Jordi Bernal

El Partido del Percebe de Feijóo y los horizontes lejanos vascos

«Teniendo en cuenta los resultados de estas autonómicas, el poder desgasta más a Podemos que al PSOE»

Opinión

El Partido del Percebe de Feijóo y los horizontes lejanos vascos
Foto: Lavandeira jr| EFE
Jordi Bernal

Jordi Bernal

Periodista a su pesar y merodeador de librerías y cines. Autor del libro de crónicas Viajando con ciutadans (Ed. Triacastela, 2015)

Si le preguntaran a Feijóo​ por las minúsculas siglas del PP en sus carteles electorales, muy probablemente diría que corresponden al nuevo Partido del Percebe. El gallego encadena mayorías absolutas manteniendo un discurso regionalista más propio de un nacionalismo moderado de la periferia que de una baronía al uso de los populares. Por lo tanto, la victoria de Feijóo no deja de ser una derrota ideológica de Casado/Álvarez de Toledo, quienes no enviaron sus naves a luchar contra templanzas gaiteras que amortiguan el irascible argumentario impuesto por la dirección de Madrid. Bien es cierto que Galicia mantiene unas particularidades difícilmente extrapolables al conjunto de España. Gana un verso libre que —paradójicamente— sigue al pie de la letra la doctrina del fundador del Partido Popular: un regionalismo pintoresco, neblinoso e inextricable, y con un fuerte componente tradicionalista.

En el País Vasco, más de lo mismo. Las maniobras de los nacionalistas en Madrid no pasan factura. Todo lo contrario. Focalizado el radicalismo en Cataluña, este PNV tiene años largos de gobierno oteando horizontes lejanos y verdes praderas de futuros aplazados. De momento, aprendida la lección, seguirán sacando tajada de su excepcional posición en el tablero político español. Incluso los de Bildu parecen cómodos en esta condición objetiva menos dada a la agitación revolucionaria que al cambalache y el mercadeo de despacho. Ya se sabe que en Madrid se vive fenomenal, oye. Y poca diferencia hay, en esencia, entre el tapeo y el poteo.

Teniendo en cuenta los resultados de estas autonómicas, el poder desgasta más a Podemos que al PSOE. Sánchez surfea tanto en Galicia como en País Vasco. En cambio, la marca de la formación morada desaparece en Galicia y recula en las circunscripciones vascas. Por su parte, Ciudadanos se puede dar con un canto en los dientes con la bajada de los populares en Euskadi, ya que el pacto de marras les asegura escaño. Lo dicho: no ha sido un buen domingo para Casado/Álvarez de Toledo.

Más de este autor

Tú que puedes

«Con el panorama general, y aunque no haya pillado tajada de los pérfidos saudíes ni tenga cuentas en paraísos fiscales, a mí también me gustaría escribir una carta de dimisión, deserción o despedida»

Opinión

Adiós al cine

«Ya nunca más la prensa podrá certificar la defunción de la era dorada de Hollywood»

Opinión

Más en El Subjetivo

José Carlos Rodríguez

Monarquía, pandemia y profilaxis

«Desde que Nietzsche proclamó la noticia de que Dios ha muerto, las monarquías cristianas son sistemas políticos republicanos. Eso es lo que podrá salvar la monarquía en España, que Felipe VI y sus sucesores actúen como republicanos ejemplares»

Opinión

Pilar Cernuda

No es oro todo lo que reluce

«El dinero de Bruselas no va a llegar de inmediato sino que con suerte empezaremos a recibirlo en la primavera del 21 y no de golpe, así que a ver cómo cuadra las cuentas hasta entonces el Gobierno»

Opinión