Mari Roldán, la artista que paga con su arte
Foto: Mari Roldán| RRSS

Cultura

Mari Roldán, la artista que paga con su arte

Charlamos con Mari Roldán, una artista que siempre había querido ser azafata y viajar por todo el mundo, pero fue rechazada por tener tatuajes visibles. Ahora, recrea grandes obras sobre billetes para que viajen todo lo que ella no pudo

por Laura Gómez

El 15 de abril es el Día Mundial del Arte y, para celebrarlo, hemos charlado con una artista que se dedica a divulgar sus obras pagando con ellas, María Roldán. Siempre había querido ser azafata y viajar por todo el mundo, pero su sueño se truncó cuando tuvo que dejar su academia tras conocer que las compañías aéreas la rechazarían por sus tatuajes. Ahora, una parte de su ser viaja todo lo que le hubiera gustado a ella misma: su arte. Roldán recrea grandes obras de arte sobre billetes que pone en circulación para que lleguen a todos los rincones de Europa (y del mundo).

Aunque recibió ese rechazo «con mucha pena», hoy le hace feliz porque le ha llevado a «hacerse un hueco en el mundo del arte». En su caso, un sueño fallido le llevó a cumplir otro. «Siempre soñaba con ser artista pero nunca me lo había tomado como algo más que un hobby por lo difícil que es vivir de ello», sostiene en una conversación con The Objective.

Todo comenzó en 2017 cuando, tras tener que renunciar a ser azafata, se le ocurrió que podría dibujar sobre el dinero para que «una parte de mí diese la vuelta al mundo», asegura. Entonces, se animó pintando con un bolígrafo La creación de Adán, de Miguel Ángel, en un billete de 10 euros. Utilizó ese billete para pagar en una cafetería de su Málaga natal en la que pasó desapercibido. Aquel fue el primero de los 100 billetes que, estima, ha puesto en circulación desde entonces.

Mari Roldán, la artista que paga con su arte

Foto: Mari Roldán | RRSS

Tenía miedo de que no aceptaran sus billetes, pero al ver que sus creaciones a bolígrafo no eran rechazadas, decidió dar el paso de pintar al óleo numerosas obras clásicas y modernas. Entre los artistas a los que ha homenajeado con sus recreaciones destacan Vincent Van Gogh, Banksy, Salvador Dalí o Picasso.

Su inspiración viene de otros artistas, pero también de la música o la naturaleza. Aunque confiesa que su pintor favorito es Vincent Van Gogh: «Siempre me ha inspirado, desde que era pequeña, por sus obras y por el uso del color amarillo ya que es mi favorito». Además, afirma que «al ir creciendo también me gustó por su forma de ver la vida. Supo crear belleza donde había tristeza».

Su particular manera de alegrar el día a la gente es pagarles con su arte. Defiende que nunca ha tenido ningún problema para que acepten sus billetes, sino todo lo contrario. Entre las reacciones, lo que más le sorprende es «que crean que los billetes son así de fábrica, me hace ilusión que valoren tanto la pintura como para pensar que es algo nuevo que han decidido hacer así».

Mari Roldán, la artista que paga con su arte 1

Foto: Mari Roldán | RRSS

Por si acaso y para que puedan seguir circulando, siempre deja intactos el valor y el número de serie. Según la normativa del Banco Central Europeo, que aplica el Banco de España, los billetes «pueden ser canjeados siempre que se presente más del 50% de la superficie de los mismos».

Cuando alguien recibe una obra de arte en un billete de cinco euros, puede guardarlo para el recuerdo, así que Roldán también ha realizado sus obras en billetes de hasta 100 euros para que circulen y, necesariamente, tengan que pasar de una mano a otra.

No solo paga en Málaga con sus obras de arte, sino que utiliza sus billetes allá donde va porque «es una forma de darte a conocer y de que mucha gente pueda disfrutar de tu arte».

Mari Roldán, la artista que paga con su arte 2

Foto: Mari Roldán | RRSS

Nunca ha recibido de vuelta una de sus obras ya desgastadas, pero se imagina ese momento con ilusión porque significaría que ha visto mundo y ha cumplido con su objetivo. «Creo que si eso pasara me lo quedaría para mí y no lo volvería a poner en circulación», confiesa.

Lo cierto es que su arte ya ha traspasado fronteras. Cuenta con más de 38.000 seguidores en Instagram y su propia tienda de arte en la que se puede comprar un billete de 20 euros decorado con La noche estrellada de Van Gogh por 200 euros o tres billetes de cinco euros que forman El Guernica de Picasso por 300 euros.

Sus recreaciones son toda una metáfora sobre la transformación del valor. Mari Roldán demuestra que un billete de cinco euros puede convertirse en toda una obra de arte mucho más valiosa.

Laura Gómez

De Jumilla y del mundo. Pretendo dar voz a quien necesite que le escuchen.