The objective

Further

Cultura viral

Cultura viral

Beber agua bendita y otras excentricidades acuáticas de los famosos

Foto: Han Jae-Ho | Reuters

Agua. Para el común de los mortales es simplemente algo que se bebe todos los días para calmar la sed, refrescarse e hidratarse. Pero para los famosos es un bien que tiene que servirse con detalladísimo cuidado. Hoy, como cada 22 de marzo, se celebra el Día Mundial del Agua. Y mientras en el mundo real 4.500 niños mueren cada día por falta de acceso a agua limpia, las grandes estrellas son exigentes hasta con el H2O.

El jugador de golf Tiger Woods, por ejemplo, solo bebe Evian, mientras que su exmujer, la modelo Elin Nordegren, solo se contenta con Fiji. Y así lo hacen constar en sus contratos de apariciones públicas: "El señor Woods bebe botellas de un litro de agua Evian fría", "la señora Nordegren bebe Fiji a temperatura ambiente". Y estas exigencias (junto con muchas otras) eran solo parte de los términos acordados para realizar un viaje en avión.

Precisamente esas dos marcas, Evian y Fiji, son dos de las más demandadas por los famosos. AC/DC bebe la primera antes de sus shows. Los rockeros piden, concretamente, "botellas de un litro de agua Evian" junto con "galones [sin especificar cuántos] de agua de manantial que no sea Evian". También beben cerveza Heineken, pero eso ya para después de los conciertos. También es la marca de referencia de Britney Spears, que especifica en sus contratos que quiere "12 botellas de agua Evian de un litro" en su camerino. Fiji es la que prefiere, en cambio, la cantante Mary J. Blige. En su camerino siempre debe haber "10 botellas de 1.5 litros de agua FIJI (absolutamente, categóricamente tiene que ser FIJI) a temperatura ambiente". También esa marca es la única que bebe la cantante Kelly Rowland: "Lo único que realmente me encanta es el agua Fiji. Es mi única petición alocada, no me gusta ninguna otra", llegó a afirmar.

Beber agua bendita y otras excentricidades acuáticas de los famosos 1

Bling, el agua favorita de Paris Hilton.

En otro nivel se encuentra Paris Hilton. La heredera, amante del lujo, solo bebe Bling, una de las marcas más exclusivas del mercado. Lejos de ser de plástico, las botellas están hechas con cristales de Swarovski y tienen hasta corcho, como el champán. También es el agua que le daba a su perro, ya fallecido, el chihuahua Tinkerbell. Un chucho que, por cierto, no vivía en una caseta, sino en una auténtica mansioneta.

Pero la que se lleva la palma en cuestiones acuáticas es la reina del pop, Madonna, que no es reina porque sí. ¿Y qué bebe su majestad? Pues agua bendita. Así. Tal cual. La cantante solo bebe agua de la cábala, bendecida por rabinos de esta fe. Y no solo la bebe: es el líquido con el Madonna llena los radiadores de su casa. ¿Y qué milagros obra esta agua? Según el Kabbalah Center (Centro Cábala), un proceso llamado Tecnología de Resonancia Cuántica, ahí es nada, "reestructura la unión intermolecular del agua de manantial". Pero, ojo, beber agua sagrada no sale barato: Madonna se gasta en H2O unos 10.000 dólares al mes.

Noticias en tu inbox

¿Sin tiempo para las noticias? Nuestro equipo de redacción selecciona lo más relevante de la actualidad del día y confecciona para ti una Newsletter diaria que va directamente a tu bandeja de entrada. Suscríbete para recibir las noticias de última hora, los reportajes más fascinantes y las opiniones más razonadas.