El primer ministro de Japón renuncia a su cargo por motivos de salud

Política y conflictos

El primer ministro de Japón renuncia a su cargo por motivos de salud
Foto: Kim KyungHoon| Reuters

El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, va renunciar a su cargo para evitar que la política nacional se vea afectada por un empeoramiento de su salud, según ha informado en una rueda de prensa. «He decidido dimitir del cargo de primer ministro», ha dicho, y ha explicado que sufre de nuevo una colitis ulcerosa, una enfermedad intestinal inflamatoria, que ya le forzó a dejar el poder en 2007.

En contexto: las visitas de Abe al hospital en los últimos días han despertado los rumores y las especulaciones sobre su salud, a pesar de que sus portavoces insisten en que se trataba de revisiones médicas y no de asuntos de gravedad. Sin embargo, los medios de comunicación locales recuerdan que en su primer mandato, entre 2006 y 2007, tuvo que dejar el cargo por complicaciones de salud. 

Abe cuyo mandato como líder del partido gobernante, y consecuentemente como jefe del Gobierno, acababa en septiembre de 2021, ha tomado esta decisión por segunda vez en su carrera. «Mis condiciones de salud no son perfectas. Una salud pobre puede derivar en decisiones políticas erróneas (…). He decidido renunciar como primer ministro», ha dicho Abe.

El primer ministro ha señalado que la colitis ulcerosa crónica que le obligó a renunciar en su primer mandato (2006-2007) ha regresado recientemente, y el tratamiento que debe recibir exige una revisión continua y vigilada. «Durante ocho años he podido manejar bien mi enfermedad, y he sido capaz de dedicarme por entero a mis obligaciones como primer ministro», ha afirmado. Sin embargo, en julio pasado tuvo un chequeo regular y se encontraron señales de que estaba regresando esta enfermedad, y a partir de entonces ha comenzado el tratamiento con un nuevo medicamento.

Abe visitó un hospital el 17 y el 24 este mes para revisiones médicas, pero sus portavoces insistieron en que no se trataban de complicaciones serias y dijeron que su salud era buena. Los medios nipones, sin embargo, recordaron que el primer mandato de Abe como primer ministro, entre 2006 y 2007, terminó por complicaciones de salud a causa de una colitis ulcerosa crónica que entonces padecía.