¿Por qué existe un Día Internacional de la Mujer?
Foto: Marco Ugarte

Mundo ethos

¿Por qué existe un Día Internacional de la Mujer?

"Conseguir la igualdad de género y empoderar a las mujeres y las niñas son tareas pendientes de nuestra época y constituyen el mayor desafío en materia de derechos humanos del mundo". Son palabras que ha utilizado el secretario general de la ONU, António Guterres, para explicar por qué es importante la celebración del Día Internacional de la Mujer. No está claro cuál es el origen de la conmemoración de esta jornada, pero, desde 1975, las Naciones Unidas (y, por extensión, sus estados miembros) utilizan el 8 de marzo como referencia.

por The Objective

«Conseguir la igualdad de género y empoderar a las mujeres y las niñas son tareas pendientes de nuestra época y constituyen el mayor desafío en materia de derechos humanos del mundo». Son palabras que ha utilizado el secretario general de la ONU, António Guterres, para explicar por qué es importante la celebración del Día Internacional de la Mujer. No está claro cuál es el origen de la conmemoración de esta jornada, pero, desde 1975, las Naciones Unidas (y, por extensión, sus estados miembros) utilizan el 8 de marzo como referencia.

El comienzo de un día dedicado a las mujeres está en el siglo XIX. Fue el 8 de marzo de 1857 cuando un grupo de trabajadoras del sector textil salió a protestar en Nueva York por las condiciones en las que trabajaban. Ese es el origen más probable de la celebración del Día Internacional de la Mujer el 8 de marzo. Pero no fue hasta el siglo XX cuando se consolidó el concepto. Uno de los momentos clave fue el 25 de marzo de 1911, cuando un incendio en una fábrica textil en Nueva York dejó 146 muertos (la gran mayoría mujeres). Las personas fallecidas, muchas de ellas mujeres jóvenes inmigrantes, no solo fueron víctimas del incendio sino, como se demostró después, de unas condiciones laborales pésimas. Trabajaban nueve horas diarias de lunes a viernes más siete horas los sábados. El día del incendio, no pudieron escapar porque, para evitar robos, las salidas estaban cerradas. Tuvo que ocurrir esa tragedia para que Estados Unidos finalmente aprobara nuevas leyes sobre seguridad en el trabajo.

Los motivos para celebrar un Día Internacional de la Mujer siguen estando presentes cada día. En España, la brecha salarial entre hombres y mujeres es del 14,9% (evidentemente, favorable a los hombres), según el Eurostat. España es de los países de Europa con menor brecha salariar. Con todo, ese 14,9% significa que, si un hombre cobra 20.000 euros al año, una mujer cobra poco más de 17.000. Esta diferencia se debe a la discriminación laboral en las empresas (en las últimas semanas, por ejemplo, han salido a la luz las diferencias salariales en la cadena de televisión británica BBC), pero también a la discriminación en el reparto de las tareas domésticas. Siguen siendo ellas las que destinan más horas a las labores de limpieza, la crianza de los hijos y el cuidado de mayores enfermos, lo cual repercute negativamente en la cantidad de horas que pueden dedicar a un trabajo remunerado y, en consecuencia, sus ingresos son más bajos. Es una realidad que refleja un reciente estudio de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), que arroja que las mujeres españolas destinan 4,8 horas al día al trabajo sin remunerar, frente a las 2,4 que dedican los hombres.

El acoso sexual, más presente en los últimos meses debido al estallido del movimiento #MeToo, propiciado por los escándalos de abusos sexuales y violaciones en Hollywood, es otro de los motivos que ponen de relieve la necesidad de un Día Internacional de la Mujer. En España, el acoso sexual es el principal problema para las mujeres, según el estudio «Percepciones erróneas de igualdad y la necesidad del #PressforProgress», realizado por Ipsos mediante más de 19.000 entrevistas a personas de entre 18 y 64 años.

Y además del acoso, otras violencias sexistas ponen a la mujer en una posición de desventaja con respecto al hombre. Un informe de 2016 del Ministerio de Interior revelaba que, en España, una mujer era violada cada ocho horas. O lo que es lo mismo, en España tres mujeres son violadas cada día. Además, los asesinatos a mujeres siguen estables desde hace 30 años. Mientras que la tasa de homicidios en España ha bajado un 30% en las tres últimas décadas, lo que la ha convertido en uno de los países más seguros del mundo, los homicidios a mujeres no han experimentado esa reducción. Sigue muriendo aproximadamente el mismo número de mujeres que en los años 80. Solo en 2017, murieron 48 mujeres asesinadas. Son cuatro más que el año anterior. Son esas circunstancias las que hacen que se celebre un Día Internacional de la Mujer.