Hola, ¿qué estás buscando?

de resultados

No se ha encontrado ningún resultado

Ver más

Noruega desbanca a Dinamarca como el país más feliz del mundo

Foto: Charlie Riedel
AP

Noruega tiene más razones que nunca para celebrar el Día Internacional de la Felicidad. Después de ocupar el cuarto lugar en los últimos dos años, Noruega saltó tres lugares y desplazó al tres veces ganador, Dinamarca, para llevarse el título de “país más feliz del mundo” por primera vez.

Este año Dinamarca ocupa el segundo lugar, seguido por Islandia, Suiza, Finlandia, Países Bajos, Canadá y Nueva Zelanda. El top ten lo finalizaron Australia y Suecia que empataron en el noveno lugar, de acuerdo con el informe más reciente de la Felicidad Mundial, publicado este lunes por la Red de Soluciones para el Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas. El informe pide a las naciones la construcción y el fortalecimiento de la confianza social y la igualdad para mejorar el bienestar de sus ciudadanos.

Estados Unidos quedó en el lugar 14, perdiendo un puesto desde el año pasado. Alemania quedó en el puesto 16 por segundo año, mientras que Reino Unido subió cuatro puestos, hasta el 19. Francia ha quedado en el lugar número 31 y España en el 34. Los países de África subsahariana, junto con Siria y Yemen, son los menos felices de los 155 países clasificados en el quinto informe anual dado a conocer en las Naciones Unidas.

La felicidad no es sólo cuestión de dinero, aunque también forma parte de ella. El producto interior bruto per cápita es una de las medidas clave, según el informe. Además, se incluye la generosidad, la esperanza de vida saludable, tener a alguien con quien contar, la libertad percibida para tomar decisiones y la libertad frente a la corrupción, según argumentan los autores del informe. “Como se ha demostrado para muchos países, este informe proporciona evidencia de que la felicidad es el resultado de la creación de fuertes bases sociales. Es momento de construir la confianza social y una vida sana, no armas ni muros”, dijo Jeffrey Sachs, coeditor del informe y director del Earth Institute de la Universidad de Columbia.

La ONU reclama a Grecia y a la UE medidas de protección para los refugiados

Foto: ALKIS KONSTANTINIDIS
Reuters

La ONU planteó ayer una serie de medidas concretas al Gobierno griego y a la Unión Europea para la protección de los refugiados que están y siguen llegando a Grecia, frente a los graves problemas que persisten para la recepción, registro y procesamiento de las peticiones de asilo.

Tales medidas buscan atender, de manera más urgente, las necesidades de niños y mujeres, que son dos grupos altamente vulnerables, según un comunicado de la Oficina de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) que expone las medidas propuestas.

“El objetivo es hacer la transición de la actual respuesta de emergencia a una situación en la que hay un sistema que funcione adecuadamente para atender a los (refugiados) que están en Grecia, así como a los que siguen llegando”, explicó ACNUR.

Una de las prioridades que plantea es mejorar las condiciones de recepción, lo que requiere que las autoridades griegas ofrezcan más posibilidades de alojamiento en áreas urbanas, en apartamentos y mediante la renovación de algunos centros gestionados por el Gobierno.

“Mantener a la gente en islas donde reina el hacinamiento, en condiciones inadecuadas y de inseguridad, es inhumano y no debe continuar”, señaló el organismo. Tales mejoras reducirían en particular el alto riesgo de violencia de género y sexual que afecta a las mujeres.

La ONU reclama a Grecia y a la UE medidas de protección para los refugiados 1
Refugiados e inmigrantes permanecen cubiertos con una manta térmica y reciben comida de un operativo de rescate cerca de la isla de Chios, en Grecia. | Foto: Alkis Konstantinidis / Reuters.

ACNUR consideró también que los esfuerzos deben estar encaminados a acelerar el número y ritmo de registros, y aumentar el traslado de refugiados a la Grecia continental.

Muchos solicitantes de asilo que llegaron a distintas islas griegas hace seis meses o más siguen esperando que se complete el registro y examen de su demanda, indicó.

Para aquellos que llegaron y han sido registrados en la parte continental del país a mediados del año pasado, las decisiones en primera instancia tomarán alrededor de dos años, por lo que ACNUR pidió que se resuelva “la falta de capacidad para procesar las demandas de asilo en un lapso de tiempo aceptable”.

Sobre respuestas a largo plazo, señaló que la UE debe agilizar los procedimientos de reunificación familiar, aumentar el número de potenciales beneficiarios y acelerar las reubicaciones de Grecia a otros países comunitarios.

De las más de 66.000 plazas comprometidas en 2015, sólo 10.000 demandantes de asilo se habían podido beneficiar hasta el pasado día 20 y dejar Grecia para instalarse en otro país de la UE.

UNICEF alerta de la situación de los niños en la crisis humanitaria de Yemen

Foto: Khaled Abdullah
Reuters/Archivo

Cuando se van a cumplir dos años del inicio de la ofensiva armada de Arabia Saudí en Yemen, UNICEF adelanta en su informe que 10 millones de niños continúan pagando el precio más alto del conflicto y necesitan de forma urgente ayuda humanitaria ante la grave situación que amenaza con la muerte por desnutrición severa de 462.000 pequeños menores de cinco años.

En el país más pobre de Oriente Próximo junto con Nigeria, Sudán del Sur y Somalia, las familias, cada vez más pobres y con menos recursos, recurren a medidas extremas para poder alimentar a sus hijos. Según se recrudece la pobreza, más niños, hasta ahora unos 1.572, son reclutados para combatir en el conflicto y más de dos tercios de las niñas acaban en matrimonios forzados antes de los 18. El número de chicos fallecidos en el conflicto ha ascendido un 70% y al menos el doble han sufrido la violencia desde marzo de 2016.

Además, Yemen debe hacer frente a una de las crisis alimentarias más grave del mundo. Cerca de medio millón de niños sufren malnutrición severa, es decir, que Yemen ha sufrido un incremento del 200% desde 2014. Las familias comen menos y optan por alimentos sin contenido nutritivo. Esta situación tiene su origen como apunta Acción Contra el Hambre en la resolución 2216 de Naciones Unidas que transformó de facto el embargo armamentístico en un bloqueo aéreo y marítimo que “afecta casi a la totalidad de las importaciones de productos de primera necesidad”.

La vulnerabilidad de la población y las condiciones extremas obligan a la población a vivir con dos dólares al día, y en muchas ocasiones ni eso, pues al menos el 80% de las familias están en deuda o piden préstamos para alimentar a sus hijos. La asistencia social que proporcionaba liquidez a los yemeníes ha sido suspendida y por lo tanto la compra de alimentos, medicinas o productos básicos se ha vuelto imposibles para la mayoría.

El sistema sanitario está al borde del colapso, dejando a casi siete millones de niños sin acceso a una atención sanitaria adecuada. El cólera, que ya hizo acto de presencia en octubre del 2016 continúa extendiéndose, y se sospecha que hay 22.500 casos y al menos 106 muertes.

En cuanto a la educación, 1.600 escuelas han dejado de funcionar bien porque fueron destruidas o dañadas durante el conflicto o porque se usan hoy en día para albergar a familias desplazadas. Unos 350.000 niños han dejado de ir a la escuela, lo que asciende a dos millones los niños que no reciben una educación.

UNICEF y otras organizaciones internacionales continúan proporcionando vacunas, comida, tratamientos para combatir la malnutrición, educación y ayuda psicosocial y económica, pero todas coinciden en la necesidad de tomar medidas urgentes, entre ellas una solución política en la que se prevea la protección de los derechos del niño.

Irak investiga la muerte de civiles en los bombardeos contra Daesh en Mosul

Foto: Khalid al-Mousily
Reuters

El ejército iraquí ha abierto una investigación sobre los bombardeos aéreos contra el grupo autoproclamado Estado Islámico en el oeste de Mosul, que según algunos testigos mataron a un gran número de civiles. Responsables iraquíes han asegurado a la agencia AFP que los bombardeos aéreos en el barrio de Mosul Al Jadida causaron bajas civiles, entre decenas y centenares. El número exacto de víctimas no ha podido ser comprobado de forma independiente, ya que las fuerzas de seguridad no permiten a los periodistas entrar en los sectores donde se produjeron los ataques.

Las fuerzas iraquíes, apoyadas por la coalición internacional antiyihadista liderada por Washington, lanzaron el 19 de febrero una ofensiva para retomar el oeste de Mosul, tras haber recuperado el control del este de la ciudad en enero. La coalición internacional ha reconocido que había llevado a cabo un bombardeo el 17 de marzo contra un sector del oeste de Mosul donde se reportaron bajas de civiles, sin precisar que se trataba de Mosul al Jadida.

Aunque más de 200.000 habitantes han logrado huir del oeste de Mosul en el último mes, según las autoridades iraquíes, aún quedan 600.000 personas en las zonas en poder del Estado Islámico en la parte occidental de esta ciudad, la segunda de Irak, de los cuales dos terceras partes se encuentran en el casco antiguo, según las Naciones Unidas.

Maduro acepta pedir ayuda a la ONU ante escasez de medicinas

Foto: Fernando Llano
AP Photo

El presidente Nicolás Maduro pidió el viernes ayuda a la ONU para regularizar el suministro de medicinas y enfrentar la escasez que atraviesa Venezuela.

“Les he pedido apoyo para seguir avanzando en la regularización permanente del tema de los medicamentos para los hospitales, luego de la tremenda guerra que nos han metido”, dijo el gobernante en un acto político.

El mandatario no dio más detalles sobre la solicitud pero afirmó que había decidido buscar la ayuda de la ONU porque ese organismo tiene “los planes más avanzados y completos del mundo para recuperar la capacidad productiva de la industria farmacéutica y orientarla hacia los medicamentos del pueblo”.

La crisis económica que enfrenta Venezuela se agudizó tras la caída sostenida de los precios internacionales del petróleo, principal fuente de ingresos del país, lo que dio paso a una inflación de tres dígitos y a la escasez de alimentos, medicinas y otros bienes básicos.

TOP