El EI reivindica el lanzamiento de cohetes en Kabul en la víspera de la retirada

Por: EFE

Política y conflictos
El EI reivindica el lanzamiento de cohetes en Kabul en la víspera de la retirada
Foto: Aamaq News Agency| Reuters

Varias explosiones, presuntamente causadas por cohetes, han ocurrido este lunes en la ciudad de Kabul, dos días después de que dos ataques con explosivos dejaran al menos seis civiles muertos en la capital afgana. La rama afgana del grupo yihadista Estado Islámico (EI) ha reivindicado el lanzamiento de varios proyectiles que tenían como objetivo el aeropuerto de Kabul, donde continúan las operaciones de evacuación, y que no han causado víctimas. En un breve comunicado difundido por sus canales de propaganda en internet, el EI de Khorasán ha afirmado que «los soldados del califato atacaron el aeropuerto internacional de Kabul con seis cohetes tipo Katiusha que golpearon sus objetivos».

En contexto: el suceso tiene lugar después de que la ciudad sufriera el domingo otras dos explosiones que dejaron al menos seis muertos, una provocada por el ataque de un dron estadounidense contra un vehículo en el que viajaban supuestos miembros del Estado Islámico (EI) y otra por el impacto de un cohete contra una vivienda.

Los presuntos cohetes han alcanzado la ciudad de Kabul el lunes por la mañana, de acuerdo con varios testigos y medios locales que han difundido imágenes del incidente. Los cohetes reportados a primera hora han sido disparados desde el área de Khair Khana, cerca el aeropuerto de Kabul, según testigos presenciales citados por el canal de noticias afganos Tolo.

Varias imágenes difundidas en las redes sociales y los canales de televisión local muestran algunos daños derivados de las explosiones en viviendas y vehículos. De momento no hay información oficial sobre las causas de la explosión, la magnitud de los daños o si ha habido víctimas en estos incidentes.

Las explosiones del domingo también ocurrieron cerca del aeropuerto de Kabul y se llegaron en un momento de máxima tensión, después de que el Gobierno estadounidense alertara de «amenazas creíbles» contra el aeródromo, donde se concentran las tropas estadounidenses y donde el jueves hubo un atentado con al menos 170 fallecidos.

El Comando Central de Estados Unidos (Centcom) informó inicialmente de que un dron había impactado contra un vehículo en el que se desplazaban hacia el aeropuerto supuestos yihadistas del EI, el grupo terrorista que reivindicó el atentado del jueves. En un comunicado posterior y refiriéndose a los reportes de víctimas civiles, presuntamente derivadas del ataque, el Centcom aseguró que «no está claro qué pudo haber sucedido y continúa investigando».

El segundo ataque del domingo se produjo cuando un cohete disparado desde un lugar desconocido impactó contra una casa en una zona residencial, también cerca del aeropuerto de Kabul, dejando al menos seis muertos, varios de ellos niños. La autoría de este último se desconoce.