Torrent exige que se investigue el espionaje de su móvil y que «se depuren responsabilidades»

Política y conflictos

Torrent exige que se investigue el espionaje de su móvil y que «se depuren responsabilidades»
Foto: Andreu Dalmau| EFE

El presidente del Parlament, Roger Torrent, ha afirmado que el espionaje al que, según informaciones periodísticas, fue sometido a través de su teléfono es «impropio de un Estado democrático», ha anunciado acciones legales, y ha exigido al Gobierno español que «se investigue y se depuren responsabilidades».

En contexto: una investigación de El País y The Guardian ha sacado a la luz que el móvil de Torrent fue atacado en el año 2019 con Pegasus, un programa espía desarrollado por la compañía israelí NSO que solo pueden comprar gobiernos y fuerzas y cuerpos de seguridad para combatir el crimen y el terrorismo.

La intrusión en el teléfono de Torrent se fraguó a través de un fallo de seguridad de WhatsApp que permitió entre abril y mayo de 2019 intentar utilizar el programa espía en al menos 1.400 terminales, según la investigación de los dos medios, que afirman tener acceso a un certificado emitido por el grupo de ciberseguridad Citizen Lab que acredita que el teléfono de Torrent fue atacado con el programa NSO.

En una declaración institucional realizada desde su despacho del Parlament, Torrent ha considerado que se trata de un asunto «muy grave» y que sirve para constatar que en el Estado español «se practica el espionaje contra la disidencia política».

El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont también ha pedido este martes no dejar impune «el escándalo» del presunto espionaje al móvil de Torrent. «Hace tiempo que el Estado español no respeta el Estado de derecho. El problema es que ni con evidencias tan irrefutables son capaces de investigarse a fondo y dirimir responsabilidades. ¡Un escándalo que no puede quedar impune! Toda la solidaridad con Roger Torrent», ha dicho a través de Twitter.