España negocia con Marruecos repatriar a miles de menores no acompañados

Sociedad

España negocia con Marruecos repatriar a miles de menores no acompañados
Foto: MARCOS MORENO

España y Marruecos están en negociaciones para la repatriación de miles de migrantes marroquíes menores de edad que viven en España sin sus familias, ha indicado el Ministerio de Interior español, citado por AFP. Actualmente, más de 10.000 inmigrantes menores de edad se encuentran sin sus familias en España. El 70% de ellos están registrados como marroquíes, según el Gobierno español.

El asunto de los menores marroquíes fue abordado en una reunión bilateral en Esauira (Marruecos) el 14 de septiembre pasado. Según un portavoz del Ministerio de Interior de España, en ese encuentro, la secretaria de Estado de Migraciones Consuelo Rumí «percibió esa buena intención» por parte de los marroquíes de repatriar a sus menores. La delegación de Rabat estuvo encabezada por el director de Migraciones y Vigilancia de Fronteras, Khalid Zerouali.

La negociación del plan de repatriación fue confirmada este jueves por la secretaria de Estado de Seguridad, Ana Botella, durante una visita a Melilla. No obstante, ha puntualizado el portavoz, «como plan concreto», todavía no tienen «nada», ya que «esto forma parte de unas negociaciones, de un proceso diplomático» entre Madrid y Rabat.

Los alrededor de 10.000 niños y adolescentes se encuentran en su gran mayoría bajo tutela de la administración regional de Andalucía y los enclaves españoles de Ceuta y Melilla, adonde llegaron desde territorio marroquí. Estas administraciones se han quejado de la falta de medios, por lo que el Gobierno de Pedro Sánchez ha anunciado un paquete de 40 millones de euros para mejorar la atención a estos menores.

Desde este verano, España es la principal puerta de entrada de migrantes irregulares en Europa, principalmente por vía marítima. Según datos del Ministerio de Interior, un total de 41.594 migrantes irregulares entraron en España entre el 1 de enero y el 30 de septiembre. El grueso de estos, más de 36.000, lo hicieron por mar, el triple que el año pasado, mientras que 4.920 entraron por tierra en Ceuta y Melilla.

La noticia se conoce en un momento de tensión migratoria para España. Precisamente este viernes, la Red Española de Inmigración ha acusado este viernes a la Secretaría de Estado de Migraciones de intentar “acelerar, sin aclarar con qué contraprestaciones ni garantías, la devolución de menores migrantes no acompañados a Marruecos“, sacando provecho de un acuerdo firmado en 2007.