Hola, ¿qué estás buscando?

de resultados

No se ha encontrado ningún resultado

Ver más

¿Cómo logró escapar Antonio Ledezma de Venezuela?

Anna Carolina Maier

Foto: Anna Carolina Maier
The Objective

Entre Caracas y Cúcuta hay 679,09 km en línea recta, según Google Maps. Para el dirigente político de la oposición venezolana, Antonio Ledezma, fueron “1.200 kilómetros de día y de noche en los que no solamente pensaba en mi pellejo” sino también en su país, el que dejaba atrás. Comenta que pensaba a menudo en que si el Gobierno de Nicolás Maduro lo agarraba en el trayecto de la fuga, lo exhibiría “como un trofeo para desmoralizar a la oposición”. Pero esta vez Maduro no lo logró. Ledezma aporta su relato.

El 19 de febrero de 2015, el alcalde de Caracas, Ledezma, fue detenido por una comisión del Servicio Bolivariano de Inteligencia (SEBIN). Más de 100 agentes de la polícia política encapuchados, con las armas enfundadas y sin orden de detención, entraron en las oficinas privadas del dirigente y se lo llevaron. El pasado 17 de noviembre, 1.002 días más tarde, se dio a conocer a los medios que el dirigente opositor al Gobierno de Maduro estaba en Colombia tras haberse dado a la fuga.

Antonio Ledezma logró burlar los férreos controles a los que estuvo sometido durante su arresto domiciliario desde febrero de 2016, cuando le dictaron la medida de casa por cárcel, haciendo creer a sus vigilantes que se encontraba enfermo. Así consiguió que un día le dejaran de sacar la foto que diariamente le hacían como ‘fe de vida’ para los que él llama sus “secuestradores”: el Gobierno de Nicolás Maduro. Ese día, como él dice, “me la jugué”.

“Estudiamos los hábitos de los funcionarios y cuál era el momento más adecuado”. Confiesa que todo el tiempo que estuvo en su piso recluido, aplicó el “principio mandeliano” de: “No te líes con tus custodios”, lo que lo ayudó a establecer relaciones cordiales que luego facilitarían el análisis de las actitudes de los guardias. “A mi me hacían una fotografía todos los días en la que tenía que mostrar el periódico del día. Logramos, en estos últimos 15 días, que se bajara un poco la guardia diciéndoles que me sentía mal, que no podía dormir (…)”.

Relata que llevó adelante una estrategia evaluando cómo vestirse y lucir para hacer creer a la policía política que se encontraba muy enfermo. Dejó de arreglarse y de peinarse, hasta que logró evitar que le tomaran la fotografía correspondiente. El jueves a las 8:00am escapó. “Me la jugué para que no se repitiera la fotografía y fue cuando salimos a las primeras horas de la mañana”.

Añade que calcularon el tiempo que tardaba la unidad del SEBIN en hacer su cambio de guardia. A partir de allí, “lo que vivimos fueron 29 alcabalas (controles de la Guardia Nacional y de la Policía Nacional), además de otros puestos de vigilancia”.

¿Cómo logró escapar Antonio Ledezma de Venezuela? 1
El dirigente de Ciudadanos, Albert Rivera y el expresidente de Colombia, Andrés Pastrana acompañaron a Ledezma en la rueda de prensa de este lunes en Madrid. | Foto: Paul Hannah | Reuters

Reconoce que hubo colaboración de un equipo militar que se arriesgó a ayudarlo en su huida, “que no tiene nada que ver con colaboradores cercanos de Caracas”.

“Nicolás Maduro sabe que para poder pasar 29 alcabalas tuvo que haber colaboración de efectivos militares que hoy en día sienten vergüenza de lo que ocurre con la Fuerza Armada Nacional”, explica.

Los últimos 14 metros para llegar a la frontera con Cúcuta (Colombia) fueron los más tensos. Una señora que estaba en la cola de inmigración lo reconoció a pesar de que él llevaba un suéter y una gorra para disimular su apariencia. Ella le gritó emocionada: “Ledezma”, justo frente al guardia del último control en la frontera donde revisan las maletas.

“El guardia me reconoció, me hizo un guiño con el ojo y me dijo: ‘Siga adelante’”. “Quedan 14 metros”, fue la última frase que escuchó Ledezma antes de cruzar. Para el político, esos 14 metros parecieron 14 kilómetros.

Como documentación, Ledezma llevaba un carnet falso de inmigración colombiano con la foto de un hombre con rasgos similares. Al presentarlo al funcionario de la aduana del país vecino, este le respondió: “No hace falta”. Le dio una bandera de Venezuela y le dijo: “Usted es hombre libre; está en territorio colombiano”.

La escapada de Ledezma ha traído algunas consecuencias. Entre ellas, el allanamiento de algunos pisos del edificio donde vivía, así como la detención de varias personas com Ignacio Benítez, presidente de la junta de la comunidad de su edificio, quien está retenido en el Helicoide (sede del SEBIN en Caracas) y permanece incomunicado. También están detenidos el vigilante externo de la residencia, Jairo Atencia; Nelson Teixera, dueño de la empresa que presta el servicio de cámaras de seguridad de las residencias; Elizabeth Cardenas, exjefa de protocolo de la Alcaldía Metropolitana de Caracas (AMC); Carlos Luna, exjefe de protocolo de la AMC; y Carmen Catalina Andarcia, directora de administración de la AMC.

El dirigente venezolano ha aprovechado la rueda de prensa que ha dado en Madrid este lunes para denunciar estos casos. También ha prometido que trabajará desde el exilio para sacar a Venezuela de la crisis en la que está inmersa.

Sobre su situación legal ha dicho a los medios que no ha pedido asilo y que está estudiando con el Gobierno español la figura que le permitirá “actuar desde España y moverse por todo el mundo para denunciar la narcodictadura” y la situación de los 380 presos políticos que hay según el Foro Penal venezolano.

Continúa leyendo: ¿Quiénes son los 'traidores a la patria' de Nicolás Maduro?

¿Quiénes son los 'traidores a la patria' de Nicolás Maduro?

Anna Carolina Maier

Foto: TOBIAS SCHWARZ
Reuters

“Cualquiera que, de acuerdo con una Nación extranjera o con enemigos exteriores, conspire contra la seguridad del territorio de la patria, conspire contra sus instituciones republicanas, o la hostilice por cualquier medio para alguno de estos fines, será castigado con la pena de presidio de veinte a treinta años”, reza el artículo 128 del Código Penal de Venezuela.

A esta pena podrían enfrentarse dos de las cabezas de la Asamblea Nacional de mayoría opositora. El presidente del Parlamento, Julio Borges, y el primer vicepresidente, Freddy Guevara, quienes forman parte de la lista de “traidores” del presidente Nicolás Maduro por haber, según la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) impuesta por el chavismo, alentado las sanciones financieras de Estados Unidos en contra del país sudamericano.

Aunque, hasta el momento, no se trata de una lista pública, líderes del oficialismo e integrantes de la ANC, han mencionado estos dos nombres de manera directa y reiterada.

La presidenta de la Constituyente, Delcy Rodríguez, ha advertido que Borges es indagado por la “comisión para la verdad”, una instancia del organismo de facto que documenta la “violencia política” desde que el chavismo llegó al poder en 1999.

Según la también ex canciller, el diputado forma parte de la investigación porque “activamente suscribió comunicaciones pidiendo bloqueo financiero contra Venezuela, rechazando inversiones internacionales contra el país”.

El proceso contra Borges fue solicitado por el presidente Nicolás Maduro, que lo responsabiliza de impulsar, en sus viajes al exterior, las sanciones del Gobierno de Donald Trump. Por esta razón, Maduro ha pedido enjuiciarlo por el delito de “traición a la patria”.

Borges llegó a la presidencia del congreso venezolano a comienzos de este año después de numerosos ataques. Morales y físicos. En abril de 2013 vivió en carne propia el coste de ser parte de la disidencia dentro del hemiciclo, cuando fue golpeado por sus colegas oficialistas, durante una encendida sesión en la que la oposición se negaba a reconocer a Nicolás Maduro como Presidente.

Asimismo, en junio pasado, recibió más golpes y porrazos en la esquina de Pajaritos -frente a la sede del Consejo Nacional Electoral (CNE)– por parte de presuntos colectivos identificados con el Gobierno. El diputado tuvo que ser operado, pues con palos le fracturaron la nariz.

A pesar de los ataques, el parlamentario no ha claudicado y como jefe de la Asamblea ha dedicado gran parte de su tiempo en denunciar en el extranjero la crisis que atraviesa Venezuela.

Por su parte, a Guevara se le acusa, de supuestamente fomentar la “violencia política” durante la ola de manifestaciones antigubernamentales que comenzaron el 1 de abril y que dejaron más de 120 muertos, la mayoría a manos de las fuerzas de seguridad del Estado.

Gira por Europa

Los “traidores a la patria” de Maduro, han estado esta semana haciendo una gira por Europa para denunciar la crisis de su país. Su salida de la nación latinoamericana fue más difícil que la llegada al viejo continente ya que, al menos Guevara, tuvo que tomar los “caminos verdes” e incluso disfrazarse para evitar que le impidieran hacer el viaje como le sucedió a Lilian Tintori, esposa del preso político Leopoldo López, fundador del partido en el que milita Guevara.

Ambos parlamentarios ya han sido recibidos por varios dirigentes europeos como Emmanuel Macron, Mariano Rajoy y Ángela Merkel. En el viaje, Guevara ha solicitado a los dirigentes europeos que las instancias de sus países cooperen en las investigaciones sobre la presunta corrupción en la cúpula chavista.

¿Quiénes son los ‘traidores’ a la patria de Nicolás Maduro? 2
Foto: Thibault Camus | Reuters

El político explicó a The Objective que la directiva de la AN habló con el jefe del Gobierno español, Mariano Rajoy, sobre el rol que pudiese jugar España en la solución de la crisis del país sudamericano.

¿Quiénes son los ‘traidores’ a la patria de Nicolás Maduro? 1
Foto: Susana Vera | Reuters

“Le dijimos que España puede ser el principal actor y protagonista para que Europa sea un elemento de presión en contra de la dictadura porque la mayoría de los corruptos chavistas, testaferros y familias de estos corruptos, están acá. Asimismo, la mayoría de los jerarcas del régimen tienen aquí sus propiedades o familias”, señaló en Madrid.

Guevara también confirmó que ha contactado con el Partido Popular (PP) para tratar los presuntos vínculos de finanzas entre el partido Podemos y el gobierno de Venezuela. Denuncias que, hasta ahora, han sido archivadas por los tribunales españoles por falta de base. A pesar de que los dirigentes de Podemos han negado haber recibido dinero ilegal por parte de Venezuela, Guevara asegura que es un caso que no está cerrado.

“Cuando era presidente de la Comisión de Contraloría abrí una investigación sobre el tema del financiamiento de Podemos y encontramos una serie de dudas que aún tenemos sobre una fundación (la Fundación del Centro de Estudios Políticos y Sociales). Estoy convencido de que hay documentos que prueban que hubo dinero que salió del gobierno venezolano a esta fundación que no se corresponde con la contraprestación que se dio. Ha sido la asesoría más cara del planeta”, aseveró Guevara.

¿Qué es ser un ‘traidor’ para Maduro?

Guevara, de 31 años, ha sido una de las cabezas visibles de las marchas y protestas contra Maduro de los últimos 3 meses. También fue uno de los políticos que llamó a desconocer al Gobierno y todas sus decisiones, apelando el artículo constitucional 350 sobre derecho a la rebelión. Es decir, todas las fichas para entrar en el tablero de traidores del sucesor del fallecido Hugo Chávez.

Aunque insiste en que “no se siente aludido” bajo el calificativo de traidor, para Nicolás Maduro, “que es un dictador”, la traición se da cuando “denuncias al régimen”.

“Los dictadores confunden la patria con el Estado, el Estado con el partido y el partido con el líder. Si hablas mal de Maduro eres un traidor a la patria. Como ellos son los líderes, ellos son el Estado, la nación y la Patria, que en realidad son conceptos distintos. Para ellos, ser traidor a la patria es denunciar a la dictadura de Nicolás Maduro, pedir sanciones a los corruptos y violadores de Derechos Humanos”, afirmó.

Los próximos pasos de la oposición venezolana

Borges y Guevara han dejado Madrid la mañana de este miércoles para el encuentro con Merkel. Luego de que las protestas en su país disminuyeran, sostienen que la oposición está centrada en dos caminos: ganar las elecciones regionales o de gobernadores y generar mayor presión internacional.

A pesar de la desconfianza que hay hacia el Consejo Nacional Electoral venezolano, los parlamentarios creen necesario conquistar más espacios de poder en las gobernaciones.

A pesar del fraude denunciado incluso por la empresa a cargo de las votaciones en Venezuela, Smartmatic, por parte del CNE, los opositores aseguran que la gente quiere salir a votar.

“Hay una parte de la oposición que lo siente como una claudicación y traición, pero es la minoría. Hay que explicar que no es una lucha distinta a la que estamos llevando sino que forma parte de otros métodos y herramientas. Todos los mecanismos que uses tienen desgaste. No puedes mantener a la gente en la calle permanentemente ni dedicarte solo al tema internacional”, señaló.

Expresó que –a pesar de la desconfianza- se puede ir a unas elecciones con ese CNE, como hicieron en 2016, cuando ganaron las parlamentarias.

“El CNE es un gran problema pero confío que como pueblo y partidos tengamos la capacidad de organizarnos para defender los resultados o en el peor de los casos demostrar que hubo fraude. Y aún habiendo fraude y pudiendo demostrarlo, sería un proceso de mayor deslegitimación de la dictadura”, concluyó.

Continúa leyendo: La Constituyente profundizará el colapso de la economía en Venezuela

La Constituyente profundizará el colapso de la economía en Venezuela

Omar Lugo

Foto: Carlos Garcia Rawlins
Reuters

La aprobación de una Asamblea Constituyente, que en las próximas horas dará más poderes al chavismo para barrer a la oposición y sacudir las bases del Estado venezolano, tendrá duras consecuencias económicas que afectarán la vida de millones de venezolanos, si se cumplen todas las amenazas de Nicolás Maduro y de Estados Unidos.

Una vez consumada la elección en medio de un proceso que ha sido cuestionado por opositores dentro del país y por gobiernos y organismos extranjeros, Maduro se dispone a seguir adelante con su plan y en las próximas horas su Constituyente abolirá la Asamblea Nacional, intervendrá la Fiscalía y comenzará a redactar una nueva Constitución tomando como modelo su propia propuesta, según anticipó hace días.

La Constituyente profundizará el colapso de la economía en Venezuela
El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, celebra los resultados de la elección de la nueva Asamblea Constituyente. | Foto:
RONALDO SCHEMIDT / AFP

Tan pronto como este mismo lunes, el gobierno de Donald Trump se apresta a responder con una escalada de sanciones contra más funcionarios chavistas y contra el sistema financiero de su gobierno, incluyendo la neurálgica Petróleos de Venezuela (Pdvsa), que es uno de los jugadores clave en el mercado de hidrocarburos de Estados Unidos, según medios internacionales.

Mientras, una docena de países ha anunciado que no reconoce la elección “fraudulenta” de esta Asamblea cuya convocatoria no fue consultada con el pueblo. No está claro cómo la posición de esos gobiernos afectará las relaciones políticas y económicas con Venezuela.

El petróleo es la médula de las relaciones con EEUU

“Mi última impresión es que van a empezar gradualmente”, dijo el experto en petróleo y energía Francisco Monaldi, profesor del IESA y de la Universidad Rice, en Estados Unidos sobre las anunciadas sanciones.

Después, podría seguir con las sanciones individuales, agregar alguna prohibición a algunas transacciones financieras, por ejemplo a nuevos créditos, agregó.

“Luego podrían subir a prohibición de exportaciones petroleras desde Estados Unidos a Venezuela”, dijo sobre este punto clave para el mercado interno de hidrocarburos y para las exportaciones de Pdvsa a sus clientes, inclusive el propio Estados Unidos.

Pdvsa compra a proveedores privados de Estados Unidos unos 200.000 barriles por día de diluyentes para mezclarlos con el crudo pesado venezolano, señala Monaldi

Si hay sanciones y restricciones a estas compras se afectarían las exportaciones de crudo en más de 200.000 bpd, calcula el experto. “La artillería pesada, es decir, la prohibición de importaciones de crudo venezolano y las sanciones financieras generales, las dejarían como último recurso. Creo que incluso con sanciones limitadas (el gobierno de Venezuela) podrían caer en default”. impago de la deuda externa, estimó.

“Yo creo que si hay sanciones y default la producción en 12 meses puede caer más de 400.000 barriles por día”, agregó Monaldi a El Estímulo.

Datos de la Agencia de Información de Energía de Estados Unidos, que depende del Departamento de Energía, revelan que en 2016 las ventas de derivados de petróleo a Venezuela promediaron 92.000 barriles por día. En abril pasado fueron 75.000 bpd en promedio. Se trata básicamente de gasolina terminada, componentes para gasolina y otros combustibles.

La Constituyente profundizará el colapso de la economía en Venezuela 3
Imagen de archivo de un tanque de la petrolera estatal venezolana PDVSA. | Foto: Fernando Llano / AP

La cifra no es despreciable: la de abril equivalió a más de 10% del consumo total del mercado venezolano de combustibles.

Un mercado donde los combustibles son técnicamente gratis. No hay nada más barato que un tanque de gasolina en toda la estructura de precios del país, gracias al populismo chavista.

Muchos analistas vislumbran que más temprano que tarde un gobierno asfixiado por la realidad tendrá que aumentar drásticamente los precios de la gasolina para al menos comenzar a cobrar lo que cuesta. Pero esta compra directa no es la única, en promedio otros 30.000 barriles diarios fueron a Curazao, donde Pdvsa opera la refinería Isla.

Venezuela posee una compleja estructura petrolera en Estados Unidos, cuya joya de la corona es Citgo, la filial de Pdvsa que mantiene excelentes relaciones hasta ahora con el gobierno de Trump y con el de la ciudad de Houston, Texas. Estos activos, que técnicamente han sido empeñados a la rusa Rosfnet a cambio de auxilios financieros, estarían en el ojo de cualquier conflicto.

Ahora bien, si se acelera un impago de la deuda, el país ni siquiera está preparado para manejarlo, lo cual podría conducir a un proceso desordenado y de fuerte impacto no solo dentro de Venezuela, sino además en todo el mercado financiero internacional.

“La política del actual gobierno de pago total del servicio de la deuda externa pareciera estar motivada por el temor de las consecuencias que pudiese conllevar un incumplimiento, particularmente por parte de Pdvsa. Esto podría dar lugar a que los acreedores embarguen los despachos de petróleo o intercepten los pagos que realizan los compradores de dicho petróleo”, señalan en un ensayo titulado “¿Cómo reestructurar la deuda venezolana?” los especialistas Lee C. Buchheit del escritorio Cleary Gottlieb Steen and Hamilton (Nueva York) y Mitu Gulati, de la Duke University.

“Existe un creciente consenso que Venezuela no podrá continuar durante mucho más tiempo con su política de cumplimiento total del servicio de su deuda externa. Los costos sociales son simplemente demasiado elevados”, dijeron en este paper fechado el 21 de julio, antes de que las sanciones fueran cuestión de horas.

Calculan “casi con certeza” que las obligaciones de la deuda venezolana exceden los $100.000 millones, de los cuales aproximadamente $60.000 millones corresponden a los bonos de la República de Venezuela y de Pdvsa (aproximadamente $35.000 millones adeudados por la República y $25.000 millones adeudados por Pdvsa). Esos bonos de deuda financiera son los que tendrían que ser negociados ahora más temprano que tarde.

“La imposición de sanciones sería desastrosa para Pdvsa y para el país, provocando un colapso de la industria petrolera venezolana que ya está en una situación muy precaria”, señaló Monaldi en un reciente artículo para el portal Prodavinci.

Se estima que las dos sanciones que se están considerando seriamente son las financieras y la prohibición de importaciones de crudo venezolano. La combinación podría ser brutal para una Pdvsa con severas limitaciones de flujo de caja, probablemente forzándola a un default financiero.

“La cesación de pagos de la deuda externa, sin una renegociación ordenada, tendría efectos aún más devastadores. Se traducirían en una recesión aún más profunda, en una mayor caída del consumo y en una escalada inflacionaria y de la depreciación del tipo de cambio”, agregó Monaldi.

El petróleo provee hoy 96 de cada 100 dólares por exportaciones que ingresan a Venezuela, cuya infraestructura manufacturera, agrícola y de servicios ha colapsado bajo el peso de políticas erradas que han provocado una depresión histórica. Se ha pulverizado un tercio del tamaño de la economía en tres años.

Sin fuentes alternas de divisas de generación propia, el país además tiene limitado su acceso a los mercados financieros. Todo este escenario se debe a políticas económicas equivocadas, estatistas, ineficientes, controles inservibles. Son todas estas políticas las que van a ser profundizadas al galope en una nueva constitución y con decretos ejecutivos de la Constituyente de Maduro.

Si se considera que Estados Unidos es prácticamente el único cliente que paga en efectivo por el petróleo venezolano, es previsible que se agravará la escasez de divisas y la incertidumbre que ha llevado el tipo de cambio en el mercado paralelo a subir 10 veces en un año, hasta Bs 10.000 hoy.

“Creo que hemos entrado en un periodo muy delicado y especial. La ANC será una realidad y las sanciones vendrán”, señaló al respecto el operador financiero Alberto Cárdenas.

“El impacto puede ser severo en las operaciones de Pdvsa, en su flujo de caja, logística, pagos, colocación de productos”, advirtió el analista.

“Creo que un escenario de sanciones el default es casi un hecho. Todo dependerá de la anarquía reinante en el país. Los pagos de final de año están guindando”, advirtió.

En efecto, Venezuela debe honrar en lo queda de este año unos $3.500 millones en pagos de la República y de Pdvsa. Si bien en el pasado ha logrado salir al paso a estos compromisos contra todo pronóstico, esta vez se le acaban las municiones.

Periodo especial

Ese es el nombre de la peor fase que vivió Cuba tras el derrumbe de la URSS y el hundimiento financiero de Rusia y todo el bloque soviético, lo que supuso el fin de generosos subsidios, préstamos, asistencia técnica y abastecimiento de energía.

Los cubanos de a pie llevaron la peor parte, y la isla del gobierno comunista se sumergió en la miseria, perdió buena parte de sus avances sociales y se quedó sin aliados…hasta que llegó al poder en Venezuela el incondicional Hugo Chávez a inyectarle oxígeno y petróleo al gobierno de los hermanos Castro (Fidel y Raúl).

Ahora Venezuela ya vive su propio peor período en su historia republicana, con migraciones masivas de jóvenes y familias enteras sin esperanza, colas por bienes esenciales, escasez, hiperinflación, criminalidad desatada, colapso del sistema de formación de precios, corrupción rampante y falta de expectativas.

Pero, si hay sanciones de Estados Unidos, esta jugada hundiría más aún la situación cotidiana del venezolano común y de paso le daría excusas perfectas al gobierno de Maduro para alimentar su retórica antiimperialista, cazar a sus opositores ”traidores de la patria” y aferrarse más al poder, con Constituyente y todo.

Para el economista Steve Hanke, uno de los estudiosos internacionales del fenómeno de la hiperinflación, en realidad el derrumbe político en Venezuela ya comenzó.

“Nadie sabe lo que Maduro va a hacer ahora y nadie sabe lo que la oposición haría si estuvieran en el poder. Pero Venezuela está exactamente en la misma posición que la URSS antes de la caída del comunismo”, dijo a El Estímulo vía email.

Venezuela atraviesa una mortal espiral socialista, justo como estuvo la URSS”, agregó este profesor de Economía Aplicada de la Universidad Johns Hopkins.

Según sus mediciones (no proyecciones) la tasa de inflación anualizada de Venezuela es de 947%, otro récord histórico. Todo eso sin sanciones de Estados Unidos.

Pese a dos décadas de retórica nacionalista, Estados Unidos sigue siendo el principal socio comercial de Venezuela, con un comercio bilateral que totalizó $22.900 millones en 2016, según datos del gobierno de la primera potencia mundial.

Estados Unidos le vendió a Venezuela $11.200 millones y le compró $11.700 millones, principalmente en petróleo crudo.

Las ventas de Estados Unidos fueron principalmente combustibles minerales: $1.700 millones, maquinarias ($868 millones), maíz (394 millones), químicos $312 millones y maquinaria eléctrica $289 millones.

Las compras de comida desde Estados Unidos incluyeron además del maíz, soya ($132 millones), trigo ($98 millones), arroz $84 millones y aceite de soya ($41 millones).

Todos estos alimentos han escaseado en Venezuela en los últimos años, por lo que es previsible que el gobierno tendrá que acelerar sus búsquedas de nuevos proveedores, pues, dependiendo del alcance de las sanciones contra Maduro, estas ventas serían restringidas.

La Constituyente profundizará el colapso de la economía en Venezuela 4
El desabastecimiento en los comercios puede empeorar si países como EEUU aplican sanciones económicas a Venezuela. | Foto: Ueslei Marcelino / Reuters

Las inversiones directas de Estados Unidos en Venezuela sumaron un valor de activos por $9.100 millones, con un descenso de 20% respecto a 2014. La mayor parte está en el sector de manufactura, finanzas y seguros.

Las inversiones de Venezuela en Estados Unidos sumaban un valor de $4.200 millones en 2015, la mayor parte propiedad de Pdvsa.

Continúa leyendo: Un año de portadas: Donald Trump, el presidente más ridiculizado de la Historia

Un año de portadas: Donald Trump, el presidente más ridiculizado de la Historia

Cecilia de la Serna

Foto: Der Spiegel

Donald Trump cumple ahora su primer año de mandato. El magnate, que atrajo una gran atención hacia sí mismo tanto durante la campaña de los republicanos como durante la presidencial norteamericana, seguirá previsiblemente tres años más en la Casa Blanca (a falta de un impeachment inmediato a la vista).

El primero de sus ejercicios en el poder ha estado marcado por no pocas controversias: su veto a la entrada de ciudadanos de países de mayoría musulmana, sus comentarios racistas, la relación de su entorno más próximo con agentes rusos o la construcción de un muro con México que por ahora parece más obra de su imaginación que de la realidad.

Una de esas polémicas que ha planeado constantemente sobre Trump y su propio ego ha sido la relación con la prensa, a la que ha acusado constantemente de verter noticias falsas sobre él cada vez que había un tema de actualidad que podía afectarle. La expresión “fake news” ha servido como una especie de escudo, transmitiendo un mensaje que sin duda ha calado sobre sus seguidores y provocando un descrédito desmesurado de la prensa.

Esa prensa a la que él ha acusado de mentirosa ha publicado numerosas portadas, algunas auténticas obras maestras de la ilustración y el humor, que lo han convertido no sólo en el presidente más controvertido sino también en el más ridiculizado que se recuerde. A continuación, un repaso de esas portadas, tanto de medios serios como de publicaciones satíricas, de uno y otro lado del charco.

La revista New Yorker

Desde la polémica por las largas estancias del presidente Trump en sus complejos de golf, al apoyo por parte de grupos de supremacía blanca o el pozo en el que para muchos está el mandatario a estas alturas, las célebres ilustraciones de portada de la prestigiosa revista New Yorker han mostrado a un Donald Trump poco adecuado para el cargo que ostenta.

Imagen: The New Yorker

Imagen: The New Yorker

Imagen: The New Yorker

La revista Time

La famosa publicación Time ha sido una de las más incisivas a la hora de retratar a Donald Trump en su portada. Las dos imágenes que hemos seleccionado son muy violentas, y muestran ese odio y esa furia que lo caracterizan.

Imagen: Time

Imagen: Time

La revista The Week

Con ocasión del lanzamiento de Fire and Fury del periodista Michael Wolff, la publicación The Week divulgó esta portada en la que mostraban al Trump que ama la comida rápida totalmente furioso por lo que el libro cuenta.

Imagen: The Week

El New York Magazine

Por el mismo sendero caminaba New York Magazine cuando publicó esta portada en la que se representan los malos hábitos alimenticios de Donald Trump y que se ven reflejados en el libro de Wolff.

Imagen: New York Magazine

Der Spiegel

Más allá de las fronteras norteamericanas, una de las publicaciones que ha publicado las portadas más notables durante el primer año de Trump en la Casa Blanca ha sido el alemán Der Spiegel. En ellas ha puesto de relevancia temas como el exacerbado patriotismo del presidente e incluso ha llegado a retratarle como la viva imagen de la involución humana.

Imagen: Der Spiegel

Imagen: Der Spiegel

La revista The Economist

Con sus siempre acertados análisis, The Economist ha dedicado varias portadas al presidente norteamericano. De entre todas destacamos la última, en la que pretenden hacer balance del primer año del presidente en el poder ilustrando a un bebé Trump.

Imagen: The Economist

Bloomberg Businessweek

Las polémicas medidas firmadas durante este año por el mandatario estadounidense inspiraron la portada de Bloomberg Businessweek en la que, en lugar de una orden ejecutiva, podemos leer en un documento firmado por Trump: “insertar orden ejecutiva redactada precipitadamente, jurídicamente dudosa y económicamente desestabilizadora”.

Imagen: Bloomberg Businessweek

La revista elJueves

Para terminar: una publicación española. Los chicos de elJueves utilizaron su acertado sentido del humor para alumbrar la boca de Trump con una antorcha sostenida por un miembro del grupo supremacista blanco Ku Klux Klan.

Imagen: elJueves

Un nuevo año comienza para Trump, y para todos aquellos maestros ilustradores a los que les espera mucho trabajo para retratar las facetas de un icono mediático irrepetible.

Continúa leyendo: Mientras el bitcoin se desploma, sus grandes inversores se van de farra

Mientras el bitcoin se desploma, sus grandes inversores se van de farra

Redacción TO

Foto: DADO RUVIC
Reuters

De las 100 principales criptomonedas que actualmente están en el mercado, un total de 96 están en números rojos, es decir, la práctica totalidad de las criptodivisas pierde dinero (y con ellas, sus inversores). Solo se salvan de esta guillotina económica Tether, Gas, Neblio y Cryptonex. El martes se conocía la noticia de que la criptomoneda por antonomasia, bitcoin, se desplomaba un 16% y que sus casi igualmente famosas compañeras Ethereum y Ripple (las dos más populares después de bitcoin) perdían un 16% y un 24% de su valor, respectivamente. Uno podría pensar que este pesimista panorama alertaría a los inversores y que estos cruzarían tierra, mar y aire para salir de semejante embrollo. Pero se equivocaría. Los grandes inversores han cruzado mar sí, pero en crucero, con toda la calma.

Alrededor de 600 entusiastas de las criptomonedas se embarcaron el lunes por la noche en Singapur en el segundo Blockchain Cruise anual, una suerte de vacaciones en el mar con una temática entrada en las criptodivisas. El valor del bitcoin se situaba entonces cómodamente por encima de los 13.500 dólares (unos 11.000 euros) pero para cuando el buque llegó a el miércoles a Tailandia, donde los viajeros pudieron dedicarse a beber, a tomar el sol y a disfrutar de conferencias sobe la criptoeconomía, el bitcoin había caído ya hasta los 10.000 dólares (algo más de 8.000 euros), informa Bloomberg. En el transcurso de esos días, el grupo, compuesto en su mayoría de hombres jóvenes, muchos de los cuales han hecho fortunas gracias a bitcoin, habían perdido probablemente millones de dólares.

Pero el batacazo no detuvo la fiesta. Según ha explicado Ronnie Moas, uno de los conferenciantes del miércoles, el bitcoin alcanzaría, en el mejor de los casos, los 300.000 dólares (más de 245.000 euros) en tan solo siete años. “Nada crece en línea recta”, razona. Pero la lista de conferenciantes del exclusivo crucero no acaba ahí e incluye nombres fuertes como José Gómez, hombre cercano al expresidente de Venezuela Hugo Chávez; Kaspar Korjus, el hombre detrás de la “nación digital” de las e-residencias impulsada por el Gobierno de Estonia; Jorg Molt, que -de ser cierta su afirmación de que posee un cuarto de millón de bitcoins– tiene una fortuna de 2.800 millones de dólares (casi 2.300 millones de euros), e incluso el mismísimo John McAfee, el empresario de la compañía de ciberseguridad McAfee (cuyos antivirus se encuentran hoy en día en dispositivos de todo el mundo).

Precisamente McAfee se ha convertido en los últimos tiempos en un gran promotor de las criptodivisas a través de su cuenta de Twitter, donde también ha incluido una fotografía del crucero.

“¡Que todo el mundo se relaje!”, ha dicho recientemente, citado por International Business Times. “No sé si será el bitcoin o múltiples divisas pero habrá un estándar de criptomonedas para el mundo les guste a los gobiernos o no”.

Con este panorama, el mundo de las criptomonedas sigue festejando su repentino éxito, ajeno a los últimos datos, que apuntan a que estas divisas experimentarán una caída tan potente como lo fue su ascenso. Y olvidan el tortazo que se pegaron en 2007 las hipotecas subprime (disparador de la crisis económica) y de la explosión de la burbuja de las puntocom a principios de siglo. Los seguidores más acérrimos de la moda del bitcoin, según una de las conferencias, tendrán que ver una caída de más del 50% del valor antes de que salgan espantados. 

TOP