The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Indonesia

La isla de Komodo cerrará a los turistas por el robo masivo de sus famosos dragones

Redacción TO
Foto: Tatan Syuflana | AFP

La pequeña isla de Komodo, ubicada en las islas menores de la Sonda, en Indonesia, vetará el acceso a los turistas a partir de enero de 2020 de manera temporal. Esta drástica decisión responde al robo masivo de sus famosos dragones, que se están vendiendo en el mercado negro por unos 30.000 euros cada uno.

Aunque las autoridades locales no han anunciado cuánto durará la medida, la prensa indonesia apunta a que la prohibición podría extenderse a lo largo de todo el año 2020, para dar tiempo a la repoblación de los lagartos.

Días antes de la decisión del cierre por parte del Gobierno local, nueve hombres fueron detenidos por, supuestamente, robar hasta 41 dragones de Komodo para ser vendidos por 30.000 euros cada uno. El alto precio que se paga por esta especie, considerada vulnerable por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, es que se supone que tienen poderes curativos.

 

La isla de Komodo cerrará a los turistas por el robo masivo de sus famosos dragones 1

Los dragones de Komodo existen desde hace miles de años, aunque no se descubrieron oficialmente hasta a principios del siglo XX. | Foto: GACAD | AFP

 

Los turistas roban los animales para venderlos de contrabando en el extranjero, lo que provoca que la población de dragones de Komodo se haya reducido hasta los 6.000 ejemplares, según fuentes del Gobierno indonesio, de los que sólo 500 son hembras que pueden tener crías.

Los dragones de Komodo existen desde hace miles de años, aunque no se descubrieron oficialmente hasta a principios del siglo XX. Los expertos creen que sobrevivieron a otras especies por el veneno que aplican al morder a sus víctimas, aunque estos animales poseen otro rasgo único: tienen defensas contra las infecciones producidas por otras criaturas. Por ello, son inmunes a las picaduras de otros lagartos de su especie.

Con este cierre se clausurará una tercera parte del Parque Nacional de Komodo, en Indonesia, que es visitado cada año por alrededor de 20.000 personas.