Sandra Barneda

W. Bush ¿Retratista?

Estos acontecimientos no dejan de reafirmar mi teoría que Estados Unidos juega en otra liga, donde lo importante es el espectáculo y todo rueda al servicio de esa increíble factoría de ficción.

Opinión

W. Bush ¿Retratista?

Estos acontecimientos no dejan de reafirmar mi teoría que Estados Unidos juega en otra liga, donde lo importante es el espectáculo y todo rueda al servicio de esa increíble factoría de ficción.

Quizás sea George W. Bush el presidente de los Estados Unidos más caricaturizado no sólo por su físico sino también por sus famosas meteduras de pata. ¿Qué fue de W. Bush tras dejar la presidencia en 2009? –»Anda por el mundo buscando las armas de destrucción masiva»- Sería un buen comienzo para los shows de Conan O’Brien o Letterman. Aunque su pasión por la pintura y la recién inaugurada primera exposición tiene mucho de guasa; primero por lo que retrata: poderosos de la política mundial y segundo por el título de la misma: «El arte del liderazgo; diplomacia personal de un presidente». Practicó con perros y ha terminado exponiendo a gobernantes de países coetáneos a cuando él andaba metiéndonos de guerra en guerra con su diplomacia particular. Aznar y Blair ocupan un lugar destacado de las treinta pinturas; cada retrato acompañado con varias fotografías de encuentros con W. Bush. ¿Qué necesidad? Aquellos que lo piensen lo comparto, pero el mundo no deja de sorprenderme pues desde que se conoce su pasión por la pintura, mostrando a su recién fallecida mascota Barney, la cuota de popularidad de W. Bush, que andaba por los infiernos, ha subido. Sin valorar la perfección de la técnica y su valor como retratista, no dejo de pensar en ellos, los treinta elegidos y, si el retrato habrá reforzado vanidades o herido orgullos. ¿Qué pensará Aznar, Putin o Merkel de todo esto? Inmortalizados por un expresidente de los Estados Unidos que, para sorpresa de muchos recibe halagos del prestigioso crítico Jerry Saltz -«¡Increíble algo de W. Bush me gusta!»- Estos acontecimientos no dejan de reafirmar mi teoría que Estados Unidos juega en otra liga, donde lo importante es el espectáculo y todo rueda al servicio de esa increíble factoría de ficción. Por si las moscas… ¡La W es de Walker y no Warhol!

 

Más de este autor

Bibi Asesinada

Me asustan algunas realidades, me hieren profundamente y, más allá de sacarme la ira, me cubren de estupefacción ante la impotencia de cambiar las cosas a ritmo de chasquido de dedos. Hay imágenes que te embriagan de belleza.

Opinión

Schumacher despierta

Cinco meses y medio pueden ser una eternidad o un chispazo en la vida. Para la mayoría se bascula entre esas dos realidades, pero para muy pocos, como para Michael Schumacher, un enorme blanco desde el pasado 29 de diciembre.

Opinión

Más en El Subjetivo

Jorge Dioni López

El patán

«Lo peor es que te digan que ir por ahí insultando o ridiculizando es guerra cultural o romper un tabú de lo políticamente correcto»

Opinión

Beatriz Manjón

Vivir para no contarlo

«Contemplar el mundo sin más propósito es el modo más fiable de aprehenderlo; lo demás es un conocer a medias, con un ojo puesto en lo real y otro en lo virtual»

Opinión