Cierran por contaminación el canal parisino habilitado para bañarse

Mundo ethos

Cierran por contaminación el canal parisino habilitado para bañarse
Foto: MARTIN BUREAU

Una zona de un canal ubicado en el norte de París, habilitada al público para bañarse desde hace poco más de una semana, ha tenido que ser clausurada este lunes a causa de problemas de contaminación.

La alcaldía de París ha tuiteado que las tres piscinas flotantes habilitadas en el Canal de l’Ourcq han sido cerradas porque la calidad del agua es «insatisfactoria».

Las autoridades han aclarado que el sitio permanecerá clausurado hasta que la situación vuelva a la normalidad. Esta es una mala noticia para muchos parisinos y visitantes de la capital francesa que han combatido allí las altas temperaturas en los últimos días.

La causa de la contaminación no está clara. La radio oficial ha informado de que las fuertes lluvias registradas durante el fin de semana pasado han hecho aumentar los niveles de enterococos, bacteria presente sobre todo en las materias fecales.

Esta piscinas, que pueden acoger hasta 300 bañistas de manera simultánea, son la culminación de un esfuerzo de una década por parte de la ciudad de París para purificar el agua del canal, con el objetivo de que quienes no pueden permitirse pasar unas vacaciones en la playa puedan al menos refrescarse con un baño.

La semana pasada, las temperaturas en París superaron los 30ºC, por lo que las piscinas del canal se convirtieron en un éxito rotundo al ser utilizadas desde el primer día por centenares de bañistas que hicieron largas colas para darse un chapuzón.

Al inaugurar estas instalaciones, la alcaldesa parisina, Anne Hidalgo, destacó «un sueño hecho realidad». Para la mayoría de los parisinos, es un gran logro poder bañarse en uno de los canales del Sena. Esta actividad está ligada también a la candidatura de París para organizar los Juegos Olímpicos de verano 2024, uno de los grandes objetivos de Hidalgo.