El mundo de las letras en español, de luto por la muerte del editor Claudio López Lamadrid

Cultura

El mundo de las letras en español, de luto por la muerte del editor Claudio López Lamadrid
Foto: Atresmedia

El mundo de las letras en español está este sábado de luto por el fallecimiento de Claudio López Lamadrid, director editorial en Penguin Random House y figura de referencia en España y Latinoamérica. Editores, escritores, libreros, agentes literarios y festivales de literatura, tanto españoles como de América, han mostrado esta noche su consternación y su tristeza al conocerse la muerte por un infarto cerebral del editor a los 59 años.

Lamadrid estaba al frente de los sellos Literatura Random House, Caballo de Troya y Reservoir Books. Era uno de los faros de una generación que había sucedido a los legendarios editores que vivieron el final del franquismo y la llegada de la democracia.

En 40 años de carrera editó a grandes nombres como el estadounidense Philip Roth, el español Javier Cercas, el argentino César Aira, la mexicana Alma Guillermoprieto o la francesa Virginie Despentes. También figuran entre sus autores los nobelizados V.S. Naipaul, Orhan Pamuk, John Maxwell Coetzee y el israelí Amos Oz, recientemente fallecido.

Las reacciones se sucedían en cascada, y en Twitter el editor recibió el homenaje del festival Hay, la Feria del Libro de Guadalajara y numerosos autores, como el mexicano Juan Pablo Villalobos, el español Fernando Aramburu o Manuel Vilas.

 

 

 

«Una tristeza enorme la despedida de CLAUDIO LÓPEZ LAMADRID. Siento pena y rabia, unas ganas enormes de llorar. Era elegante e imaginativo. Defendió la gran literatura hecha y la que él quería que se hiciera nueva. Un gran amigo», escribió Juan Cruz, periodista de El País y escritor.

Otros escritores, como Lenin Perez Perez, lo recordaban con alguno de los últimos poemas que compartió el editor:

 

 

A las palabras de cariño se han apuntado las editoriales Seix Barral, Blackie Books, Sexto Piso o Editorial Minúscula.

 

 

El programa de televisión Página 2 ha recuperado una de las reivindicaciones de López Lamadrid, la edición de texto: «Trabajar al lado del escritor, con la traducción, y hacerlo de forma anónima, sin dejar rastro de autoría. Es fascinante, porque tocas la esencia misma de tu cometido: el editor trabaja para el autor, y no viceversa».

La Feria del Libro de Guadalajara, en México, también ha mostrado una «profunda tristeza» por la muerte del editor, al que ha calificado de «figura fundamental de la edición contemporánea» y el Hay Festival su consternación por la pérdida de un «gran amigo».

 

 

Agencias literarias como las de Silvia Bastos, Sandra Bruna o Dos Passos han mostrado su pésame a la familia, igual que la editora Blanca Rosa Roca, mientras que la revista Mongolia ha decidido dedicarle la función de este sábado de «Mongolia sobre hielo».

La artista Paula Bonet ha dicho sentirse «tremendamente afortunada» por haber podido trabajar con él en los últimos meses y «terriblemente triste» por el deceso de su editor.

El Gremio de Editores de Cataluña ha expresado su «profunda tristeza por la súbita muerte del compañero Claudio López Lamadrid. La desaparición de Claudio es una gran pérdida para el sector editorial». También lo ha hecho, recordando a una cita del editor, la cuenta de Barcelona Ciudad de la Literatura por la UNESCO.

 

 

Otros editores como Berta Bruna, Aniol Rafel o Miquel Adam también han deplorado el fallecimiento de López Lamadrid, igual que la librera Marta Ramoneda, la directora del CCCB, Judit Carreras o el político Manuel Valls.

De origen noble, López Lamadrid inició su carrera a finales de los años 1970 trabajando con su tío Antonio en la editorial barcelonesa Tusquets. En los 80 impulsó la creación de Galaxia Gutenberg, y ya en los 90 fue nombrado director literario de Grijalbo Mondadori, donde fue editor del Nobel colombiano Gabriel García Márquez.