El actor porno Nacho Vidal, detenido por homicidio imprudente al ofrecer veneno de sapo durante un ritual

Una persona falleció durante la celebración de un ritual místico basado en la inhalación de los vapores del veneno de un sapo de la especie 'bufo alvarius'

Por: EFE

Cultura
El actor porno Nacho Vidal, detenido por homicidio imprudente al ofrecer veneno de sapo durante un ritual

El actor porno Nacho Vidal es uno de los tres detenidos acusados de un homicidio imprudente ocurrido en julio de 2019 en la localidad valenciana de Enguera al ofrecer veneno de sapo a una persona que murió durante un ritual. Vidal y los otros dos detenidos han quedado en libertad provisional tras haber comparecido en el Juzgado de Instrucción número 2 de Xàtiva (Valencia), según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El Equipo de Policía Judicial de Xàtiva inició las investigaciones tras el fallecimiento de una persona durante la celebración de un ritual místico basado en la inhalación de los vapores del veneno de un sapo de la especie ‘bufo alvarius’.

Ignacio Jordà González, más conocido por su nombre artístico Nacho Vidal (Mataró, Barcelona, 1973) tiene una vivienda en esta localidad valenciana, donde pasó su infancia con su familia. En esta operación, denominada Yurta, la Guardia Civil ha detenido a tres personas, una de las cuales es el conocido actor porno, según han confirmado a EFE fuentes oficiales.

Después de 11 meses de investigación se ha podido constatar la existencia de un delito de homicidio por imprudencia y un delito contra la salud pública, supuestamente cometido por quienes organizaron y dirigieron el ritual.

También se ha podido demostrar que se trataba de una actividad con fines terapéuticos o medicinales que en sí misma suponía un serio riesgo para la salud pública, con la que además se enmascaraba un ritual ancestral aparentemente inofensivo.

Con este reclamo se captaba personas fuertemente sugestionadas, en un estado de vulnerabilidad o necesidad de sanar determinadas dolencias o adicciones, para lo cual se ofrecían métodos alternativos a la medicina.

Por estos hechos se han detenido a tres personas, dos varones y una mujer, de edades comprendidas entre los 37 y 50 años y de nacionalidad española, que han pasado a disposición del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Xàtiva y que ahora se encuentran en libertad con cargos.