Un avión de pasajeros iraní, obligado a cambiar de rumbo al ser interceptado por dos cazas estadounidenses

Política y conflictos

Un avión de pasajeros iraní, obligado a cambiar de rumbo al ser interceptado por dos cazas estadounidenses
Foto: | Wikipedia

Dos aviones de combate estadounidenses se acercaron a un avión de pasajeros iraní de la compañía Mahan Air que volaba por el espacio aéreo sirio, lo que provocó que el piloto cambiara de altitud rápidamente para evitar colisiones y que los pasajeros resultaran heridos, ha informado la agencia oficial de noticias de Irán IRIB.

En contexto: Israel y Estados Unidos han acusado durante mucho tiempo a Mahan Air de transportar armas para guerrilleros vinculados con Irán en Siria y en otros lugares. Estados Unidos impuso sanciones a Mahan Air en 2011, diciendo que brindó apoyo financiero a la élite de la Guardia Revolucionaria de Irán. Además, las tensiones han aumentado entre Teherán y Washington desde 2018, cuando el presidente Donald Trump se retiró del acuerdo nuclear de Irán de 2015 y volvió a imponer sanciones que han golpeado la economía de Irán.

En relación a los hechos, el Centro de Mando de Estados Unidos ha informado que esta maniobra era una «inspección visual» llevada a cabo por un F-15 estadounidense en una «misión aérea rutinaria».

La inspección «se hizo para garantizar la seguridad del personal de la coalición en la guarnición de Tanf», afirma el comunicado. «Una vez que el piloto del F-15 identificó el avión como un avión de pasajeros Mahan Air, el F-15 se alejó del aparato», ha agregado el ejército, que precisa que la inspección se llevó a cabo a 1.000 metros de distancia y «de acuerdo con las normas internacionales».

Sin embargo, la televisión pública iraní mostró un vídeo en el que se ve a pasajeros gritando, uno de ellos con sangre en la cara, y a un anciano tirado en el suelo.

El avión iraní Mahan Air se dirigía de Teherán a Beirut, y según informa Reuters, aterrizó de manera segura, eso sí, con algunos pasajeros heridos leves.

El incidente está siendo investigado y el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, Abbas Mousavi, dijo que se tomarían las medidas legales y políticas necesarias, según el sitio web del Ministerio de Relaciones Exteriores.