Estas son las propuestas económicas de Trump y Biden para Estados Unidos
Foto: Patrick Semansky| AP

Economía y capital

Estas son las propuestas económicas de Trump y Biden para Estados Unidos

La economía es la máxima prioridad para los estadounidenses a la hora de elegir presidente, según una encuesta, pero ¿qué proponen Biden y Trump?

por Néstor Villamor

Más incluso que la pandemia del coronavirus. La economía es la máxima prioridad para los estadounidenses registrados para votar a la hora de decidir quién debe dirigir el país durante los próximos cuatro años. Según una encuesta de la Kaiser Family Foundation (KFF), el 32% de los votantes registrados (registrarse previamente es un requisito en Estados Unidos para poder emitir el voto) señalan la economía como «el tema más importante» para valorar a los candidatos.

Para entender la magnitud del dato, algo de contexto: la pandemia del coronavirus es el tema prioritario solo para el 20% de los encuestados, el crimen lo es para el 16% y las tensiones raciales, exponencialmente avivadas en los últimos meses a raíz de la muerte del ciudadano negro George Floyd a manos de un policía blanco, son el factor más decisivo solo para el 14%. A los estadounidenses, en definitiva, lo que más les preocupa es su bolsillo.

Pero el enfoque que ambos candidatos a las elecciones del próximo 3 de noviembre, Joe Biden y Donald Trump, es sustancialmente distinto. Y no solo en contenido, sino en forma. Donde el exvicepresidente demócrata tiene un programa detallado al uso, el actual presidente se presenta a las elecciones con un documento que consta simplemente de una lista de 54 promesas (al estilo del decálogo con el que Esperanza Aguirre concurrió a las municipales madrileñas en 2015).

Impuestos

Para entender, por tanto, la agenda económica del presidente, es necesario atender a sus declaraciones y sus tuits. Una de sus intenciones es prorrogar la tan histórica como polémica reducción de impuestos que impulsó en 2017, en la que bajó, por ejemplo, el impuesto de sociedades de un 35% a un 21%. Se trata, por tanto, de una política continuista con la de su primer mandato. Aunque esa falta de inyección de ingresos aumentó el déficit estadounidense que el propio Trump había prometido bajar, también es el mismo Trump el que asegura que es esa política fiscal la que logró reducir la tasa de paro al 3,5%.

Estas son las propuestas económicas de Trump y Biden para Estados Unidos 3

Donad Trump, tras firmar su polémica reforma fiscal de 2017, que ahora quiere extender y Biden quiere derogar. | Foto: Evan Vucci | AP

Mientras, Biden propone, en materia fiscal, tomar la dirección opuesta y aplicar medidas como subir de nuevo el impuesto de sociedades que Trump bajó, establecer una suerte de impuesto de grandes fortunas (para aquellas personas con una renta superior a los 400.000 dólares al año). Se trata de un proyecto que, según un análisis de Tax Policy Center, «aumentaría los beneficios federales en 2.4 billones de dólares en la próxima década».

Empleo

Pero la actual economía estadounidense —como la de cualquier otro país— no puede entenderse sin los efectos de la pandemia de coronavirus. La economía era precisamente una de las principales bazas con las que contaba Trump para ganarse la reelección. Sin embargo, la COVID-19 ha debilitado el tejido empresarial y laboral del país y el presidente ha sido duramente criticado por la gestión de la enfermedad, ya que Estados Unidos acumula el 21% de los muertos notificados en el planeta pese a que los estadounidenses suponen solo el 4% de la población mundial, según cifras oficiales. Aunque la bolsa se ha recuperado después de hundirse al inicio de la crisis, no ha ocurrido lo mismo con el mercado laboral. La tasa de paro es actualmente del 7,9% y la pandemia ha destruido al menos 10 millones de empleos.

Estas son las propuestas económicas de Trump y Biden para Estados Unidos 2

Una empresa estadounidense anuncia su cierre definitivo. | Foto: Rick Bowmer | AP

Para superar el oleaje, tanto Trump como Biden coinciden en proponer ingentes inversiones en infraestructuras cuya construcción genere empleos, aunque solo el demócrata apuesta por las infraestructuras verdes. En su programa, el actual inquilino de la Casa Blanca promete «crear 10 millones de empleos nuevos en 10 meses», pero no especifica cómo. Biden, en cambio, pone como horizonte temporal el final de la pandemia. «No podemos solucionar la crisis laboral hasta que solucionemos la crisis de salud pública», reza su programa. En este sentido, el demócrata propone medidas como «proporcionar a los gobiernos estatales, locales y tribales la ayuda que necesitan para que los educadores, los bomberos y otros trabajadores esenciales no sean despedidos» y «extender el seguro de desempleo de la crisis de la COVID para ayudar a aquellos que no tienen trabajo».

Eso sí, propone crear, al igual que su adversario, 10 millones de empleos. Y pretende hacerlo en su «primera legislatura», es decir, en cuatro años. Su plan es invertir dos billones de dólares para crear empleos en los sectores de infraestructuras, automoción, transporte, energía, agricultura, innovación tecnológica y «justicia ambiental», así como en el sector inmobiliario.

Made in America

Conocidos son los ataques recíprocos en materia económica entre el Gobierno de Donald Trump y el de su homólogo chino, Xi Jinping. La llamada guerra comercial avivada durante los últimos cuatro años ha incluido subidas mutuas de aranceles y veto de tecnología china en Estados Unidos. Si logra un segundo mandato, el actual presidente promete devolver a Estados Unidos un millón de empleos del sector de la fabricación desde China, dar ventajas fiscales a las empresas que devuelvan a EEUU empleos que actualmente están en el gigante asiático, no hacer contratos federales con empresas que subcontraten en Pekín y «permitir deducciones de gasto del 100% para industrias esenciales, como la farmacéutica y la robótica, que traen de vuelta su producción a Estados Unidos».

Estas son las propuestas económicas de Trump y Biden para Estados Unidos 1

Ambos aspirantes a ocupar la Casa Blanca coinciden en la necesidad de relocalizar las empresas que producen fuera de EEUU. | Foto: J. Scott Applewhite | AP

También Biden coincide con Trump en la necesidad de relocalizar empresas estadounidenses que actualmente producen otros países, pero critica la postura de su contrincante. Concretamente, le afea el haber creado «una escapatoria fiscal que en realidad premia a las empresas que envían al extranjero empleos y beneficios». «Mientras Trump habla de comprar productos estadounidenses en Twitter y en televisión, ha permitido que se vayan del país empresas que reciben contratos federales, pagados con dinero de los contribuyentes», lamenta el exvicepresidente de la era Obama.

Así, lo que Biden propone es «cerrar los vacíos legales de Trump» que hacen que las empresas produzcan fuera del país y penalizar a las empresas que realicen esta práctica. Es lo que él llama «política fiscal Made in America». La penalización, explica el programa de Biden, «está especialmente dirigida a todos aquellos que envían al extranjero los empleos de producción y servicios para vender bienes o proporcionar servicios de vuelta al mercado estadounidense». Además, prevé un crédito fiscal anticipable del 10%, llamado «crédito fiscal Made in America», dirigido a «empresas que hagan inversiones que creen empleo para trabajadores estadounidenses y aceleren la recuperación económica para una mejor reconstrucción».

Néstor Villamor

Gallego de nacimiento y madrileño de alquiler. Aprendí este apasionante oficio en La Voz de Galicia, Icon, BuenaVida, El País… Ahora sigo creciendo en The Objective.