Las turbinas eólicas salvan la fauna de las Islas Galápagos

Política y conflictos

Las turbinas eólicas salvan la fauna de las Islas Galápagos
Foto: RRSS

Tres grandes turbinas eólicas erigidas en las Islas Galápagos no solo han reducido en un tercio la cantidad de combustible necesario para producir electricidad en la localidad, sino que gracias al seguimiento a largo plazo que se le ha dado a su funcionamiento, se ha podido demostrar que la fauna en peligro de extinción tampoco ha sido afectada.

El proyecto de energías renovables de estas islas ecuatorianas se inició hace ocho años con el objetivo de reducir las importaciones de diésel para suplir las necesidades energéticas del archipiélago tras el accidente del petrolero Jessica en 2001. Sin embargo, la compañía detrás de este proyecto, Eólica San Cristóbal S.A. – respaldada en un previo acuerdo por la ONU – no esperaba que al realizarse la labor de mantenimiento de las turbinas, no encontraran ninguna especie que haya sido dañada o haya muerto durante su funcionamiento. De esta manera, queda en contradicción la teoría de los demás trabajadores del lugar que exponen que tales instalaciones perjudicarían a los animales de la zona. Por el contrario, la empresa ha declarado que más bien colabora con el desarrollo natural de las Islas Galápagos.