¿Podría Madrid convertirse en zona catastrófica?
Foto: Ballesteros| EFE

Energía y medioambiente

¿Podría Madrid convertirse en zona catastrófica?

El paso de la borrasca Filomena ha dejado muchos daños debido a esto el alcalde de Madrid estudia declarar a Madrid zona catastrófica

por Inés Bertrán

El paso de la borrasca Filomena seguido de una ola de frío ha dejado muchos daños. Debido a esto, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, estudia declarar a Madrid zona catastrófica mientras que el Gobierno central recela, pero se abre a ello. La declaración de zona catastrófica es una condición reservada a eventos de la naturaleza o a sucesos que dejan graves daños y que permiten beneficios fiscales y subvenciones que faciliten la recuperación.

El ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, ha dicho que «hay que hacer la evaluación de los daños cuando amaine el temporal. Hay que ver las causas, los daños, el alcance de los mismos y es cuando se procede esta cuestión».

Mientras que el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha defendido que no hay que descartar que se declare zona catastrófica en Madrid debido a los daños por el temporal de nieve, aunque ha pedido «no anticiparse porque ahora la prioridad es minimizar los estragos del temporal y garantizar los servicios públicos y de abastecimiento».

¿Podría Madrid convertirse en zona catastrófica? 1

Foto: Ballesteros | EFE

¿Qué es una zona catastrófica?

Aunque popularmente es conocido como zona catastrófica, la legislación ya no lo llama así sino zona afectada gravemente por una emergencia de protección civil y está regulada por el capítulo V de la Ley del Sistema de Protección Civil.

En el artículo 23 de la ley se señala que es una condición reservada a siniestros que «perturben gravemente las condiciones de vida de la población en un área geográfica determinada o cuando se produzca la paralización, como consecuencia del mismo, de todos o algunos de los servicios públicos esenciales».

¿Se ha declarado antes?

Sí, en octubre del año 2018, el Gobierno de Pedro Sánchez declaró zonas afectadas gravemente por una emergencia de protección civil debido a las inundaciones ocurridas en el levante balear. El presidente del Gobierno lo anunció en su visita a Sant Llorenç, y recibieron el mismo trato también Artà, Capdepera y Son Servera.

Pero las declaraciones de zonas catastróficas más recientes se produjeron el 20 de septiembre de 2019 por los siniestros acumulados desde abril de ese año. Se beneficiaron de este estatus los incendios de junio en sierras de Madrid, Tarragona y Toledo; las inundaciones de Orense y Navarra en julio; los fuegos en Gran Canaria en agosto; y las zonas más afectadas por la DANA, entre agosto y septiembre del año 2019.

¿Cómo se declara?

Para poder declararse tiene que hacerse a través de un acuerdo del Consejo de Ministros, a petición de un Ministerio o de las administraciones públicas afectadas. Pero antes de declararse, el Gobierno central podría pedir un informe sobre la situación de la comunidad o comunidades autónomas afectadas.

¿Podría Madrid convertirse en zona catastrófica? 2

Foto: Ballesteros | EFE

¿Qué ayudas son aplicables?

La declaración de zona afectada especialmente por una emergencia por parte del Consejo de Ministros puede incluir ayudas económicas directas tanto a particulares como a corporaciones locales. Los particulares pueden recibir ayudas tanto por daños en su vivienda habitual como a sus enseres de primera necesidad. También aquellos municipios que hayan sido afectados pueden recibir subvenciones por daños en sus infraestructuras y red viaria, así como daños en daños en producciones agrícolas, ganaderas, forestales y de acuicultura marina.

Dependiendo de los términos en los que el Consejo de Ministros declare una zona afectada gravemente por una emergencia de protección civil se podrán adoptar diferentes medidas, aunque estas son las posibilidades previstas en la ley:

1. Ayudas económicas a particulares por daños en vivienda habitual y enseres de primera necesidad.

2. Compensación a corporaciones locales por gastos derivados de actuaciones inaplazables.

3. Ayudas a personas físicas o jurídicas que hayan llevado a cabo la prestación personal o de bienes.

4.Ayudas destinadas a establecimientos industriales, mercantiles y de servicios.

5.Subvenciones por daños en infraestructuras municipales, red viaria provincial e insular.

6. Ayudas por daños en producciones agrícolas, ganaderas, forestales y de acuicultura marina.

7. Apertura de líneas de préstamo preferenciales subvencionadas por el Instituto de Crédito Oficial.