The objective

El Subjetivo

Opiniones libres de algoritmos

Opiniones libres de algoritmos

Ars gratia artis

Para Aristóteles, la finalidad del arte era la de dar cuerpo a la esencia secreta de las cosas. “Ars gratia artis” (el arte por el arte), pero no todas las mentes están preparadas para descifrar ni todos los corazones empapados para sentir.

Observen la fotografía. ¿Qué les sugiere? Después les diré que se trata de la presentación del perfomance “36 días” de Zhoe Jie, una artista que vivirá ese tiempo entre alambres en la Galería de Arte Beijing Now (China).

Para algunos autores, el arte está hecho para todos; otros, en cambio, defienden la existencia de dos públicos claramente diferenciados: los que entienden y los que no. Hay que estar formado para comprenderlo? ¿Es el arte para todo el mundo o está dirigido a una minoría dotada? Quizá la formación no sea una característica esencial... yo más bien apuntaría a que es una cuestión de sensibilidad.

Leí una vez que la gente rechaza el arte porque les hace pensar. Los artistas intentan explicar algo al mundo y, cuando no se adivina el mensaje, el público espectador se encoge de hombros: “es arte”, como sinónimo de “no intentes comprenderlo”. Pero el arte muchas veces no entiende de palabras, sino de las fibras sensibles que componen nuestras emociones. “¿Qué sientes?”, sería una pregunta mucho más acertada.

“El arte jamás ha de intentar ser popular. El público es el que ha de intentar ser artista”, escribía O. Wilde. La ciencia de lo bello, la estética como reflexión filosófica, convierten al mismo en la metáfora del universo, en sueños que representan lo eterno del mundo: la libertad. La imaginación es el utensilio que construye caminos de lo etéreo, conectando la realidad con lo ficticio. Toda obra tiene una base real, pero llevada al clímax de lo incorpóreo. Es alma elevada al infinito.

Para Aristóteles, la finalidad del arte era la de dar cuerpo a la esencia secreta de las cosas. “Ars gratia artis” (el arte por el arte), pero no todas las mentes están preparadas para descifrar ni todos los corazones empapados para sentir.

Más de este autor

Cerrojo al saber

En España, cierran dos librerías cada día y un 55% de los españoles admite no leer nunca. Las bibliotecas perecen en su ...

Más en El Subjetivo