Visita obligada a los cementerios para recordar a los seres queridos

General

Visita obligada a los cementerios para recordar a los seres queridos
Foto: JON NAZCA| Reuters

La tradición sigue llenando cada primero de noviembre los cementerios de todo el territorio y desde hace unos años, la víspera se celebra Halloween, la fiesta de todos los santos. Es el contraste entre el recogimiento y la expresión lúdica en recuerdo de los muertos. Pero la tradición manda el 1 de noviembre y, en las grandes urbes, los ayuntamientos ofrecen servicios especiales de transporte público, facilitando así el acceso a los camposantos donde reposan los restos de los seres queridos a los que muchas familias visitan cada año con flores que depositan sobre las lápidas o juntos a los nichos.

Y es que el día de Todos los Santos es el más importante del año para los viveros y las floristerías. En sólo una jornada consiguen entre el 30% y el 40% de la caja que hacen durante todo el año. Además, la demanda de flores es tan alta que su precio puede llegar a duplicarse. En estos días las empresas multiplican sus ventas y llegan a vender más de 7 millones de tallos por toda España y Portugal. En el país vecino, el 1 de noviembre es también día de visita a los cementerios.