Madrid limitará a 10 personas las reuniones y reducirá los aforos en bodas, velatorios y espectáculos

Sociedad

Madrid limitará a 10 personas las reuniones y reducirá los aforos en bodas, velatorios y espectáculos
Foto: Mariscal| EFE

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha adelantado este viernes algunas de las nuevas medidas para tratar de evitar la expansión del coronavirus en la región, como la limitación de las reuniones en espacios públicos y privados a 10 personas, contar con hasta 1.000 rastreadores y la realización de dos millones de test rápidos. Además, se prohíben los bailes y la instalación de barras en las celebraciones de bodas y comuniones, donde los comensales tendrán que permanecer sentados para consumir la comida y la bebida, así como la asistencia de público en los festejos taurinos.

Cómo te afecta: desde que entren en vigor las nuevas restricciones, lo que ocurrirá el próximo lunes, los habitantes de Madrid no podrán reunirse en grupos de más de 10 personas, y se verá afectado también el aforo de bodas, velatorios y espectáculos. 

Díaz Ayuso ha avanzado en una entrevista en RNE algunas medidas del denominado plan retorno, que más tarde ha detallado el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, en una rueda de prensa en la Puerta del Sol.

Este plan pretende «seguir reduciendo aforos en espacios públicos y privados» donde los técnicos de Salud Pública han detectado que se han producido más casos de brotes por una «confianza excesiva», ha detallado Ayuso, que ha añadido que el objetivo es que no crezca «más de la cuenta» la presión hospitalaria.

Las reuniones se limitarán a 10 personas en espacios públicos y privados, cuando hasta el momento la restricción solo era efectiva en espacios públicos o en la calle, pero no así en privados, ya que en Madrid se trataba, hasta ahora, de una recomendación. Además, los aforos pasarán del 75% al 60% en las bodas, así como en los lugares de culto y en cementerios y tanatorios. Los velatorios al aire libre tendrán un máximo de 50 personas, los cerrados de 25, y en entierros y crematorios podrán reunirse un máximo de 50 asistentes.

Además, la asistencia de público en los festejos taurinos, que hasta ahora podían tener un aforo máximo del 75%, queda prohibida, y las actividades de espectáculos públicos o recreativos en recintos y espacios que no se dediquen de forma habitual a dichas actividades no se autorizarán.

En cuanto a la hostelería, la Comunidad de Madrid ha fijado una distancia de 1,5 metros entre las sillas de los establecimientos como bares y restaurantes, una separación que hasta ahora solo era necesaria entre las mesas.

Ayuso ha anunciado además que se ampliará la oferta de los hoteles medicalizados, que ya se habilitaron durante los primeros meses de la pandemia para sanitarios, mayores y otros colectivos, y que en esta ocasión serán para «personas que den positivo y necesiten» hacer cuarentena fuera del hogar para no poner en peligro a sus familiares.

También se ampliará el número de rastreadores hasta llegar a los 1.000, cuando hasta ahora la región contaba con 560 operativos, a los que se sumarán los 150 rastreadores militares solicitados recientemente al Ministerio de Defensa.

La presidenta también ha avanzado que la Comunidad de Madrid realizará dos millones de pruebas rápidas, «que en 15 minutos podrán darte los resultados».

Las medidas se revisarán cada 15 días, mientras se mantenga esta ola, ha dicho Díaz Ayuso.