The objective

Further

Cultura viral

Cultura viral

¿Por qué sigue existiendo la brecha salarial?

Foto: rawpixel.com | Unsplash

La brecha salarial es un tema recurrente en los debates políticos, los discursos de los sindicatos y en las conversaciones de numerosas personas. La sociedad ha avanzado en muchos aspectos en las últimas décadas y la mayor igualdad entre hombres y mujeres es un buen ejemplo de ello.

Sin embargo, todavía queda mucho por hacer en este ámbito y una prueba de ello es que sigue existiendo una importante importante diferencia salarial entre hombres y mujeres en un mismo puesto de trabajo. En concreto, los hombres cobran en España, de media anual, casi 6.000 euros más que las mujeres, según el último informe de Comisiones Obreras (CCOO). Esto supone que el salario de las mujeres tendría que incrementarse en un 30% para equipararse al de los hombres, según explica el sindicato.

No hay una única razón por la que sigue existiendo la brecha salarial, sino que hay un conjunto de factores que provocan esta situación y cuya solución empieza con medidas a corto plazo, pero se basa, sobre todo, en un profundo cambio social.

La concienciación social

El principal motivo por el que se mantiene esta desigualdad es, según denuncian los sindicatos, el hecho de que España sigue siendo “una sociedad patriarcal”. “Esto es un problema de una sociedad patriarcal, se necesita un cambio social”, nos cuenta Ana Sánchez de la Coba, la secretaria de Política Social de UGT Madrid.

Desde Comisiones Obreras denuncian lo mismo. “Realmente la situación sociolaboral que sufrimos las mujeres (…) tiene su origen en una cultura patriarcal”, nos explica Elena Blasco Martín, la secretaria de Mujeres e Igualdad de este sindicato.

Por tanto, la educación es un aspecto básico para acabar con esta situación de desigualdad que afecta a la vida laboral y personal de las mujeres.

“Hay que trabajar mucho en educación para que haya una corresponsabilidad y una conciliación laboral”, explica Sánchez, que recuerda que las mujeres piden el 97% de las permisos sin remunerar para encargarse de los cuidados de algún familiar. Este fenómeno es lo que Blasco denomina “el impuesto femenino”.

Además de educar en igualdad desde pequeños, los sindicatos plantean que es importante acabar con la segregación educacional, que provoca la existencia de sectores feminizados en el ámbito laboral, así como una feminización de los puestos temporales y de media jornada, uno de los principales factores de la brecha salarial.

Un interés económico

Aunque el comportamiento y el pensamiento de la propia sociedad es uno de los principales causantes de este problema, la economía también influye notablemente en esta situación. El último informe de UGT, publicado en el mes de febrero, cuantifica la brecha salarial en 42.000 millones de euros al año. “Lo que dejan de cobrar las mujeres, engorda la cuenta de resultados de las empresas públicas y privadas”, asegura el sindicato.

Sánchez asegura que uno de los grandes motivos de la brecha salarial “es el dinero”. Las mujeres “le estamos regalando dos meses de trabajo a los empresarios”, dice Sánchez, basándose en los últimos datos sobre la diferencia de sueldo entre hombres y mujeres.

“Los empresarios se enriquecen” gracias a la desigualdad salarial, denuncia Blasco, que apunta que las empresas culpan habitualmente a la cultura patriarcal y machista de la brecha salarial y niegan que sea un problema laboral que ellos puedan solucionar.

Una falta de legislación

Los factores que provocan la existencia de esta diferencia no tienen una solución a corto plazo. Sin embargo, los sindicatos y algunos partidos políticos piden que se creen leyes para evitar que siga ocurriendo mientras no se vean los frutos de los cambios en la educación.

Actualmente existen leyes que regulan la igualdad salarial entre hombres y mujeres, como la Ley Orgánica para la Igualdad Efectiva de Hombres y Mujeres, aprobada en marzo de 2007. Sin embargo, esta ley no afecta a las empresas de menos de 250 trabajadores, que no están obligadas a informar sobre sus empleados y sus contratos. “Se quedan fuera el 90% de las empresas”, explica Blasco, que señala que la crisis económica hizo que en España se redujera el tamaño de numerosas compañías, dejando a muchas fuera de la legislación de igualdad.

“Es hora de que las leyes se actualicen y busquen el origen del problema, no el producto de una discriminación”, pide Blasco.

¿Por qué sigue existiendo la brecha salarial? 1

Irene Montero, de Unidos-Podemos, defiende la ley de igualdad en el Congreso. | Foto: Congreso/ Twitter

Algunos partidos políticos han escuchado esta petición y tratan de sacar adelante leyes que permitan llegar a una igualdad salarial entre hombres y mujeres. El último es la propuesta de Unidos-Podemos, que a finales de febrero llevó al Congreso de los Diputados una propuesta de ley de igualdad. El texto obtuvo el respaldo de todos los grupos parlamentarios excepto del PP, que asegura que el gobierno ya trabaja para fomentar la igualdad y acabar con la brecha salarial.

Todo esto no parece ser suficiente, pues la situación no mejora y cada año se repiten cifras similares que demuestran que la desigualdad de género es un problema real, a pesar de que el gobierno afirma que la brecha salarial se ha reducido notablemente y que es un problema que tienen en cuenta y que trabajan para solucionarlo.

No opinan lo mismo los sindicatos, que denuncian la falta de actividad del ejecutivo en este ámbito. “Ahora mismo no se está haciendo nada, estamos en peores condiciones que en 2007” cuando se aprobó la ley de igualdad, dice Sánchez.

No opina lo mismo Blasco, que considera que sí hay leyes que protegen la igualdad, pero deben actualizarse, adaptarse a la evolución social y avanzar a un ritmo más acelerado para no quedarse anticuadas otra vez como ya ha sucedido.

Por tanto, hasta que las medidas a largo plazo se pongan en marcha y tengan efectos reales en la sociedad, los sindicatos, algunos partidos políticos y los sectores más afectados por la desigualdad salarial piden que, al menos,  haya sanciones sobre las empresas que no cumplan con las medidas de igualdad.

Noticias en tu inbox

¿Sin tiempo para las noticias? Nuestro equipo de redacción selecciona lo más relevante de la actualidad del día y confecciona para ti una Newsletter diaria que va directamente a tu bandeja de entrada. Suscríbete para recibir las noticias de última hora, los reportajes más fascinantes y las opiniones más razonadas.