Iglesias, recibido con gritos de "sí se puede" en su vuelta tras la baja

Política y conflictos

Iglesias, recibido con gritos de "sí se puede" en su vuelta tras la baja
Foto: Juan Carlos Hidalgo

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha sido aclamado entre gritos de «sí, se puede» este sábado a su llegada a la plaza del Reina Sofía de Madrid, donde la formación celebra su primer gran mitin de precampaña coincidiendo con la reincorporación de su líder tras su baja por paternidad.

Pablo Iglesias ha accedido acompañado de Irene Montero, Ione Belarra, Pablo Echenique, Noelia Vera y otros miembros de la dirección del partido a la plaza de Juan Goytisolo, un lugar emblemático para la formación morada desde que en ella cerró la campaña de las elecciones europeas de 2014.

También en esta plaza Podemos celebró los resultados de las municipales de mayo de 2015, las generales de diciembre del mismo año y las de julio de 2016 en las que Unidos Podemos logró 71 escaños y cinco millones de votos.

Con las encuestas a la baja y el partido agrietado por la marcha del exnúmero 2, Íñigo Errejón, Podemos pretende con el regreso de Pablo Iglesias reconectar con su electorado.

Además de Pablo Iglesias, intervendrán en el acto representantes de movimientos sociales así como el líder de IU, Alberto Garzón, y los cabezas de lista de la confluencia catalana (En Comú Podem), Jaume Asens, y gallega (En Común, Unidas Podemos), Yolanda Díaz, entre otros.

«Hemos cometido errores»

«Hemos cometido errores, hemos dado vergüenza ajena, pero nunca nos hemos equivocado de lado», ha puesto en valor Iglesias en el mitin. «Peleas por los sillones, los cargos, la visibilidad. Actuar como un partido más. Eso somos nosotros también, y tenemos que decirlo», ha reconocido hoy Pablo Iglesias.

También ha dejado hoy claro el líder de Podemos que España cambió con ellos y ha dado por hecho que, tras los comicios del 28 de abril, se abre una segunda etapa en la que la formación podrá ser decisiva si logra formar parte de un gobierno de izquierdas. «Si hay ministros de Unidos Podemos hay algunas cosas que van a cambiar», ha afirmado Pablo Iglesias cinco años después de fundar un partido que entonces aspiraba al «sorpasso». Frente a esa opción, ha expuesto dos alternativas: el pacto del «trío de Colón» -el PP, Vox y Cs- o «lo menos malo», un acuerdo entre Ciudadanos y el PSOE.

Pulso a Carmena

El líder de Podemos ha pedido a la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, que diga a quién va a votar en las  generales y le ha advertido de que «la gente va no va a tolerar que alguien se ponga de medio lado«. «Me voy a permitir preguntarle a la alcaldesa a quién va a votar en las elecciones generales. No me hago ilusiones, pero la gente no va a tolerar que alguien se ponga de medio lado y no diga a quién va a votar», ha dicho hoy Pablo Iglesias, que se ha mostrado en cambio orgulloso de haber apostado por las candidaturas municipalistas en 2015.

«Algunos nos llamaron ingenuos, dijeron que no teníamos que haber sido tan generosos», ha recordado Iglesias, que en enero, cuando su exnúmero dos Íñigo Errejón anunció que se presentaría a los comicios autonómicos con la marca Más Madrid, dijo que la formación morada se echaría a un lado y no competiría contra la regidora.