The objective

Further

Cultura viral

Cultura viral

Estrenos de otoño: ¿Ser una buena serie ya no es suficiente para triunfar?

Muchos estrenos, muchos nombres famosos, poco ruido… en un tiempo de cientos de estrenos ¿qué pasa que lo que antes funcionaba ahora se queda tibio?

.

El otoño prometía. En este tiempo de llegada del frío había una serie de estrenos de televisión que ofrecían nuevas oportunidades para engancharse a una historia, más si se tiene en cuenta que este otoño llegó helado y sin clemencia. Pero la respuesta ha sido tibia. ¿Son malas las nuevas series? ¿Son malos sus creadores? ¿Se merecen haber pasado desapercibidas? Pues es difícil decirlo porque la respuesta a las tres preguntas es un enorme NO.

Series como The Romanoffs en Amazon Prime, Wanderlust y Maniac en Netflix, Kidding en Showtime, Camping o The Deuce en HBO… cada una de estas series tiene asociados nombres enormes, tanto frente como detrás de la cámara. Matthew Weiner, el creador de Mad Men, ha llevado a la pantalla la descabellada historia (solo a alguien que creó Mad Men y su éxito le permitirían esto) de varias personas que creen decender de los zares asesinados en la revolución rusa (sí, de eso va The Romanoffs); Toni Collette protagoniza la historia de un matrimonio que decide intentar tras años una relación abierta en Wanderlust; Emma  Stone y Jonah Hill protagonizan Maniac, la descabellada historia sobre salud mental que dirige Cary Fukunaga; Jim Carrey es dirigido en Kidding por Michel Gondry en la historia de un positivo animador de un programa para niños que debe lidiar con la muerte de su hijo; Jennifer Garner es la protagonista de Camping, una dramedia escrita por no otra que Lena Dunham; y David Simon, el creador de The Wire, tiene una segunda temporada sobre el porno en los setenta protagonizada por Maggie Gyllenhaal y James FrancoThe Deuce… entonces qué pasa, por qué no escuchamos más de estas series, por qué se han quedado relativamente olvidadas, por qué la tibieza.

Estrenos de otoño: ¿Ser una buena serie ya no es suficiente para triunfar? 1

Jennifer Garner protagoniza Camping, una dramedia escrita por Lena Dunham y Jenni Konner | Imagen vía HBO

La teoría más simple es la más probable (gracias Guillermo de Ockham por tu sabiduría): durante ya algunos años hemos estado hablando del Peak TV, ese fenómeno en que la era dorada de la televisión ha llegado a extremos excesivos. Hay cientos de series al aire, la calidad es alta y la exigencia imposible. Ya no se trata de hacer buenas series, de esas hay muchas, se trata de ser excepcional, de distinguirse en medio de un mar de historias y nombres y propuestas. Se trata de una competencia y en la medida en que hay más competidores profesionales la oportunidad de perder es mayor.

Todas las series que mencionamos son buenas y merecen ser vistas, algunas más y otras menos, pero lo merecen… sin embargo, aún queda una larga lista de estrenos y anuncios que aparecen semanalmente, como por ejemplo que Naomi Watts protagonizará la precuela de Juego de Tronos o que Cate Blanchett va a atreverse con la televisión en una serie de FX.

El tiempo se ha hecho cada vez más adverso para las historias que no tengan algo que las haga resaltar, porque ya no vale un actor de cine, una premisa interesante o un creador famoso. Ahora además se necesita suerte y buenas críticas y redes sociales y convertirte en un fenómeno de masas extraordinario para que una serie que hace 5 años hubiese sido la reina de todos los premios y conversaciones sobreviva una temporada.

Estrenos de otoño: ¿Ser una buena serie ya no es suficiente para triunfar? 2

Amanda Peet y John Slattery protagonizan una de las historias de ‘The Romanoffs’ | Imagen vía Amazon Prime Vídeo.

También está el otro factor: los canales y servicios de streaming están tan obsesionados con competir que aceptan todos los proyectos que parecen relativamente interesantes y que tienen nombres asociados… se trata de producir y producir, no de elegir. Y eso lleva tiempo demostrando no funcionar casi nunca. Tirar dinero a proyectos que tal vez requerirían una segunda pensada (los creadores nunca han tenido tal libertad y facilidades de conseguir reuniones para proponer ideas) genera series que se quedan en buenos intentos y se ahogan en un mar de otros muchos intentos y algunos logros.

Este otoño aún solo comienza y estrenos enormes, como Homecoming con Julia Roberts, The Kominsky Method con Michael Douglas, Scape of Dannemora con Benicio del Toro y Paul Dano, y The Little Drummer Girl con Florence Pugh, Alexander Skarsgaard y Michael Shannon, entre otras, aún están por ver si su propuesta es suficientemente llamativa para sobrevivir en las aguas de la que podría llamarse Peaked TV.

Noticias en tu inbox

¿Sin tiempo para las noticias? Nuestro equipo de redacción selecciona lo más relevante de la actualidad del día y confecciona para ti una Newsletter diaria que va directamente a tu bandeja de entrada. Suscríbete para recibir las noticias de última hora, los reportajes más fascinantes y las opiniones más razonadas.