'Los Bridgerton' (y su duque), una trama que seduce y atrapa
Foto: | Netflix

Cultura

'Los Bridgerton' (y su duque), una trama que seduce y atrapa

¿Quién es el duque Simon que ha conseguido disparar los termómetros incluso cuando lleva la camisa puesta?

por The Objective

Drama, sexo, feminismo, amor, lujuria, pasión, monarquía. ¿A quién no le gusta una trama que reúna todos esos factores? Sí, hablo de Los Bridgerton (Netflix). Tendrá sus haters, pero la serie revelación de la temporada ha llegado de repente a nuestras vidas en el momento en el que más agradecemos una buena evasión. A medida que avanzan los minutos, las horas y los ocho episodios que la componen ya no podrás eludir el nuevo drama que ha encandilando a las audiencias de USA y del resto del mundo. Desde su estreno el pasado 25 de diciembre de 2020, esta historia se ha posicionado en el Top 1 como una de las más vistas en unos 70 países alrededor del mundo.

Los Bridgerton es un juego, en todos los sentidos de la palabra. Como ejemplo, la primera escena, donde la debutante Daphne espera ser escoltada por su hermano mayor, Anthony Bridgerton, a Londres, mientras vemos a este con los pantalones por las rodillas follando con una cantante de ópera contra un árbol. Son los primeros tres minutos de un drama de época muy moderno, un rollo romántico, ambientado en la alta sociedad de 1813. Es periodo de Regencia, es época de cortejos, el momento del año en que las hijas de las más adineradas familias eran presentadas ante la Corte para arreglar sus matrimonios con jóvenes aristócratas, bajo el escrutinio de sus madres.

Los Bridgerton (y su duque), una trama que seduce y atrapa 4

BRIDGERTON (L to R) RUBY BARKER as MARINA THOMPSON in episode 103 of BRIDGERTON Cr. LIAM DANIEL/NETFLIX © 2020

De esta forma, esta historia, basada en la saga literaria del mismo nombre escrita por Julia Quinn con el prestigioso sello de Shondaland, va camino de convertirse en la quinta serie original más vista en la historia de la plataforma, con una audiencia proyectada de 70 millones de espectadores, siempre según Netflix –hay que recordar que sus datos no están auditados por ningún organismo independiente–. Pero, ¿a qué se debe su popularidad? Se preguntarán muchos. Pues aquí te contamos algunos datos claves de por qué Los Bridgerton te seducirá y atrapará desde el primer capítulo.

Protagonistas

El reparto, tremendamente solvente y fresco, cuenta con jóvenes formados sobre las tablas del West End londinense y curtidos en algunos de los mayores éxitos de la televisión británica. Jóvenes, guapos y exitosos, una combinación perfecta para un guilty pleasure en el que hemos caído todos. Además, la gran química en pantalla de los protagonistas Phoebe Dynevor, Daphne Bridgerton, y Regé-Jean Page, el duque Simon, ha sido un acierto y un factor que ha logrado enganchar al espectador y que se percibe desde el minuto uno.

Sin embargo, no cabe duda que el deseado y seductor duque Simon ha sido clave del éxito de esta primera temporada. El nuevo gran galán de Netflix que ha conseguido disparar los termómetros incluso cuando lleva la camisa puesta. Así, Regé-Jean Page, de 30 años, de origen zimbambueño y hasta ahora desconocido en nuestro país, ha logrado eclipsarnos a todos a base de miradas intensas y bailes de época de infarto.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Bridgerton (@bridgertonnetflix)

Diversidad y feminismo

La diversidad del elenco, la cual para muchos no es coherente con la época en la que transcurre la historia–la Inglaterra del 1800–, es uno de sus puntos fuertes. Cabe destacar el papel del duque de Hastings. Un negro con poder en la Inglaterra del Periodo de la Regencia. Algo que no se ha librado de las críticas y ha hecho que muchos apasionados de la Historia se echen las manos a la cabeza, reavivado el debate sobre la balanza entre la fidelidad a una época y obra y la responsabilidad social en la existencia de una riqueza plural.

Pero en Los Bridgerton no solo hay un duque negro: también tenemos una reina mestiza, la reina Carlota, interpretada por la brillantemente actriz británica de origen guyanés Golda Rosheuvel. Y es que hay teorías de que la reina Carlota tenía herencia racial mixta, de hecho hay varios retratos oficiales, según expertos, que parecen mostrarla con rasgos claramente africanos. De esta forma, la serie sugiere que el rey se casó con una mujer negra y eliminó las desigualdades raciales en el siglo XIX, aunque bueno, solo tienes que echar un ojo a lo que les sucedió a Meghan y Harry en el siglo XXI para saber que esta utopía aún no ha llegado.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Bridgerton (@bridgertonnetflix)

Tampoco podemos olvidarnos del papel de Lady Danbury (Adjoa Andoh). Esta maravillosa mujer es capaz de enfrentarse a un hombre o a una mujer sin apenas inmutarse, con un fuerte sentido de la ética y de la moral y cuyas opiniones son muy consideradas –y temidas– en la en la corte.

Por otro lado, muchos la han definido también como “un drama feminista donde los hombres son objeto de deseo, con discurso de empoderamiento femenino en toma de decisiones de vida”. Ejemplo de ello lo vemos en el romance protagonizado por Daphne Bridgerton, la hija mayor de la poderosa familia Bridgerton. La joven, en su debut en el competitivo mercado matrimonial, buscará el amor verdadero a pesar de las exigencias que se aclama en la sociedad. O el papel Eloise Bridgerton (Claudia Jessie), una joven adolescente que desafía a su tiempo: escritora, lectora, independiente y fumadora. Una chica que parece mucho más feliz rodeada de libros y cuadernos y teme que todos sus talentos académicos se desperdicien si se prepara para casarse como le aconseja.

Los Bridgerton (y su duque), una trama que seduce y atrapa 1

Imagen: Netflix

Sexualidad

Aunque Los Bridgerton se desarrolla en el periodo de la Regencia, las escenas de tórrido sexo no podían faltar. Y eso, queridos lectores, gusta. En los primeros tres minutos, como ya hemos comentando, el primer calentón; pero, cuanto más avanza la serie y la protagonista, Daphne Bridgerton, descubre su sexualidad, más subidas de tono son las escenas.

Algo a destacar, además, ya que no suele ser habitual en escenas de cama, es el protagonismo que toma el chico en ellas. En esta ocasión, el duque Simon acapara los mismos minutos en escena que Daphne cuando ambos practican sexo. El despertar sexual que está viviendo Daphne, además, es muy importante para su historia en particular, y la serie consigue reflejar el desconocimiento de las jóvenes de la época a la perfección.

Los Bridgerton (y su duque), una trama que seduce y atrapa 3

Imagen: Netflix

Sin embargo, no podemos hablar de sexo y Los Bridgerton sin mencionar la escena más polémica de la serie, cuando Daphne y Simon están teniendo sexo y termina con él eyaculando dentro de ella en contra de su voluntad, en medio de sus súplicas para que se detenga, lo que muchos ven en esta una escena de violación.

Decoración y vestuario

Además del cautivador romance de Daphne y Simon, el espectáculo de Shonda Rhimes también ha seducido al público con un impresionante diseño de vestuario. Diseñado por Ellen Mirojniklos  fantásticos trajes encorsetados están cargados de cristales de Swarovski, organza, flores y mariposas mostrando la gran diferencia que había entre los vestidos de gala que usaban las diferentes familias la crème de la crème de la época. De esta forma, 7.500 prendas de ropa son las que se han confeccionado específicamente para la serie. Y es que solo el personaje de Daphne Bridgerton tiene 104 cambios de vestuario durante la primera temporada, porque aunque sea una dramatización que no busca ser rigurosa históricamente, sí tiene que ajustarse a una «verdad básica», como explica Ellen Mijornick en Harper’s Bazaar.

Los Bridgerton (y su duque), una trama que seduce y atrapa 2

Imagen: Netflix

De hecho, el interés que ha provocado Los Bridgerton por las prendas y objetos de la época ha sido tal que, según eBay, en las últimas semanas se han disparado las búsquedas de ropas y elementos de decoración inspirados en la etapa de la Regencia. De esta forma, el sitio web registró un incremento en las búsquedas de piezas como los corsés, que aumentaron en un 3%, así como las consultas de blusas de encaje (un 37% más), vestidos con mangas bombaches (26%) y las diademas (25%).

Música

Por último, y no por eso menos importante, la música ha cobrado un papel fundamental durante la producción. Y es que ninguno de los momentos de la serie hubieran sido lo mismo sin la música que les acompañaba, una mezcla de algunos ritmos de la época, en contraste con sonidos actuales.

Durante la primera puesta de largo de Daphne Bridgerton como joven en edad de casamiento sonaba ‘Thank u, next’ de Ariana Grande. Solo unos episodios más tarde (en el tercero) se colaba ‘Bad Guy’ de Billie Eilish como melodía de todos los asistentes al evento, ‘In My Blood’ de Shawn Mendes e incluso ‘Girls Like You’ de Cardi B y Maroon 5.

No obstante, la producción de Shonda Rhimes para la plataforma también ha contado con una banda sonora original creada por Kris Bowers.