Abejas, sardinas y tiburones: las esquelas de Greenpeace para denunciar la pérdida de biodiversidad

Lifestyle

Abejas, sardinas y tiburones: las esquelas de Greenpeace para denunciar la pérdida de biodiversidad
Foto: Greenpeace

La organización ecologista Greenpeace ha recuperado las esquelas para denunciar la pérdida de las especies en el Día Mundial de la Biodiversidad, que es “extremadamente alarmante debido a la acción humana”.

Greenpeace denuncia que “la tasa de extinción de especies es de entre 100 y 1.000 veces superior a la que se consideraría natural y una de cada ocho especies se encuentra al borde de la extinción”. Además, señala que esta crisis de la biodiversidad es calificada como la sexta extinción masiva de especies de la historia de nuestro planeta.

La organización señala cinco razones principales que explican la crisis de la biodiversidad que está provocando una elevada tasa de extinción de especies: los cambios en los usos del suelo, la explotación directa de especies, el cambio climático, la contaminación y las especies invasoras.

En España, la pérdida de la biodiversidad también es alarmante. “La urbanización masiva de la costa, la desastrosa gestión de los grandes incendios forestales, el uso desmedido de pesticidas” y otros factores “son las principales causas que merman la biodiversidad en nuestro país, amenazando además nuestra propia supervivencia”, denuncia Greenpeace.

La organización asegura que “solo la puesta en valor de los ecosistemas naturales podrá frenar su destrucción”, por lo que pide “la protección de los ecosistemas que aún no se han destruido y la restauración de los degradados”. Además, considera “imprescindible” que se reduzca el consumo y se haga “un cambio radical en el modelo de producción hacia prácticas ecológicas y socialmente justas”.

Por estos motivos, la organización pide “de manera urgente un compromiso político en la aprobación de leyes y aplicación de políticas que pongan la protección de la biodiversidad en el centro”, porque “necesitamos ir a las raíces del problema, a las causas, para cambiarlas radicalmente”, pues no podemos “centrar nuestros esfuerzos exclusivamente esta u otra especia que está a punto de desaparecer”.