Hola, ¿qué estás buscando?

de resultados

No se ha encontrado ningún resultado

Ver más

Japón prueba los taxis robots sin conductor para ser usados en Olimpiadas de Tokyo 2020

Foto: YUYA SHINO

La empresa Robot Taxi probará en 2016 un servicio de taxi sin conductor para comercializar el transporte en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Los pasajeros irán acompañados por personal autorizado durante trayectos para evitar posibles accidentes.

Continúa leyendo: Un estudiante chino construye un robot para realizar una acupuntura menos dolorosa

Un estudiante chino construye un robot para realizar una acupuntura menos dolorosa

Foto: Ali Song
Reuters/File

Un estudiante chino ha construido un robot capaz de realizar acupuntura de un modo más seguro y menos doloroso, revolucionando así la medicina tradicional, ha informado este martes el portal de noticias Sixth Tone.

Acubots” es el nombre con el que se ha bautizado al robot, que está formado por un conjunto de cámaras y un brazo mecánico y que cuenta con la ventaja de que puede insertar agujas en la piel más rápido que las manos humanas, lo que hace que el proceso sea menos doloroso, ha revelado su creador, Xu Tiancheng, un estudiante de posgrado de la Universidad de Medicina China de Nanjing.

A través de un mapa digitalizado de puntos de acupuntura, que según la medicina tradicional china se corresponden con ciertos tejidos y órganos, el robot identifica dónde colocar correctamente cada aguja tras medir la altura y la forma del cuerpo del paciente.

Unos 60 estudiantes de la universidad se han ofrecido voluntarios para permitir que el robot actúe en sus manos y brazos. “Uno de los voluntarios se hizo daño en la muñeca cuando jugaba al bádminton, pero al someterse a acupuntura con nosotros se ha aliviado su dolor“, ha asegurado Xu, quien además ha explicado que aún se necesitan más pruebas para determinar la precisión a la que puede llegar “Acubots“.

El estudiante cree que en el futuro el robot podría ser usado para ayudar con diagnósticos y tratamientos médicos, especialmente para tratar problemas digestivos y dolores musculares. Sin embargo, ha admitido que su invento no es válido todavía para utilizarse en las zonas más delicadas del cuerpo, como la columna vertebral.

Un total de 68 personas se encuentran trabajando actualmente en el proyecto, incluidos estudiantes de las universidades de Siracusa, en Nueva York (Estados Unidos), y Loughborough, en el Reino Unido. Xu ha recibido ya 100.000 yuanes – alrededor de 13.000 euros – de fondos gubernamentales para realizar su proyecto.

Continúa leyendo: Varios científicos logran resolver el test Captcha con inteligencia artificial

Varios científicos logran resolver el test Captcha con inteligencia artificial

Foto: FABIAN BIMMER
Reuters/File

Científicos estadounidenses han creado un modelo de inteligencia artificial capaz de resolver una prueba Captcha, una herramienta clave de la informática para diferenciar a los humanos de ordenadores, ha publicado este viernes la revista Science.

Los test Captcha, se encuentran en algunas páginas web, y requieren que los usuarios introduzcan un conjunto de caracteres que se muestran en una imagen distorsionada para poder acceder al contenido deseado, evitando de este modo que se introduzcan robots. A pesar de que durante muchos años se han intentado crear modelos informáticos capaces de resolver los test Captcha, hasta ahora no se ha conseguido con éxito.

Uno de los pioneros en resolver esto, Dileep George, cofundador de la empresa californiana de inteligencia artificial Vicarious, ha explicado que el modelo que él y sus colegas han desarrollado tiene la capacidad de aprender y generalizar de forma similar a la de los humanos. Esto se ha logrado “entrenando” al robot imponiéndole conocimientos de neurociencia.

El modelo desarrollado se ha puesto a prueba y ha logrado resolver el 57,4 % del test de Yahoo, el 57,1 % de PayPal y el 67 % de test reCaptcha, otro modelo de estas pruebas pertenecientes a Google. Estas pruebas, las cuales el ser humano resuelve en el 87 % de ocasiones, se consideran inservibles si las máquinas las resuelven en más del 1 % de veces.

El objetivo de los científicos, sin embargo, no tiene nada que ver con los test Captcha, sino con la creación de robots que sean capaces de razonar como lo hacen los humanos. “El objetivo a largo plazo es construir una inteligencia que trabaje como la humana. Los Captcha tan solo han sido una prueba para nosotros, porque es un test en el que puedes comprobar si tu modelo puede trabajar como un cerebro o no”, ha concluido George en declaraciones a National Public Radio (NPR).

Continúa leyendo: Los robots ya pueden regenerar sus heridas

Los robots ya pueden regenerar sus heridas

Foto: Ng Han Guan
AP Photo, File

Un grupo de ingenieros de la Universidad de Vrije, en Bélgica, han desarrollado un robot cuyo cuerpo puede regenerarse casi al instante y de manera automática después de haber sufrido un corte, o un ataque con un objeto punzante. El proyecto ha sido publicado en la última edición de Science Robotics. Los ingenieros han desarrollado un nuevo tipo de material plástico para el cuerpo de estos robots, elaborado a base de elásticos reciclables, sensibles a la temperatura y capaces de autocurarse.

Los polímeros de caucho reticulados que recubren el cuerpo del robot, formados a partir de grandes moléculas sensibles al calor, permiten que cuando la parte dañada del androide se expone a una temperatura de 80 grados centígrados, la red del material se rompe y vuelve a su composición original, acabando así con el corte producido.

Los ingenieros han desarrollado una pinza, una mano robot y un músculo artificial simple para probar la nueva tecnología, y, por el momento, es necesario aplicar calor por más de 40 minutos para que el robot se regenere, pero los ingenieros ya trabajan en automatizar las propiedades de auto-curación, ya sea alterando el material o haciendo robots que puedan aplicar calor ellos mismos.

“Los polímeros son sustancias formadas por muchos hilos. Cuando se les expone a calor, se reorganizan y pegan sin dejar puntos débiles”, ha explicado Bram Vanderborght, quien ha dirigido la investigación.

Continúa leyendo: Crean un robot que detecta emociones mediante la interacción con personas

Crean un robot que detecta emociones mediante la interacción con personas

Foto: Nigel Treblin
Reuters

Un grupo de investigadores españoles y portugueses ha desarrollado un prototipo de robot capaz de detectar el estado de ánimo de un grupo de personas con las que interactúe, lo que le permite enriquecer su conocimiento respecto al entorno que le rodea y mejorar su interacción con los humanos.

“Si el robot tiene como objetivo mantener entretenidos a un grupo de niños, a partir del estado de ánimo del grupo puede decidir actuar de forma específica sobre aquellos jóvenes que emocionalmente se encuentran más alejados del grupo y de esta forma tratar de homogeneizar el estado emocional del conjunto“, ha explicado Vicente Julián, del Grupo de Tecnología Informática e Inteligencia Artificial de la Universidad Politécnica de Valencia.

El robot incorpora una pantalla en la que se refleja su estado emocional, así como sensores de radiación infrarroja, una cámara para la identificación de las personas, un sensor LIDAR y tres raspberry pi, que constituyen el ‘cerebro’ del prototipo.

Este trabajo se enmarca dentro de un proyecto internacional que indaga en la interacción de los robots con humanos en el que el equipo hispano-portugués se ha centrado en la detección de emociones y su interpretación por sistemas computacionales.

“El resultado de la monitorización de emociones se utiliza de una manera innovadora en la que se pretende identificar uno o varios estados emocionales de un grupo de personas y cómo estos estados se propagan a lo largo del tiempo. El robot interpreta dichos cambios emocionales y los utiliza en su toma de decisiones”, ha apuntado Julián.

Los resultados del proyecto pueden ser aplicados en numerosos campos donde es necesaria una interacción entre el robot y los humanos, por ejemplo, en el campo de la robótica dedicada a entornos asistenciales, comerciales o a la educación. Junto a la universidad española, han participado en el estudio expertos de la Universidade do Minho de Portugal.

TOP