The Objective
Publicidad
España

Sánchez ultima una traca legislativa el 14-J: ley de memoria, techo de gasto, reforma judicial…

El Gobierno pedirá un pleno el 14 de julio para desviar la atención del Debate de la Nación y aprobar la ley de memoria, el techo de gasto y la reforma de la Justicia

Sánchez ultima una traca legislativa el 14-J: ley de memoria, techo de gasto, reforma judicial…

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tiene preparada una auténtica traca final en el terreno parlamentario. Confirmado ya el Debate del estado de la Nación para los días 12, 13 y 14 de julio, el Ejecutivo ha dispuesto de un par de plenos extraordinarios más para poner el broche al curso político antes de echar el cierre por vacaciones. Según fuentes parlamentarias y gubernamentales, una vez concluya el Debate de Política General, el Parlamento celebrará dos plenos extraordinarios en Congreso y Senado para dar luz verde a tres proyectos estrella que garantizan la estabilidad de la legislatura. 

Se trata de la Ley de Memoria Histórica, cuyo proyecto se aprobará en comisión el próximo 4 de julio con el voto a favor de PNV, PdCat y Bildu, según adelantó este diario; el techo de gasto, antesala de los presupuestos Generales del Estado que llegarán al Congreso en el mes de octubre; y la reforma de la Justicia con la que el PSOE modifica la reforma presentada por el Gobierno para para paralizar los nombramientos en los órganos judiciales si no es a través de un acuerdo global entre el Gobierno y la oposición. 

Tres leyes emblema de la legislatura, desde el punto de vista económico (los PGE), ideológico (Ley de Memoria) y pragmático (Reforma de la Justicia), en tanto en cuanto supone modificar la mayoría progresista en el Tribunal Constitucional tras permitir al Gobierno nombrar a los dos miembros del TC que le correspondía renovar al poder ejecutivo antes del 12 de junio, con las que el Gobierno quiere pisar el acelerador de los tiempos parlamentarios para cerrar el curso político con avances que transmitan estabilidad de la legislatura. Y, por ello, sin tiempo que perder, el Gobierno quiere convocar el pleno el mismo 14 de julio por la tarde, después de que se voten las propuestas de resolución de los grupos parlamentarios en la última jornada del Debate de la Nación. 

Desviar la atención del Debate de la Nación 

Una forma de desviar también la atención de esta gran cita parlamentaria, el también llamado debate de política general, que servirá de termómetro de la alianzas del Gobierno en un momento de precariedad parlamentaria por no haber conseguido atraer de nuevo a ERC a su órbita de actuación. Un momento particularmente complejo para el Gobierno tras cosechar la críticas generalizadas por parte del arco parlamentario de izquierdas que rechazan al incremento del gasto militar y tanto de los Presupuestos Generales del Estado. No obstante, fuentes de Moncloa recuerdan que este tipo de debates «siempre los gana el presidente del Gobierno, que es quien cierra los debates y sin límite de tiempo».

La intención de Moncloa es aprovechar al máximo las tres jornadas que componen la sesión para apuntalar la imagen presidencial e institucional de Pedro Sánchez en la cumbre de la OTAN. El martes 12 comenzaría con una extensa intervención del presidente Sánchez que podría rebasar la hora larga de duración. Tras un receso para el almuerzo retomarían los grupos parlamentarios de mayor a menor comenzando por la portavoz del PP, Cuca Gamarra, en la tarde del martes 12. Intervenciones que continuarían durante el miércoles 13, día en el que se abrirá el plazo para presentar las conclusiones del debate, llamadas propuestas de resolución, que han de ser votadas el jueves 14 de julio por la mañana.

El 20 de julio en el Senado 

Tras la precipitación de convocar un pleno el mismo jueves 14 por la tarde, la última fase de esta operación recalaría en el Senado, el miércoles 20 de julio. Una fecha en la que el Gobierno pretende aprobar  de manera definitiva las tres leyes citadas (Ley de memoria, techo de gasto y reforma de la Justicia) para cerrar los objetivos del Plan Anual normativo, presentado hace meses por el ministro de Presidencia, Félix Bolaños, de cuyo departamento precisamente depende la última de las iniciativas. 

El ministro negociador del Ejecutivo fue precisamente quien anunció este viernes la convocatoria oficial del Debate de la Nación remitido a las Cortes. «Va a ser una gran oportunidad para que el presidente explique todas las medidas que hemos hecho en lo que va de la legislatura y también para explicar los planes de futuro y las prioridades que tenemos en el año y medio que resta de legislatura. El Gobierno suma y sigue ampliando derechos, garantizando el crecimiento económico y la creación de empleo». 

Una cita que, recordó Bolaños, «no se celebraba desde el año 2015 y por tanto también es una buena noticia que volvamos a la normalidad. Que se vuelva a celebrar y demos cumplimiento a lo que se pide desde el Reglamento» con un cuádruple objetivo: reforzar el Estado de bienestar, consolidar crecimiento eco, garantizar la creación de empleo y seguir consolidando derechos». En otras palabras, asumir en primera persona lo que el mismo presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, le pidió a su Ejecutiva en la reunión posterior a la debacle andaluza: la pedagogía y capacidad de comunicación necesarias para que el Gobierno empiece a rentabilizar electoralmente los logros de su gestión.

Únete a la discusión
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D