Hola, ¿qué estás buscando?

de resultados

No se ha encontrado ningún resultado

Ver más

La oposición lanza su mayor desafío a Maduro con una consulta al margen del Gobierno

Foto: PILAR OLIVARES
Reuters

La oposición venezolana lanza este domingo su mayor desafío al Gobierno de Nicolás Maduro con la convocatoria de una consulta calificada de ilegal desde el oficialismo en la que espera que el pueblo se pronuncie masivamente contra el proceso constituyente impulsado por el chavismo. Convocada por la oposición con el aval del Parlamento, que ha invocado el derecho constitucional a la desobediencia cuando el Gobierno atropella la democracia, el plebiscito tiene el respaldo de importantes actores del tejido económico, cultural y civil del país.

Las reacciones que ha suscitado muestran con claridad la ruptura completa entre los poderes públicos, y de algunos de estos con buena parte de la sociedad en Venezuela. El referendo -que pregunta también a los venezolanos si quieren la convocatoria de elecciones y pide a los militares que defiendan la Constitución vigente– ha sido denunciado ante el Tribunal Supremo por el diputado oficialista Pedro Carreño, que pide que sea declarado nulo y lo tacha de “plan golpista”.

Pero poco importa a quienes apoyan la consulta lo que diga el Supremo, un tribunal acusado de servir al Gobierno de Maduro cuya legitimidad no reconocen ni el Parlamento ni la fiscal general, Luisa Ortega, que también se ha rebelado contra un Gobierno al que recrimina convertir al país en un “estado policial” y practicar “terrorismo de Estado”.

A pesar de que la jornada transcurra con relativa normalidad -especialmente teniendo en cuenta la tensa situación del país-, según acaba de informar el jefe de campaña, Carlos Ocariz, un tiroteo provocado por un grupo paramilitar ha terminado con una persona muertas y cuatro heridos graves en un centro de votación en Catia, un barrio popular al oeste Caracas.

En el centro de votación, la Iglesia del Carmen de Catia, se encuentran retenidos los votantes ante la presencia de paramilitares armados. Según informan algunos medios locales, el periodista Luis Olavarrieta habría sido secuestrado por estos colectivos violentos.

Según el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa de Venezuela, el periodista ha sido encontrado poco después golpeado, y sin su teléfono móvil.

Por ahora, la consulta parece tener un éxito notable, a veces incluso sobresaliente. El primer vicepresidente de la Asamblea Nacional, Freddy Guevara, ha asegurado que por el momento las expectativas de participación en el plebiscito convocado por la oposición en contra de la Constituyente de Nicolás Maduro están siendo superadas. De hecho, según informan medios locales, el material electoral de la consulta comienza a agotarse en varios centros.

'El pueblo decide' es el lema más escuchado hoy en Venezuela. | Foto: Reuters
‘El pueblo decide’ es el lema más escuchado hoy en Venezuela. | Foto: Reuters

Por su parte, el presidente de la Asamblea Nacional, Julio Borges, ha hecho un llamamiento a la ciudadanía de no obstaculizar las calles para permitir que la jornada se cumpla con normalidad.

A pesar de anunciar que no podría votar por el arresto domiciliario bajo el que se encuentra, Leopoldo López ha anunciado a través de sus redes sociales que finalmente vota “‘sí tres veces”.

Papeletas quemadas

Sin embargo, y para tranquilizar a quienes temen posibles castigos -a través del sistema de distribución estatal de alimentos o a los empleados en empresas públicas-, los impulsores del plebiscito se han comprometido a quemar las papeletas y las listas de participación para que no lleguen a manos del Gobierno.

En estas circunstancias, la mayor inquietud apuntada por opositores y críticos de Maduro viene de los llamados “colectivos”, grupos civiles de chavistas armados que algunos consideran “paramilitares” del Gobierno y han asaltado el Parlamento e intimidado a manifestantes antichavistas en los últimos meses.

La oposición lanza su mayor desafío a Maduro con una consulta al margen del Gobierno 1
La consulta forma parte de las continuas protestas en Venezuela. | Foto: Carlos Garcia Rawlings / Reuters

Gran parte de la sociedad venezolana celebra esta consulta. | Foto: Reuters
Gran parte de la sociedad venezolana celebra esta consulta. | Foto: Reuters

Su posible presencia en las calles preocupa sobre todo en las zonas tradicionalmente chavistas, en las que el oficialismo niega el menor malestar con el Gobierno y donde la oposición tiene su principal reto cerca de dos años después de la mayoría absoluta las legislativas de diciembre de 2015, las últimas celebradas en la nación caribeña.

Problemas para votar en Barcelona

La crisis que vive el país latinoamericano ha provocado una gran ola de emigración de ciudadanos venezolanos que desde el extranjero han querido votar en la consulta de la oposición.

En España, destaca la polémica vivida en Barcelona, donde el Ayuntamiento de Ada Colau ha impedido colocar en un centro cívico las urnas, según argumenta el consistorio por no haber tramitado los permisos. Por ello, la votación se ha trasladado a la calle, que ha sido cortada al tráfico por la Policía Urbana.

Hasta ahora, y en todo el territorio español, más de 10.000 personas han depositado ya su voto. En Madrid también se han instalado urnas para el plebiscito en la Puerta del Sol y en Colón. Hasta las 20:00 horas los mayores de edad podrán acudir a votar.

Importantes apoyos en la sociedad venezolana

Al llamamiento opositor a acudir a las urnas y votar ‘sí’ a las tres preguntas se han sumado importantes sectores de la sociedad civil como la influyente Federación de Cámaras de Comercio (Fedecámaras), sindicatos no oficialistas, organizaciones estudiantiles y algunas de las universidades más prestigiosas del país.

Uno de los más sólidos apoyos viene de la Iglesia venezolana, que ha cedido sus instalaciones para la votación y ha reconocido la legitimidad de este referendo contra una Constituyente cuya apuesta por el “Estado comunal” es vista por los obispos como una vía a la “constitucionalización de una dictadura comunista” en Venezuela.

La jornada ha teñido de los colores de la bandera venezolana muchas ciudades. | Foto: Reuters
La jornada ha teñido de los colores de la bandera venezolana muchas ciudades. | Foto: Reuters

La consulta cuenta con el dinamismo que le dan los miles de ciudadanos volcados en las labores organización como voluntarios, quienes han puesto a disposición del referendo mesas, sillas, comercios y automóviles para desplazar votantes. Sin embargo, debido al corto tiempo en que se convocó, y al no estar auspiciada por el Poder Electoral, carece de algunos mecanismos de control y no puede asegurar que los ciudadanos no voten más de una vez por persona en todos los centros del país o del extranjero, donde tienen permitido expresarse sin importar dónde están inscritos como votantes.

Fuera del país millones de venezolanos han salido a votar. | Foto: Reuters
Fuera del país millones de venezolanos han salido a votar. | Foto: Reuters

Los líderes de la coalición opositora han apelado a la conciencia de los venezolanos que vayan a pronunciarse para que no depositen más de una papeleta.

Para contrarrestar estas informalidades propias de la naturaleza misma de una consulta organizada contra el Poder Electoral y el Gobierno, los convocantes han encargado a cinco rectores universitarios del país que actúen como garantes, y miles de voluntarios harán de interventores siguiendo el proceso en las mesas. A este mayor rigor pretende contribuir también la presencia como observadores, a invitación cursada por el Parlamento, de diputados y expresidentes de otros países, como el mexicano Vicente Fox y el colombiano Andrés Pastrana.

Consiga la oposición o no movilizar a una parte importante de los venezolanos contra la consulta, la mayor cuestión vendrá el lunes: cómo hacer valer unos votos que no están reconocidos por los poderes llamados a hacerlos efectivos.

Continúa leyendo: La ONU denuncia que los policías birmanos violan a mujeres rohingyas

La ONU denuncia que los policías birmanos violan a mujeres rohingyas

Foto: CATHAL MCNAUGHTON
Reuters

Al menos 25 mujeres han denunciado y probado ante médicos de las Naciones Unidas que han sufrido distintas formas de violencia sexual a manos de las autoridades birmanas desde agosto, de acuerdo con los propios sanitarios trasladados a Bangladés. Los médicos ya asistieron a centenares de mujeres con las mismas evidencias de haber sufrido violencia sexual en los pasados meses de octubre y noviembre.

Nirante Kumar, directora de una clínica administrada por la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), dependiente de la ONU, ha asegurado que, aunque han sido menos las violaciones, los ataques han sido más agresivos, tanto por penetraciones violentas como por laceraciones de vagina. Estas denuncias públicas tan contundentes no son habituales entre miembros de la ONU, de acuerdo con el diario The Independent, menos si cabe ante la tensa situación diplomática.

Por su parte, el Gobierno birmano, acusado por las Naciones Unidas de estar realizando una limpieza étnica, ha negado las acusaciones y ha defendido que los ataques han sido perpetrados por terroristas. En cualquier caso, Zaw Htay, portavoz de la presidenta birmana, la Nobel de la Paz Aung San Suu Kyi, ha prometido que investigará las denuncias.

“Las víctimas de violaciones deberían acudir a nosotros para denunciar”, ha declarado Htay. “Les daremos plena seguridad. Vamos a investigar y vamos a tomar medidas”. Con todo, la coordinadores de medicina de emergencia de Médicos Sin Fronteras en Cox’s Bazar (Bangladés) ha asegurado que las violaciones registradas en los campos de refugiados tan solo suponen “una fracción de los casos” que se han producido.

Esta situación se produce en un contexto en el que casi medio millón de rohingyas han tenido que salir de Birmania por la represión de las fuerzas gubernamentales. La mayoría de los desplazados están habitando campos de refugiados superpoblados en Bangladés, y sobreviven en circunstancias verdaderamente lamentables con la ayuda de organizaciones y ciudadanos locales.

Continúa leyendo: La Fiscalía de Cataluña ordena a los Mossos identificar a los responsables de los colegios electorales del 1-O

La Fiscalía de Cataluña ordena a los Mossos identificar a los responsables de los colegios electorales del 1-O

Foto: JON NAZCA
Reuters

El Fiscal Superior de Cataluña ha dado instrucciones a los Mossos d’Escuadra para que procedan a la identificación de los responsables de los centros que se ofrecieron como colegios electorales para el próximo 1-O.

La Fiscalía ha indicado al cuerpo policial ir a las respectivas sedes y tomarle declaración a los testigos para que entreguen la documentación que tengan en relación a la celebración de la consulta independentista del próximo 1 de octubre y “apercibirles de su obligación” a no ceder estos espacios para la celebración del referéndum.

La instrucción dirigida al Major de los Mossos, Joseph Lluís Trapero, insiste en ordenar a que el cuerpo, como Policía Judicial, acuda a los centros educativos o administrativos que se ofrecieron para la consulta declarada como ilegal por el Tribuna Constitucional, para identificar a los responsables de tal ofrecimiento.

Se pide a los testigos ofrecer toda la documentación que tengan al respecto. “De haber recibido algún tipo de material: papeletas, urnas, listados de votantes, ordenadores etc, se procederá a su inmediata intervención por la fuerza actuante”, reseña la nota de prensa de la Fiscalía.

En el momento en el que se presenten los funcionarios, deberán manifestar que “la entrega de llaves y/o claves de seguridad de los locales (…) podrá ser considerado un acto de colaboración en los delitos de desobediencia, prevaricación y malversación de caudales públicos”.

Este lunes, Trapero no ha acudido a la reunión de coordinación policial para el 1 de octubre desde que el sábado pasado el Gobierno central tomara el control de todas las fuerzas de seguridad.

Continúa leyendo: Rosa Torres-Pardo y Teresa Catalán, premio Nacional de Música 2017

Rosa Torres-Pardo y Teresa Catalán, premio Nacional de Música 2017

Foto: Ivanna Blinova
Unsplash

Rosa Torres-Pardo y Teresa Catalán han sido las galardonadas este lunes con el Premio Nacional de Música, ha informado el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, entidad que entrega el premio. La primera ha sido distinguida en la categoría de Interpretación; la segunda, en la modalidad de Composición. Ambos reconocimientos están dotados con 30.000 euros cada uno.

El jurado, presidido por la directora general del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música (INAEM), Montserrat Iglesias, ha decidido conceder el premio a Torres-Pardo “por su extraordinario trabajo de difusión de la música española como intérprete, recuperando repertorio y apoyando especialmente a los compositores españoles”. Además, ha valorado “la versatilidad de los proyectos que ha puesto en marcha, aunando diversas disciplinas artísticas, y destacando su colaboración con el flamenco, la poesía o la danza”. Y a Teresa Catalán, por su parte, se lo ha concedido “por su amplio y diverso catálogo de obras, abarcando desde la canción lírica hasta piezas sinfónicas. En los últimos años destacan los estrenos de Printzesaren Dantza o Aldonza y Crésida”. El Jurado también ha valorado “su importante labor pedagógica y de difusión de la música contemporánea y su larga dedicación a la educación musical”.

Rosa Torres-Pardo es una de las más renombradas pianistas españolas. Obtuvo el Premio Extraordinario Fin de Carrera en el Real Conservatorio Superior de Música de Madrid. Tras estudiar en España con Joaquín Soriano y Gloria Olaya, amplió sus estudios con María Curcio en Londres, Adele Marcus en Juilliard School of Music en Nueva York y Hans Graff en Viena. Ganadora de diversos premios internacionales, Pardo debutó en el Teatro Real de Madrid en 1987 con la orquesta alemana Philharmonia Hungarica bajo la batuta de Jean-Bernard Pommier, interpretando el Tercer concierto de Prokofiev.

Por su parte, Teresa Catalán es una destacada compositora y catedrática de Composición e Instrumentación en el Real Conservatorio Superior de Música de Madrid. Fue condecorada en 2011 con la Encomienda de la Orden al Mérito Civil y en la actualidad es miembro del Consejo de Cultura del Gobierno de Navarra y del consejo de redacción de la revista Papeles del Festival de Cádiz. Su obra recorre prácticamente todos los géneros, destacando el de cámara y las obras para piano. Ha participado en trabajos colectivos como El rapto de Europa del Grupo de Pamplona (1987).

Además de la presidenta, el jurado ha estado compuesto por Daniel Bianco, María Bayo, Antón García Abril, Vera Martínez Mehner, Antonio Moral Rubio, Pilar Rius Fortea -a propuesta de la Asociación de Mujeres en la Música-, Antoni Parera Fons -Premio Nacional de Música 2016 en la modalidad de Composición- y Eduardo Fernández Palomares -subdirector general de Música y Danza, quien ha ejercido como vicepresidente-.

Continúa leyendo: Un 86% de los estadounidenses apoya a los 'dreamers'

Un 86% de los estadounidenses apoya a los 'dreamers'

Foto: John Gastaldo
Reuters

El 86% de los estadounidenses apoya a los dreamers (soñadores, es decir, inmigrantes que llegaron al país en la infancia) y el programa Acción Diferida (DACA) que los protege de la deportación, mientras que el 62% critica la gestión en materia migratoria por parte del presidente, Donald Trump, según una encuesta publicada este martes por ABC News y el Washington Post de la que se ha hecho eco Efe.

El sondeo, realizado a escala nacional a 1.002 adultos, señala que el 69% de los encuestados apoya “con firmeza” el DACA. El programa fue creado por el expresidente Barack Obama en 2012 para proteger a cientos de miles de jóvenes indocumentados que llegaron al país de niños y que Trump anunció su anulación a principios de este mes. Obama, de hecho, ha criticado la intención de Trump de eliminar el programa.

En este sentido, el 62% de los encuestados desaprueba las políticas migratorias del presidente, frente al 35% que se muestra a favor de sus decisiones. A los estadounidenses se les preguntó si apoyan “un programa que permite a los inmigrantes indocumentados permanecer en Estados Unidos si llegaron cuando eran niños, han terminado la preparatoria o el servicio militar y no han sido condenados por un delito grave”, elementos que contempla el DACA.

Este respaldo a los dreamers abarca a todos los grupos, incluyendo a tres de cada cuatro conservadores, el 86% de independientes y el 97% entre los demócratas. El apoyo es del 94% entre los latinos, del 93% entre los afroamericanos y del 84% entre los blancos, indica el sondeo, que tiene un margen de error de 3,5 puntos porcentuales.

La Casa Blanca anunció el pasado día 5 que en seis meses anularía el programa de los dreamers e instó al Congreso a que encuentre antes del 5 de marzo de 2018 una solución permanente a los 690.000 dreamers amparados bajo DACA, según cifras del Departamento de Seguridad Nacional (DHS).

Un buen número de republicanos plantea que para respaldar esta ley se debería reforzar la frontera, posibilidad que recibe el apoyo del 65% y el rechazo del 27%. Además, el 62% se opone la construcción de un muro en la frontera de Estados Unidos con México, opinión que se ha mantenido estable desde que Trump lo propuso por primera vez, mientras que el 37 se mostró a favor de que se levante.

Sobre la aplicación de las leyes migratorias, antes de que Trump asumiera el cargo en enero pasado el 6% pensaba que la gestión era “demasiado dura”. Ahora, con el magnate en la Casa Blanca, casi la mitad de los encuestados (45%) opina en este sentido. El 79% de los encuestados, que respondieron a entrevistas telefónicas entre el 18 y 21 de septiembre, aprueban que los empleadores examinen el estado migratorio de sus trabajadores y verifiquen que las contrataciones son legales a través del programa federal “E-Verify. Además, el 55% también se opone a reducir la inmigración legal a la mitad, otra medida propuesta por Trump, mientras que el 39% lo apoya.

La mayoría de los encuestados cree que los indocumentados no cometen más delitos que el resto de residentes del país (69%), mientras el 12% sí piensa que el índice de delitos violentos es más entre los inmigrantes irregulares.

TOP