La nueva Ley de Identidad de Género chilena y la declaración del reggae Patrimonio Inmaterial de la Humanidad

Cultura

Tras cinco años de debate en el Congreso, el Gobierno de Chile ha dado luz verde a la Ley de Identidad de Género que permitirá a la población trans de Chile cambiar su nombre y sexo en su documentación de identidad a partir de los 14 años, una medida largamente esperada que viene a saldar una deuda con los movimientos LGBTI.

La música reggae jamaicana que alcanzó la fama gracias a artistas inolvidables como Bob Marley ha conseguido por fin su hueco en la lista de Patrimonio Inmaterial de la Humanidad de la Unesco. “Su aportación a la reflexión internacional sobre cuestiones como la injusticia, la resistencia, el amor y la condición humana pone de relieve la fuerza intelectual, sociopolítica, espiritual y sensual de este elemento del patrimonio cultural”, ha explicado la organización en un comunicado.