The objective

Further

Cultura viral

Cultura viral

La mujer, víctima olvidada del Holocausto

Foto: Archivo | Deutsches Historisches Museum

Aunque en las primeras selecciones de Auschwitz las mujeres constituyeron, junto con los niños, el 60 o el 70% de los enviados a las cámaras de gas, y a pesar de la ingente historiografía producida sobre la Shoa, como se conoce al Holocausto en hebreo, la experiencia de las mujeres no se ha estudiado de forma específica. Sí se han escrito, sin embargo, trabajos historiográficos sobre otros grupos exterminados por los nazis como gitanos, homosexuales, presos políticos o masones. Así mismo, los testimonios de los supervivientes de esa pesadilla han sido mayoritariamente también masculinos.

«Considerad si esta es una mujer /quien no tiene cabellos ni nombre / ni fuerzas para recordarlo / vacía la mirada y frío el regazo / como una rana en invierno.» Primo Levi.

La misión de los nazis era la de exterminar a los judíos, independientemente de su sexo, pero hasta ahora, y aun cuando el horror fue similar para todos, no nos hemos detenido a prestar atención a las peculiaridades del sufrimiento de las mujeres durante el Holocausto.

Este libro, que inspira su título en un poema del superviviente Primo Levi, recoge los testimonios de tres mujeres que sobrevivieron a su estadía en el campo de exterminio de Auschwitz. Publicado en italiano en el año 2003, acaba de ser traducido y editado por el sello Altamarea, que se ha especializado en traernos desde Italia joyas no publicadas en nuestro país provenientes del país transalpino.

Daniela Padoan, escritora y guionista, autora de varios documentales sobre la Shoa, fue la encargada de recopilar el testimonio de estas tres mujeres, en un trabajo que va más allá de la simple entrevista testimonial, sino que convierte el libro en tres diálogos que nos llevan a conocer la verdad del sufrimiento de estas víctimas, representantes de la población que, quizás, sufriese una de las mayores atrocidades del siglo XX.

Como una rana en invierno. Tres mujeres en Auschwitz 1

Imagen vía Editorial Altamarea.

La obra sigue la senda de Mujeres en lucha, publicado por la misma editorial, recuperando la voz de la mujer en los momentos más dramáticos de nuestra historia, voz indispensable para los historiadores y para los lectores, que podrán sacar conclusiones generales a partir de estos testimonios personales que resultan desgarradores y conmovedores, a pesar de la naturalidad con la que estas mujeres narran momentos tan abyectos.

Los testimonios, además, guiados por las preguntas de la hábil entrevistadora, nos llevan a detalles muy interesante más allá del horror de los campos, detalles que no suelen tratarse en los libros de historia, como la soledad y la incomprensión que sufrieron los supervivientes tras la guerra, especialmente las mujeres, que tuvieron que soportar la cruel interrogación: ¿qué habrá tenido que hacer para conservar la vida?

Como una rana en invierno. Tres mujeres en Auschwitz 2

Fotografías de ingreso a Auschwitz | Foto del archivo de Yad Vashem.

El libro se completa con un epílogo en el que la autora reflexiona sobre la invisibilidad femenina en la narración del Holocausto, que contextualiza estos testimonios, y con una introducción, escrita posteriormente, en la que Daniela Padoan nos llama a huir de la banalización del genocidio, con esos turistas haciéndose fotos para Instagram en los campos de exterminio, políticos dando discursos vacíos en los aniversarios de la tragedia o los objetos de los prisioneros puestos a la venta en eBay. La vacuna contra todo esto son los recuerdos de estas tres mujeres, que sobrevivieron al infierno más terrorífico que jamás pudo imaginar el ser humano.

Como una rana en invierno. Tres mujeres en Auschwitz 3

Mujeres y niños en Auschwitz tras bajar de unos de los vagones. | Foto del archivo de Yad Vashem.

Tres mujeres en Auschwitz

Liliana Segre

Milanesa. Con trece años sería hecha prisionera y confiada en las prisiones de Varese, Como y Milán, desde donde partiría hacia Auschwitz en abril de 1944 en el convoy 06. De 605 personas que viajaron en él, solo 97 hombres y 31 mujeres superaron la selección para la cámara de gas. Retornaron 20. Liliana fue liberada el 30 de abril de 1945 en los alrededores de Ravensbrück.

“Conocí a una chica que descubrió que estaba embarazada allí dentro, y después no la vimos nunca más. ¿Qué habrá sido de ella? ¿La matarían? ¿La obligarían a parir y matarían al bebé? Son cosas que a un hombre no le podían pasar.”

Como una rana en invierno. Tres mujeres en Auschwitz 4

Liliana Segre a los 12 años. | Foto vía Editorial Altamarea.

Goti Bauer

Nacida en 1924 en Béregovo, Checoslovaquia. Arrestada en Cremenaga (Varese). Pasó por la cárcel de Como, la de Milán y el campo de Fossoli, desde donde llegó a Auschwitz en el convoy número 10 en mayo de 1944. Fue liberada un año después en Theresienstadt.  De los 581 deportados de ese convoy solo regresaron 60.

“En ese momento vivimos la pérdida de la menstruación como una liberación, porque era dramático no tener nada con lo que protegerse, con lo que afrontar la situación cada vez que se presentaba.”

Como una rana en invierno. Tres mujeres en Auschwitz 5

Goti Bauer. | Foto vía Editorial Altamarea.

Giuliana Tedeschi

Nacida en Milán, fue apresada en Turín en marzo de 1944 por los alemanes. Prisionera en la cárcel de Turín y en el campo de Fossoli, llegaría a Auschwitz en el convoy número 10, del que sobrevivirían 51 personas de las 611 que fueron transportadas en él. De todas ellas, 139 eran ancianos de una residencia judía.

“El cuerpo era una cáscara vacía, un envoltorio inerte que escrutaban e inspeccionaban para justificar su final en el crematorio.”

“Para las mujeres fue un desgarro continuo, un ataque a nuestra identidad femenina. Los cabellos, la desnudez, a soledad repentina y, sobre todo, la separación de los hijos. Para un hombre es distinto.”

Noticias en tu inbox

¿Sin tiempo para las noticias? Nuestro equipo de redacción selecciona lo más relevante de la actualidad del día y confecciona para ti una Newsletter diaria que va directamente a tu bandeja de entrada. Suscríbete para recibir las noticias de última hora, los reportajes más fascinantes y las opiniones más razonadas.