lugares, el informe ha realizado una media teniendo en cuenta el costo de un hotel para dos persona por una noche, una comida para dos, una botella de vino, un viaje en taxi de unos tres kilómetros, un café, un cóctel y una cerveza.

Desde los desiertos de Arabia Saudí hasta una ciudad costera y soleada en Colombia, recopilamos los 10 lugares más baratos del planeta para que nadie se quede sin vacaciones este año.

10. Sliema, Malta – 61,05 € 

Hotel para dos personas: 56,72 €

Comida para dos: 16,15 €

Botella de vino: 5,58 €

Taxi: 2,39 €

Taza de café: 1,19 €

Cóctel: 4,35 €

Pinta de cerveza: 1,76 €

Turistas por el paseo marítimo en la ciudad de Sliema, Malta. (Foto: Darrin Zammit Lupi | Reuters)
Turistas por el paseo marítimo en la ciudad de Sliema, Malta. (Foto: Darrin Zammit Lupi | Reuters)

9. Ciudad de México, México – 47,95 €

Hotel para dos personas: 51,98 €

Comida para dos: 18,56 €

Botella de vino: 7,58 €

Taxi: 1,95 €

Café: 1,97 €

Cóctel: 3,81 €

Pinta de cerveza: 1,16 €

8. Manila, Filipinas – 44,42 €

Hotel para dos personas: 44,66 €

Comida para dos: 15,49 €

Botella de vino: 9,47 €

Taxi: 2,21 €

Café: 2,56 €

Cóctel: 4,49 €

Pinta de cerveza: 0,36 €

Turista en el parque del Rizl, Manila, Filipinas. (Foto: Romeo Ranoco | Reuters)
Turista en el parque del Rizl, Manila, Filipinas. (Foto: Romeo Ranoco | Reuters)

7. Kiev, Ucrania – 44,26 €

Hotel para dos personas: 58,78 €

Comida para dos: 14,48 €

Botella de vino: 3,47 €

Taxi: 1,47 €

Café: 0,89 €

Cóctel: 2,83 €

Pinta de cerveza: 0,71 €

6. Siem Reap, Camboya – 42,52 €

Hotel para dos personas: 42,80 €

Comida para dos: 11,56 €

Botella de vino: 11,37 €

Taxi: 3,98 €

Café: 2,16 €

Cóctel: 3,15 €

Pinta de cerveza: 0,36 €

5. Antalya, Turquía – 41,66 €

Hotel para dos personas: 42,01 €

Comida para dos: 13,11€

Botella de vino: 4,94€

Taxi: 3,10€

Café: 1,88€

Cóctel: 4,47 €

Pinta de cerveza: 2,19 €

Turistas en una playa de Antalya, Turquía. (Foto: Kaan Soyturk | Reuters)
Turistas en una playa de Antalya, Turquía. (Foto: Kaan Soyturk | Reuters)

4. Bucarest, Rumanía – 41,57 €

Hotel para dos personas: 40,45 €

Comida para dos: 19,59 €

Botella de vino: 4,78 €

Taxi: 1,51 €

Café: 2,21 €

Cóctel: 4,22 €

Pinta de cerveza: 1,23 €

3. Cartagena, Colombia – 37,62 €

Hotel para dos personas: 35,43 €

Comida para dos: 11,58 €

Botella de vino: 7,58 €

Taxi: 3,98 €

Café: 1,26 €

Cóctel: 3,77 €

Pinta de cerveza: 1,31 €

Vista aérea de Cartagena, Colombia. (John Vizcaino | Reuters)
Vista aérea de Cartagena, Colombia. (John Vizcaino | Reuters)

2. El Cairo, Egipto – 37,04 €

Hotel para dos personas: 43,44 €

Comida para dos: 10,11 €

Botella de vino: 5,69 €

Taxi: 0,84 €

Café: 1,20€

Cóctel: 3,82€

Pinta de cerveza: 1,56€

1. Sofia, Bulgaria – 36,21 €

Hotel para dos personas: 35,38 €

Comida para dos: 16,51 €

Botella de vino: 4,57 €

Taxi: 1,94 €

Café: 1,46 €

Cóctel: 3,58 €

Pinta de cerveza: 1,00 €

Continúa leyendo: Cataluña y el principio de legalidad

Cataluña y el principio de legalidad

Aurora Nacarino-Brabo

El surgimiento de los estados modernos estuvo condicionado por una premisa anterior y necesaria: un principio de legalidad preexistente, un conjunto de normas percibidas como justas y aplicadas de forma igualitaria que obligaban tanto a los gobernantes como a los súbditos. Como ha explicado Fukuyama, el principio de legalidad establece que “el gobernante no es soberano; la ley es soberana”. O, como afirmó Hayek: “La ley es anterior a la legislación”.

Su aparición tiene lugar en Europa occidental hacia el siglo XII y su origen tiene mucho que ver con la Iglesia católica, aunque Bloch vincula el contractualismo a la institución feudal incluso anterior. La fe católica constituía una fuente de legitimidad y obediencia externa a los reyes y separada de la política: era algo así como una ley que recordaba a los gobernantes que no eran la última autoridad. Esta separación de las esferas espiritual y política no siempre operó, sino que fue el resultado de un proceso largo y salpicado de fechas memorables, del concordato de Worms a la paz de Westfalia.

El principio de legalidad no aparece en la China antigua, donde las autoridades religiosas siempre estuvieron supeditadas al poder político; tampoco en India, donde la institución brahmánica nunca constituyó un ente religioso separado del poder político; y no tuvo lugar en el mundo musulmán, dominado ora por el despotismo oriental, ora por el tribalismo.

Pero tampoco la Iglesia oriental de Bizancio manifestó la clara vocación de emancipación del poder imperial que caracterizó al papado de Gregorio VII, y que, en última instancia, sentaría las bases para la construcción de una institución religiosa moderna, esto es: jerárquica, burocrática y regulada.

Es, por tanto, en Europa occidental donde hemos de rastrear el origen del principio de legalidad que más tarde permitirá la evolución hacia los estados modernos. Hoy, nueve siglos después, las élites de una pequeña región de Europa occidental han decidido abolir el principio de legalidad en aras de culminar un proyecto nacional secesionista. En el fondo, de lo único de lo que se trata es de un conjunto de líderes políticos que se ha declarado en rebeldía contra el principio moderno que constituye el imperio de la ley, a fin de poder hacer y deshacer sin cortapisas, y sin sometimiento a los tribunales de justicia.

Se han proclamado soberanos por encima de las leyes y se han creído la fuente última de todas las legitimidades. Son, al mismo tiempo, la autoridad religiosa que ha de guiar al pueblo hacia su libertad, y la autoridad política que habrá de gobernarlo, en una simbiosis posmoderna para un cesaropapismo viejo. La buena noticia es que los habitantes de Cataluña ya no son súbditos, sino ciudadanos. Cuando pase la pantomima del 1-O y puedan votar en unas elecciones democráticas, habrán de decidir entre su carta de ciudadanía y todo lo que queda fuera del principio de legalidad. A saber: corrupción con carta de naturaleza, arbitrariedad y tribalismo.

Continúa leyendo: Una cena en Dans le noir?, el restaurante que inventó comer a oscuras

Una cena en Dans le noir?, el restaurante que inventó comer a oscuras

Lidia Ramírez

Foto: The Objective

Nada más llegar tuve que depositar todos mis aparatos electrónicos así como cualquier complemento que pudiese iluminarse en la oscuridad en unas taquillas. Después, Maité Sutto, directora del restaurante y por unas horas mi camarera-guía, me introdujo al interior del salón-comedor completamente a oscuras. Pasamos tres cortinas negras antes de adentrarnos en la más suma oscuridad.

Lo primero que hice fue quitarme mis gafas de seis dioptrías en cada ojo, poca falta me hacían. “Aquí lo único importante es disfrutar de la experiencia y saborear los alimentos sin prejuicio alguno”, comentaba Maité con un marcado acento francés, mientras me conducía hacia nuestra mesa.

Dans le Noir?, el restaurante que inventó comer a oscuras 1
Más de 1,5 millones de personas ya han vivido la experiencia en el mundo. | Foto: Dans le noir?

Dans le noir?, que significa ‘en la oscuridad’, se encuentra situado en la Plaza del Biombo, nº5, a tan sólo 400 metros de la céntrica Plaza Mayor de Madrid, y se trata del primer restaurante en el que se come completamente a oscuras. Una experiencia sensorial que despierta los sentidos y desafía la percepción del gusto, el olfato y las texturas. “Nueve de cada diez personas son incapaces de distinguir el vino blanco del tinto o el rosado”, apunta Maité, perfeccionista hasta en el más mínimo detalle.

El grupo del mismo nombre, que lleva 13 años de éxito internacional con presencia en ciudades como Londres, Nantes, París, San Petersburgo o Barcelona, trabaja con un modelo de integración en el que emplea al 50% de su plantilla a personas con diversidad funcional. En concreto, Dans le noir? Madrid cuenta con camareros invidentes o con deficiencias visuales y posee un convenio de colaboración con la ONCE que les ayuda a encontrar los camareros-guías idóneos para esta experiencia. “Son los ojos de nuestros clientes durante la experiencia”, me cuenta Maité mientras degusto lo que creo que es un pincho de aceitunas y anchoas, y un zumo de alguna fruta con un ligero toque amargo. Todo esto acompañado de un vino ¿tinto?

Una cena en Dans le Noir?, el restaurante que inventó comer a oscuras
Dans le noir cuando está iluminado. | Foto vía Facebook.

El chef y el menú

Para la apertura de este peculiar restaurante, han confiado la confección de su carta al chef Manu Núñez, propietario del restaurante Arume, de Barcelona, y ex participante del popular concurso de televisión Top Chef.

“Dentro de mi trayectoria profesional este proyecto supone un desafío exigente pero bonito”, asegura Manu, quien ha preparado varios menús con una combinación sutil entre la cocina tradicional española e internacional, con algunas incursiones o influencias de la gastronomía francesa, sin olvidar Galicia, por supuesto, cuna del prestigioso chef. “Creo que puedo aportar una identidad personal fuerte en lo conceptual y un juego de sabores y matices potentes en los gustativo. Me planteo el reto con ganas de no dejar indiferente y de que ese sienta una Galicia viajera en el paladar”.

Dans le Noir?, el restaurante que inventó comer a oscuras 2
La confección de la carta ha recaído en manos del chef gallego, Manu Núñez. | Foto: Dans le Noir?

Así, los comensales podrán elegir entres tres menús sorpresa, ya que el cliente no sabrá lo que ha comido hasta el final de la experiencia. El menú sencillo, de 37,90 €, incluye primer plato y segundo plato, o segundo plato y postre; el menú completo, de 42,90€, contiene primer plato, segundo plato, postre; y el menú degustación, por 64,90€, incluye copa de cava, entrante, primer plato, segundo plato, postre y tres copas de vino.

Sabores verdaderos y naturales procedentes de productos frescos que ofrecen a los comensales un viaje iniciático a través de los sentidos, especialmente el gusto, el olfato y el tacto, ¡pero también el oído! Y es que en Dans le noir? los clientes no se sientan en mesas individuales, sino que comparten la experiencia con el resto de asistentes. “La oscuridad erradica la timidez y fomenta la convivencia”, asegura Maité Sutto.

Una experiencia sensorial y humana única. ¡Todo un reto para esta época!

Por cierto, lo que comí en la hora de entrevista que estuve con Maité nada tenía que ver con lo que yo pensaba que estaba degustando. Ni era tinto, ni anchoas, ni ninguna fruta amarga. ¡Mi sentido gustativo aún tiene mucho trabajo por delante!

Save

TOP