Publicidad

Lifestyle

Cómo hacer rollitos de canela: una receta dulce perfecta para Navidad

Cómo hacer rollitos de canela: una receta dulce perfecta para Navidad
Resultado final de nuestros rollitos de canela.|Gtres

Los rollitos de canela son un dulce delicioso que pegan muchísimo en Navidad. Y es que la canela es una especia que en esta época logra un mayor protagonismo (ya sea en la receta de galletas que te hemos traído o en los típicos polvorones de canela de esta época).

Cuando hablamos de rollitos de canela (cinnamon rolls en inglés) hablamos de una masa dulce horneada con un relleno de azúcar y canela. Y es que su receta no es un misterio, ya que su nombre deja muy claro ante qué tipo de dulce estamos. Elaborado con una rica masa fermentada gracias a la levadura, su forma característica se debe a que enrollamos una lámina (de masa) que contiene el relleno ya comentado.

Suecia es el lugar de origen de estos panecillos dulces. Tal es allí la devoción que existen a los rollos de canela que el 4 de octubre celebra el Día Nacional de este dulce. Eso sí, hay que diferenciar los rollos de canela suecos y los estadounidenses. Estos últimos son mucho más dulces. Nosotros vamos a realizar una receta más al estilo estadounidense, simples, pero deliciosos.

De hecho, aunque aquí te vamos a contar cómo hacer la masa (es mucho mejor), podemos comprar esta hecha. Simplemente tendremos que acudir a cualquier supermercado y adquirir una masa para hornear que contenga mantequilla. Pero sin más, vamos allá con la receta de rollitos de canela.

Ingredientes para preparar cinnamon rolls

Masa
  • 250 gramos de leche entera tibia
  • Una cucharada de levadura
  • Dos cucharadas de azúcar moreno
  • Una cucharadita de sal
  • Tres cucharadas de mantequilla a temperatura ambiente
  • Un huevo
  • 750 gramos de harina
Relleno
  • 125 gramos de mantequilla
  • 200 gramos de azúcar moreno
  • Dos cucharadas de canela en polvo

Cómo hacer rollitos de canela, paso a paso

  1. Iniciamos la receta preparando la masa. Pero recuerda, si no te ves capaz de hacer este paso, puedes comprar una masa ya hecha en el supermercado, por lo que la elaboración será aún más sencilla. Eso sí, te recomendamos realizarla, ya que te sentirás mucho más orgulloso del resultado final. Dicho esto, tenemos que juntar la leche tibia, la levadura, el azúcar, la sal, la mantequilla y el huevo (todos los ingrediente para la masa, menos la harina).
  2. Mezclamos bien y añadimos la harina tamizada (con un colador nos vale). Lo que buscamos es que la masa se separe de los lados del bol en el que estamos trabajando, así que para ello es posible que tengamos que añadir algo más de harina. El punto concreto es que la masa esté pegajosa, pero que no se pegue a nuestras manos (una textura suave).
  3. Pasamos nuestra masa a otro bol que anteriormente hemos engrasado con un poco de aceite, tapamos con un trapo y dejamos que la levadura haga su efecto. Tardará, según la temperatura externa, una hora más o menos. Sabremos que está lista cuando haya doblado su tamaño.
  4. Disponemos un papel de horno sobre una superficie plana y ponemos la masa sobre el papel. Colocamos otro papel de horno encima y aplastamos con un rodillo. Tenemos que buscar una forma rectangular (en torno a 30×45 centímetros).
  5. Es el momento de preparar el relleno. Primero derretimos los 125 gramos de mantequilla y lo dejamos en una taza y, al mismo tiempo, en otra taza mezclamos la canela y el azúcar. Teniendo ya la masa extendida primero vamos a darle una capa con la mantequilla (lo podemos hacer con un pincel) y luego espolvoreamos con la mezcla de canela y azúcar (con la mantequilla conseguimos que se adhiera a la perfección a la masa).
  6. Precalentamos el horno a 180º. Enrollamos a lo largo hasta obtener un cilindro de la masa y con el relleno de la canela y el azúcar. Tras ello, cortamos con un cuchillo afilado la masa en unos 12 trozos (de en torno a dos centímetros de ancho) y los ponemos sobre una bandeja de horno en la que hemos puesto papel de horno.
  7. Horneamos los rollitos durante unos 12-13 minutos. Estarán listos cuando adquieran un color dorado por encima.

Aunque la receta original de rollitos de canela tiene un glaseado por encima, nosotros hoy hemos decidido no realizarla. Particularmente los prefiero así. Además, podemos finalizarlos con un poco de azúcar glas por encima o, incluso, con algo más de canela.

Envía el primer comentario

También te puede interesar

Publicidad

MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D