The objective

Further

Cultura viral

Cultura viral

#WhiteWednesdays, la verdadera cara del feminismo en Irán contra el velo islámico obligatorio

Foto: RRSS |

Desde la Revolución Islámica de 1979, las mujeres en Irán, al igual que en varios países musulmanes, deben salir a la calle con el pelo cubierto con el hijab o velo islámico.  Aquellas que incumplen la ley son públicamente reprendidas, multadas o detenidas. Y esto último es lo que le ha ocurrido a 29 mujeres iraníes que por protestar contra las leyes de obligado cumplimiento del hijab han sido arrestadas.

La primera en correr esta suerte fue la activista Vida Movahedi, de 31 años. Conocida como ‘la chica de Enghelab’fue arrestada el pasado 27 de diciembre cuando se subió a una caja de electricidad y se quitó el velo en medio de la emblemática avenida Enghelab de la capital, Teherán, en protesta contra el férreo código de vestimenta vigente, que no solo obliga a las chicas a llevar hijab en la vía pública, sino también a vestir con prendas holgadas. En medio de la multitud y a sabiendas de las consecuencias que eso le acarrearía, Movahedi sostuvo su hiyab con un palo.

 

Este ataque contra los derechos humanos tuvo lugar un día antes de que comenzaran las olas de protestas contra el Gobierno y contra la precariedad económica que han dejado 25 personas fallecidas. 

A raíz de esta detención, decenas de mujeres valientes se han echado a la calle a través del movimiento #WhiteWednesdays, que forma parte de la campaña #MyStealthyFreedom, para llevar a cabo la misma acción. Como consecuencia, 29 ya han sido detenidas.

 

 

Shima Babaei ha sido la última chica arrestada por quitarse el velo islámico en la vía pública. Su detención se produjo ayer cuando se quitó el hiyab delante de la Corte para gritar en silencio según informa la cuenta de Twitter My Stealthy Freedom (mi libertad sigilosa),@masihpooyan, que se presenta como «la verdadera cara del feminismo» en Irán y que ha sido creada para denunciar estos ataques a los derechos humanos y, en concreto, a los derechos de la mujer iraní.

 

El movimiento#WhiteWednesdays es una iniciativa relativamente nueva, que comenzó después de la reelección de Rouhani en mayo de 2017, cuando las mujeres salieron a las calles con hiyabs blancos como banderas en protesta por las leyes obligatorias de vestimenta. Además, forma parte del movimiento #MyStealthyFreedom iniciado hace tres años por la activista iraní Alinejad Masih, una periodista que vive en el exilio desde 2009 y que, desde el inicio de campaña, ha recibido constantes amenazas de muerte. «Mientras las mujeres se quitan el velo en las calles de Irán, el régimen las castiga imponiendo enormes multas. Si bien la ley impone un máximo de 12 dólares o dos meses de cárcel, el tribunal ha pedido recientemente una fianza de 125.000 dólares para liberar a una de las mujeres detenidas recientemente», se puede leer en su cuenta de Twitter.

Ahora, Alinejad asegura que se muestra «llena de esperanza», porque «la desobediencia civil es el primer paso para conseguir nuestra victoria».

Noticias en tu inbox

¿Sin tiempo para las noticias? Nuestro equipo de redacción selecciona lo más relevante de la actualidad del día y confecciona para ti una Newsletter diaria que va directamente a tu bandeja de entrada. Suscríbete para recibir las noticias de última hora, los reportajes más fascinantes y las opiniones más razonadas.