Las comunidades (con Madrid en contra) acogerán a 200 menores de Ceuta

Por: EFE

Política y conflictos
Las comunidades (con Madrid en contra) acogerán a 200 menores de Ceuta
Foto: JON NAZCA| Reuters

Las comunidades autónomas han aceptado la propuesta del Ministerio de Derechos Sociales para acoger a 200 menores no acompañados que ya estaban en centros de protección de Ceuta para que la ciudad pueda atender a los que llegaron la semana pasada, si bien Madrid, que asumirá la acogida de 20 niños, ha votado en contra.

En contexto: lo han acordado en la reunión del Consejo Territorial celebrada este martes con el objetivo de descongestionar los centros habilitados en Ceuta para acoger «de forma más adecuada» a unos 800 niños que entraron a la ciudad en los primeros días de la semana pasada nadando o bordeando a pie los dos espigones fronterizos con Marruecos. La Comunidad de Madrid ha sido la única que ha votado en contra del plan al no estar conforme con los criterios de distribución, aunque ha aceptado su cuota de reparto de 20 niños, ha confirmado la Consejería de Sanidad madrileña.

Además, el Consejo de Ministros ha aprobado este martes un fondo extraordinario de cinco millones de euros para apoyar a las comunidades en la acogida. De esa cantidad, 500.000 euros corresponderán a Ceuta para atender «las necesarias obligaciones» derivadas de los traslados y el resto se distribuirá entre las autonomías en proporción al número de niños que acojan.

Todas las comunidades han aceptado la propuesta inicial del departamento que dirige Ione Belarra, excepto La Rioja, que «dadas sus capacidades actuales» acogerá a 5 niños en vez de a los 17 planteados, explica en un comunicado el Ministerio de Derechos Sociales.

Las otras 12 plazas las asumirá solidariamente, «en un esfuerzo adicional», la Comunidad Valenciana, que con 25 plazas será el territorio que más chicos reciba. Le siguen Madrid y Galicia (con 20 cada una), Castilla y León (18), Castilla-La Mancha (14) y Andalucía (13). A Baleares, Asturias y Extremadura irán 11 niños a cada una, 9 serán reubicados en Aragón, 8 en el País Vasco, 7 en Cantabria y 7 en Murcia y otros 6 en Navarra.

Para el consejero madrileño de Sanidad en funciones, Enrique Ruiz Escudero, es «imprescindible» trabajar de ahora en adelante en unos «criterios únicos, estables y consensuados» por todas las comunidades, de manera que no haya «distintas propuestas» en situaciones de crisis en las que «ni siquiera existe un tiempo razonable para su estudio y presentación» de alternativas.

Al término del Consejo Territorial, la ministra de Derechos Sociales ha destacado, en declaraciones a los periodistas, la «altura política» y la «enorme responsabilidad» de las comunidades para afrontar una «crisis humanitaria sin precedentes» en Ceuta. Belarra ha confiado en que el traslado de estos menores a la península se hará «en el plazo más corto de tiempo», aunque ha recalcado que dependerá de cada comunidad y sus posibilidades para desplegar las plazas de acogida.

El reparto se ha basado en «criterios objetivos y rigurosos», ha aseverado la ministra, que ha detallado que las plazas se distribuyen en función de la población de cada comunidad, de la situación económica y la tasa de paro, de modo que aquellas comunidades con mejor situación económica y laboral reciben un porcentaje mayor de menores.

Se ha tenido en cuenta también el esfuerzo que actualmente está haciendo cada territorio en la acogida de estos niños, incluyendo la oferta solidaria que ya han realizado para acoger menores inmigrantes no acompañados procedentes de Canarias. Las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla y Canarias -que tutela a 2.700 menores- han quedado excluidas del reparto aprobado. «Hemos estado concentradas desde el primer momento para tratar de dar una solución de acuerdo a los derechos humanos y los derechos de los niños. En eso hemos estado trabajando y me alegra poder comunicarles este acuerdo que va a permitir que casi 200 menores sean acogidos», ha remarcado la ministra.

El objetivo es disponer de «espacio suficiente» para poder reagrupar a aquellos niños que quieren volver a Marruecos, ya que «muchos llegaron engañados, creyendo casi que venían de excursión y no fue así», y sus familias los han reclamado. Y por otro lado, ha añadido, poder «acoger dignamente» a los que han llegado y «quieren realizar un proyecto migratorio en nuestro país».

Ceuta ha cifrado su capacidad de acogida de menores en 240 plazas ubicadas en el centro La Esperanza, del que saldrán los 200 jóvenes que van a acoger las comunidades y permitirá albergar en estas dependencias a los menores que están que están repartidos por tres alojamientos distintos en la ciudad autónoma.

Según han informado a Efe fuentes del Gobierno ceutí, hasta el momento se ha conseguido reseñar a 833 menores marroquíes, a los que los Servicios Sociales están entrevistando para conocer si verdaderamente entraron en Ceuta huyendo de su país o engañados pensando que iban de excursión o a ver un partido de fútbol.