Hola, ¿qué estás buscando?

de resultados

No se ha encontrado ningún resultado

Ver más

De guardaespaldas del presidente a guaperas internacional: así es el surcoreano que incendia las redes

Redacción TO

Foto: Reed Saxon
AP Photo

Fue como un flechazo para las redes. Parecía que el nuevo presidente de Corea del Sur, Moon Jae-In, iba a acaparar todas las miradas en sus primeros actos institucionales. Pero ha sido uno de sus guardaespaldas quien ha acaparado el protagonismo al presidente y, por lo que parece, ha arrebatado el corazón a miles de tuiteros. Las fotografías de este hombre de 36 años llamado Choi Young-Jae han incendiado internet y los mensajes aduladores se han reproducido sin parar en las últimas horas.

De guardaespaldas del presidente a guaperas internacional: así es el surcoreano que incendia las redes
El famoso guardaespaldas, justo detrás del presidente surcoreano. | Fuente: Kim Kyunghoon/Reuters

Hay quien incluso sueña con asaltar Jae-In con tal de ser detenido por Choi…

Lo que empezó con una sola imagen del guardaespaldas casi de perfil y en un posado natural y nada intencionado ha terminado con una pequeña galería en la que se ve a Choi en diferentes posturas y en distintos actos. El guardaespaldas del presidente ha cautivado a mujeres y hombres de todo el mundo.

Sin embargo, y para tristeza de muchos, Choi está felizmente casado y tiene dos hijos; sin quererlo ha pasado a engrosar una larga lista de bellezas desconocidas que saltan a la fama después de ser descubiertos de manera fortuita.

Continua leyendo: ¿Qué ha sido del preso más guapo del mundo?

¿Qué ha sido del preso más guapo del mundo?

Redacción TO

Foto: Un Investigador

Lo conocimos hace un año, cuando el departamento policial de Stockton en California publicó su ficha policial en su página de Facebook y en tiempo récord asombró al mundo acumulando más de 75.000 “likes”, 10.000 usuarios compartieron su imagen con otros usuarios, y 20.000 comentarios, sobre todo de chicas admiradas por su belleza. Fue detenido como parte de una campaña para la desactivación de pandilleros en esta ciudad californiana. Su madre lo defendió diciendo que se trataba de una detención motivada por los estereotipos derivados de sus tatuajes, que no pertenecía a ninguna de las pandillas violentas. Anteriormente había cumplido una condena de 9 años de cárcel robo.

Acusado en el verano de 2014 de tenencia de armas, Jeremy Meeks, se declaró culpable el pasado mes de noviembre de estos cargos. En febrero, el juez Troy Nuley de Sacramento condenó a Meeks a más de dos años de cárcel. Un total de 27 meses que debía pasar en prisión y participando además en un programa para tratarse el abuso de sustancias, aunque no ha trascendido si se trata de alcohol o drogas.

Jeremy Meeks se enteró por la prensa de su popularidad mientras estaba en la cárcel. Desde el verano pasado, respondió de inmediato a las propuestas de agentes comerciales que trataron de ficharlo como modelo y aprovechar su tirón de fama, y se decidió a empezar una nueva vida en prisión.

La nueva vida de Jeremy

“Ahora voy a poder ser capaz de mantener a mi familia y realmente cambiar mi vida”, explicaba el preso a ABC News desde su cárcel en Nevada, “nunca pensé que todo el mundo me reconocería por aspecto, así que me siento bendecido y agradecido”.

Jeremy Meeks es uno de los presos más ilustres de la prisión. Sus fans crean grupos en Internet, le escriben poesías, y le envían cientos y cientos cartas de apoyo a la cárcel.

Con la mirada –su famosa mirada- puesta en su entrada en el mundo de la moda, nada más salir de la cárcel, el preso más sexy del mundo aprovecha sus días en prisión para ponerse en forma y mantener su aspecto físico. “Como sano, hago flexiones, y estoy muy activo”, aseguró a la citada cadena televisiva. Entre sus sueños, participar en un espectáculo como Sons of Anarchy.

Fichado como modelo dela agencia White Cross Management

Como sea, su futuro pasará por las manos del veterano representante y fotógrafo Jim Jordan. Su agencia ha firmado un contrato con Meeks para su representación y esta vez no hay duda: el rostro del famoso preso ya figura en su catálogo junto a otros modelos. Y su ficha particular desvela que mide 1,85 metros, tiene los ojos azules, el pelo marrón, y las diferentes medidas que emplea en trajes, cintura, camisa, o zapatos. Todo preparado –excepto la foto, que sigue siendo la primera en dar la vuelta al mundo- para comenzar su nueva carrera, tan pronto como consiga la libertad.

La agencia White Cross Managementultima ahora losposibles destinos de Jeremy Meeks. Numerosas agencias han tratado de contratarlo pero sólo una cuenta con su exclusiva hasta el momento, la del citado Jim Jordan.Aunquefaltan muchos meses para que pueda salir a lacalle, se espera que la pena se reduzca debido a su buen comportamiento y su predisposición a hacer trabajos sociales. Se presenta ahora como el “hot convict”. Entre sus sueños de futuro, hacer anuncios publicitarios o patrocinios, y conseguir participar en reality-shows.

Los otrospresos más guapos

La pasión desatada por Jeremy Meeks es uno de tantos fenómenos virales de muy difícil explicación. Meses después, con la resaca de lo ocurrido, los medios localizaron al policía más guapo, Chris Kohrs, que ofrece incluso unapágina en Facebook para sus fans.

Un nuevo preso, Sean Kory, pudo convertirse en el nuevo Meeks, pero no logró su respaldo social. Entre otras razones porque su arresto en las fiestas de Halloween se debió a la agresión con una raqueta de tenis a un reportero de Fox News, al grito de “¡Odio Fox News!”. Su fama se desplomó tan pronto como seextendió la noticia.

En la fiebre por encontrar chicos y chicas “malas” algunos medios establecieron su particular ranking, como ésteque reúne a los 8 presos más sexys:

Jeremy Meeks.El primero y el más famoso.

Angie Sanclemente. Ex modelo y cabecilla de clan femenino de tráfico de drogas.

Sean Kory.El que no logró imitar a Jeremy Meeks.

Stephanie Beaudoin. Con cien cargos en su contra y el asalto a 40 casas, su popularidad se debe a una foto en bikini publicada por en el Montreal Journal.

Monica Hargrove. Esta mujer fue arrestada después de llamar a la policía instándoles a eliminar su imagen de la web de búsqueda y captura, donde se listaban sus crímenes –acusada de robo y secuestro-. ¿La razón? Que no le gustaba cómo salía en la foto. La llamada fue localizada y Monica, detenida horas después.

Megan Simmons. Su ficha policial se distribuyó rápidamente por Internet. Incluso un sitio de contactos intentó utilizarla como reclamo, lo que llevó a Simmons, madre de cuatro hijos, a demandar a la empresa.

Angela Coates. La joven modelo de 22 años fue detenida por desórdenes públicos en Dekalb, Georgia, en agosto de 2014. Su ficha policial se volvió viral y surgieron cientos de internautas dispuestos a pagar su fianza de 360 dólares. No fue necesaria porque fue puesta en libertad el mismo día: había sido acusada injustamente.

Stefanie Woods. Condenada a 15 días de cárcel y 50 horas de trabajo comunitario por violar su libertad condicional. Había participado en un atraco a mano armada con secuestro en 2009.

Continua leyendo: Los beneficios de hablar solo

Los beneficios de hablar solo

Néstor Villamor

Foto: Noah Silliman
Unsplash

Hablar solo sigue siendo una actividad polémica. Por una parte, la percepción general es que se trata de un síntoma de inestabilidad mental o emocional; por otra, la ciencia no deja de tumbar ese estereotipo. Un estudio publicado en la revista Nature ha concluido que conversar con uno mismo ayuda a regular las emociones y mantener el autocontrol.

Pero este estudio, a diferencia de otros publicados anteriormente, da una nueva vuelta de tuerca al asunto. Para empezar, plantea que es preferible que el soliloquio no sea en voz alta, así que adiós al estigma. Y además, sugiere que estos beneficios aparecen cuando la persona habla consigo misma en tercera persona. Es decir, en lugar de preguntarse “¿Cómo me siento?”, es más beneficioso plantearse “¿Cómo se siente Carlos?”. De ese modo, sugieren los investigadores, Carlos tendrá un mejor control sobre sus sentimientos al poder percibirse con la distancia que siempre se tiene con cualquier interlocutor.

Como dice el estudio, “todos tenemos un monólogo interno en el que nos sumergimos de vez en cuando; una voz interior que guía nuestras reflexiones cotidianas”. Pero el modo en el que nos dirigimos a nosotros mismos tiene efectos diferentes en función de qué pronombre utilicemos. “Concretamente”, observa la investigación, “utilizar el propio nombre para referirse a uno mismo durante esta introspección en lugar del pronombre de primera persona ‘yo’ aumenta la habilidad de las personas de controlar sus pensamientos, sus sentimientos y su comportamiento bajo situaciones de estrés”.

Dos experimentos

Para llegar a tales conclusiones, los autores del estudio -liderados por el investigador de Psicología Jason Moser, de la Univeresidad Estatal de Míchigan- llevaron a cabo dos experimentos. En el primero, los investigadores pidieron a 37 voluntarios que hablaran consigo mismos acerca de lo que sentían cuando les enseñaban imágenes desagradables. Midiendo la actividad cerebral con un electroencefalograma, los científicos descubrieron que cuando la conversación se producía en tercera persona no solo se conseguía reducir la ansiedad antes, sino que se reducía en menos de un segundo.

“Los resultados sugieren que un hablar solo en tercera persona puede constituir una forma de autocontrol relativamente fácil”

En el segundo experimento, los investigadores pidieron a los participantes que reflexionaran en silencio sobre experiencias dolorosas de su vida, tanto en primera como en tercera persona. Utilizando esta vez escáneres cerebrales, los científicos descubrieron que, de nuevo, la segunda opción ayudaba a los participantes a regular mejor sus emociones. “Juntos, estos resultados sugieren que un hablar solo en tercera persona puede constituir una forma de autocontrol relativamente fácil”.

Los beneficios que ha encontrado este estudio se suman a muchos otros sobre el mismo tema, del que la ciencia se está empezando a preocupar. Una investigación de hace cinco años publicada en The Quarterly Journal of Experimental Psychology mostraba que hablar solo (pero esta vez en voz alta) ayuda a encontrar objetos perdidos. El motivo, según los investigadores, es que oír en alto el nombre del objeto que se busca crea una asociación visual más poderosa.

Continua leyendo: Elvis Presley: 7 cosas que quizá no conocías sobre el Rey

Elvis Presley: 7 cosas que quizá no conocías sobre el Rey

Jorge Raya Pons

Foto: AP Photo

La sombra de Elvis es alargada: no solo ha vendido entre 500 y 600 millones de discos —parece imposible dar una cifra exacta—, sino que se ha convertido en una referencia cultural básica del siglo XX. Con su pelo engrasado, los mechones meciéndose en su frente cuando movía las rodillas y las caderas. Antes de morir el 16 de agosto de 1977, hace 40 años, Elvis apenas podía respirar cuando se presentaba ante el público, obeso y cansado, pero conservaba ese atributo hipnótico y nada común de absorber todas las miradas. Desde entonces nadie ha conseguido alcanzarle y, a día de hoy, mantiene el trono del rock and roll.

Si quieres conocer un poco más sobre el Rey, te contamos siete cosas que quizá no conocías sobre él.

Continua leyendo: Ordalías 2.0

Ordalías 2.0

Cristian Campos

Foto: Mike Blake
Reuters

Imagine que es usted el CEO de una empresa mastodóntica, una de esas que ningún gobierno puede permitirse el lujo de dejar caer. Una como Google. Un día, uno de sus empleados, llamémosle X, entra en su despacho y deja encima de la mesa una caja negra cuyo contenido usted desconoce. Al cabo de unas horas, los teléfonos empiezan a sonar. Ese contenido, sea el que sea, ha provocado la ira del resto de los empleados.

Algunos se han sentido tan amenazados por él que han preferido abandonar su puesto de trabajo y quedarse en su casa. Buena parte del resto anuncia dimisiones masivas si no se despide a X. El escándalo llega hasta las primeras páginas de la prensa. La cotización de las acciones cae y el escándalo alcanza proporciones de amenaza existencial. Supongamos que usted no puede abrir la caja ni conocer su contenido de ninguna manera. ¿Qué hace?

Este es el único argumento razonable que he leído tras el Caso Goolag en defensa del despido de James Damore. El razonamiento es interesante porque evita tomar partido en la guerra cultural desatada por el texto del exempleado de Goolag y analiza la polémica desde un punto de vista estrictamente realista: el mundo es como es y lo importante no es la verdad sino cómo es recibida esta entre la masa. ¿Qué más da cuál sea el contenido de la caja si ha sido capaz de poner en peligro la mera existencia de la empresa y de hundir en la depresión a sus trabajadores y a sus accionistas? Desde este punto de vista, las excusas dadas por Sundar Pichai para el despido de Damore son irrelevantes: Damore debía morir para que Goolag sobreviviera.

Obviamente, el realismo en este caso no es más que otra forma de cobardía moral que deja la resolución de los conflictos sociales en manos del capricho y las supersticiones del grupo social dominante o mejor organizado, independientemente de que sus puntos de vista sean razonables, informados o tengan el más mínimo sentido. Dicho de otra manera: se trata de una forma intelectualizada de justificar la ley de la selva y la inseguridad jurídica consiguiente.

Lo paradójico es que la resolución del Escándalo Goolag, sobre el que se ha debatido hasta la extenuación porque el contenido de la caja negra estaba a la vista de todo el mundo, ha sido exactamente la misma que se habría producido de haber aplicado desde un buen principio la ley de la selva. No deja de ser una ironía que sea una empresa como Goolag, paradigma de la vanguardia tecnológica y santo y seña de la utopía digital, la que haya traído las ordalías medievales de vuelta al siglo XXI.

TOP