Reino Unido considera prohibir la importación de foie gras

Energía y medioambiente

Reino Unido considera prohibir la importación de foie gras
Foto: Sanjoy Saha| Unsplash

La producción de foie gras en el Reino Unido lleva prohibida varios años y, ahora, el Gobierno británico plantea la posibilidad se restringir su importación por completo, gracias a las libertades de decisión en este sentido que acarrea el Brexit. De este modo, aunque los granjeros no pueden elaborarlo, todavía se puede comprar en tiendas de alimentación o restaurantes y, es por ello, que si finalmente se lleva a cabo esta propuesta, también se eliminarían estas posibilidades.

En contexto: aunque el foie gras es, para algunos, una delicia culinaria, lo cierto es que se confecciona a través de la sobrealimentación forzada de patos, ocas y gansos a través de un tubo introducido en su garganta, con la finalidad de que sus hígados crezcan hasta diez veces su tamaño habitual. Por esta razón, organizaciones animalistas de todo el mundo denuncian estas prácticas y, en el caso de Reino Unido, la propuesta nace de una campaña de PETA UK que ha recogido ya 20.000 firmas y está apoyada por el 79% de la población británica, según la propia ONG. 

La producción de foie gras en el Reino Unido cesó en el 2006 por ser causa de sufrimiento animal innecesario pero, aún así, se siguen importando aproximadamente 200 toneladas del mismo. Por ello, el Departamento de Medio Ambiente, Alimentación y Asuntos Rurales (DEFRA) ha mantenido al respecto que «ahora que se ha establecido nuestra futura relación con la Unión Europea, el Gobierno está considerando otras medidas que podría tomar en relación con el foie gras».

En este sentido, el ministro de Medio Ambiente y Clima Internacionales; y Bienestar Animal y Bosques del Reino Unido, Lord Zac Goldsmith, planea implementar esta sentencia «en los próximos meses» y ha expresado en su cuenta de Twitter: «’Tortura en lata’, el foie gras se eliminará en un movimiento post-Brexit».

Así, Reino Unido, que ya ha prohibido en el pasado la producción de este alimento, es uno más de los países que han vetado esta circunstancia y cuyo número va incrementando poco a poco. Es el caso de Alemania, Luxemburgo, Finlandia, Italia, Dinamarca, Suiza, Polonia, Argentina o India, entre otros. Por su parte, Nueva York, en Estados Unidos, también ha anunciado que la oferta o compra de foie gras estará restringida a partir de 2022.