Un grupo de científicos crea una tecnología para detectar epidemias a través de aguas residuales

Futuro

Un grupo de científicos crea una tecnología para detectar epidemias a través de aguas residuales
Foto: Rick Bowmer

Un grupo de científicos de varios países ha desarrollado una tecnología que permite analizar la microbiología de las aguas residuales para detectar posibles epidemias, pensada para conocer las tendencias de propagación de los virus y mejorar la gestión de las pandemias.

Esta tecnología, que ha ganado una de las categorías del hackathon #EUvsVirus organizada por el Consejo Europeo de Innovación, tiene como objetivo pronosticar brotes epidémicos en tiempo real y, gracias a ello, obtener una estimación del número de personas infectadas y conocer la tendencia y anticiparse para evitar hacer tests masivos.

En el trabajo han participado científicos del centro tecnológico de Cataluña Eurecat, del Instituto de Investigación del Agua KWR de la Universidad de Exeter, de la Universidad de Thessaly y de la Universidad Técnica Nacional de Atenas, según ha informado la entidad catalana en un comunicado.

Esta técnica innovadora, llamada Seewes4COVID es una solución para pronosticar brotes epidémicos en tiempo real mediante el análisis de aguas residuales, a partir de la utilización de herramientas de microbiología y de inteligencia artificial.

En concreto, «la solución hace posible el seguimiento de indicadores microbiológicos para compararlos entre sí con cierta frecuencia y crear modelos que simulen el impacto en su relación», ha detallado el director de la Unidad de Smart Management Systems de Eurecat, Xavier Domingo. De este modo, explica, «se puede obtener una estimación del número de personas infectadas y conocer la tendencia, anticiparse y reducir la necesidad de hacer test masivos cada día».

Según el director de Desarrollo Científico-tecnológico de Eurecat, Gabriel Anzaldi, «la posibilidad de contar con información que permita anticiparse a los hechos conllevaría una mejor gestión de los recursos afectados por la pandemia y abriría la puerta a establecer, de manera preventiva, dónde habría que hacer mayores esfuerzos».