La Policía confirma que los 39 cuerpos hallados en el camión de Essex eran de vietnamitas

Mundo ethos

La Policía confirma que los 39 cuerpos hallados en el camión de Essex eran de vietnamitas
Foto: Peter Nicholls| Reuters

Las 39 personas que fueron halladas muertas a finales de octubre dentro de un camión frigorífico cerca de Londres eran de nacionalidad vietnamita, ha informado este jueves la Policía británica.

Todas las víctimas, 31 hombres y ocho mujeres, fueron identificadas y tienen nacionalidad vietnamita, ha dicho a AFP un portavoz de la policía de Essex, región del sureste del Reino Unido donde el camión fue hallado en la madrugada del 23 de octubre.

La Embajada de Vietnam en Londres ha expresado en un comunicado su «profunda tristeza» por lo ocurrido, ha transmitido sus condolencias a las familias y les ha garantizado su apoyo para devolver los cuerpos al país.

Las víctimas habían llegado dentro del remolque del camión a bordo de un barco procedente del puerto belga de Zeebruges.

En un principio, la Policía británica dijo que tenían nacionalidad china, hasta que varias familias vietnamitas se presentaron para decir que temían que sus familiares estuvieran entre los muertos.

El conductor del camión, un norirlandés de 25 años, y otro hombre, procedente de la misma provincia británica, fueron detenidos en el Reino Unido e Irlanda. El primero fue acusado de homicidio involuntario, blanqueo de dinero y complot para favorecer la inmigración ilegal.

Otras tres personas fueron detenidas y liberadas bajo fianza por la Policía británica, que busca a más presuntos implicados. 11 personas más fueron detenidas también en Vietnam en relación con este caso.

Este drama provocó gran conmoción y avisos de advertencia sobre el riesgo que los traficantes de personas hacen correr a los migrantes irregulares en Europa.

Desde Hanói, el Ministerio de Seguridad Pública de Vietnam ha confirmado que los fallecidos procedían de seis provincias del país.

Incluso antes de la confirmación oficial, el Gobierno vietnamita anunció a principios de semana que trabajaba con las autoridades británicas en la repatriación de los cuerpos.