La BBC denuncia que Irán congeló bienes de sus empleados locales

Mundo ethos

La BBC denuncia que Irán congeló bienes de sus empleados locales
Foto: Frank Augstein

Una corte iraní decidió congelar los bienes de más de 150 personas asociadas con el servicio de la BBC en lengua farsi, ha informado el conglomerado británico de medios el martes.

Funcionarios iraníes y la prensa estatal no informaron de inmediato sobre la orden, que según la BBC prohíbe a personal actual y anterior “vender o comprar propiedad, autos y otros bienes”.

está prohibido en Irán, pero muchos iraníes escuchan la radio y miran sus transmisiones satelitales. Unas 13 millones de personas la sintonizan, dice la emisora, ávidas de recibir las noticias que no transmiten los canales estatales.

El personal de la BBC en farsi ha sido blanco de ataques del gobierno en el pasado, en particular de los intransigentes en los servicios judiciales y de seguridad.

La orden, emitida por una corte en la prisión de Evin en Teherán, salió a la luz cuando un pariente de un empleado persa de la BBC trató de vender una propiedad en su nombre, dijo la emisora.

“Es pavoroso que alguien sufra consecuencias legales o financieras debido a su asociación con la BBC”, dijo la directora del Servicio Mundial de la emisora, Francesca Unsworth, en un comunicado. “Pedimos a las autoridades iraníes que deroguen esta orden con urgencia y permitan al personal actual y anterior de la BBC que goce de los mismos derechos financieros que sus conciudadanos”.

En la cárcel de Evin se encuentra presa actualmente Nazanin Zaghari-Ratcliffe, ciudadana británica de origen iraní que trabaja para la Fundación Thomson Reuters, la división de bien público de la agencia noticiosa. Cumple una condena de cinco años por denuncias de que intentaba “derrocar pacíficamente” el gobierno iraní cuando viajaba por el país con su hijita.