Melchor Miralles

Santos, el éxito del fracaso

Es lo que tiene formar parte del establishment y estar apoyado por los que manejan el cotarro. Que fracasas estrepitosamente, en un asunto peliagudo, con una masa de cadáveres de fondo, conflicto grave y de fuste, y te conviertes en un tipo con éxito, te dan el Nobel de la paz y Rajoy te entrega el premio al Desarrollo Económico y la Cohesión Social. Me refiero al presidente colombiano, Juan Manuel Santos.

Opinión

Santos, el éxito del fracaso
Melchor Miralles

Melchor Miralles

Periodista, productor de televisión y cine y escritor. Le gusta leer, viajar, comer, o sea, un disfrutón de la vida.

Es lo que tiene formar parte del establishment y estar apoyado por los que manejan el cotarro. Que fracasas estrepitosamente, en un asunto peliagudo, con una masa de cadáveres de fondo, conflicto grave y de fuste, y te conviertes en un tipo con éxito, te dan el Nobel de la paz y Rajoy te entrega el premio al Desarrollo Económico y la Cohesión Social. Me refiero al presidente colombiano, Juan Manuel Santos.

Santos se cocinó con los narcoterroristas de las FARC un plan de paz más que discutible, le apoyó todo dios, desde Obama hasta el Papa, pasando por la inmensa mayoría de los medios de comunicación y personas influyentes del planeta, instaló los cuarteles de invierno de los negociadores en La Habana, entre cohíbas y jineteras de prestigio castrista, convocó un plebiscito que todos daban por ganado de calle, y lo perdió. Y aquí no ha pasado nada, ahí sigue, aunque la paz de Colombia, como la canción de Sabina, no amanece jamás.

 

Y en vez de irse a casa, Santos, consumada la derrota, sigue erre que erre, y en paralelo, se ha trajinado distinciones y se ha convertido en un callejeros por el mundo, pero recogiendo premios. Ya se sabe, en este planeta donde mandan quienes más alejados andan de las realidades sociales de los países, no hay como fracasar para que te pongan medallas. El fracaso es lo que mola. Excepto que fracases tú, porque entonces esos mismos prebostes de la cosa te machacan por inútil.

Más de este autor

El triple de Sánchez que quizá no entre

Pedro Sánchez trató de convencer por activa y por pasiva al ex juez Fernando Grande Marlaska para que fuera candidato del PSOE a la alcaldía de Madrid y no lo logró, pero al final entró en el Gobierno como ministro, que luce más todavía y tampoco tiene mala pensión.

Opinión

Las opciones de Venezuela

Ayer el pueblo venezolano se echó de nuevo a la calle, valiente como siempre, para evidenciar por enésima vez el rechazo social al régimen de Nicolás Maduro, sucesor del narcoestado instaurado bajo la dirección del régimen castrista de La Habana, en esa “invasión consentida” que ha sumido a Venezuela en la miseria con un Gobierno ilegítimo que se mantiene imponiendo el terror.

Opinión

Más en El Subjetivo

Laura Fàbregas

¡Oh, Europa!

«’Parliament’ desnuda a españoles, italianos, ingleses o alemanes. Como en toda comedia, amplifica sus defectos de forma extrema. También los de la política europea.»

Opinión

Victoria Carvajal

De Wall Street al ‘Main Street’

«Para poder dar un verdadero vuelco al deterioro social y económico, Yellen necesita desbloquear cuanto antes el paquete de estímulo para reactivar la economía por valor de 900.000 millones de dólares, pero cuya aprobación que aún divide al Congreso»

Opinión