Una ONG de Venezuela denuncia que solo la mitad de los excarcelados son "presos políticos"

Mundo ethos

Una ONG de Venezuela denuncia que solo la mitad de los excarcelados son "presos políticos"
Foto: Ariana Cubillos

La ONG de derechos humanos Foro Penal ha denunciado este lunes que solo 38 de las 80 excarcelaciones realizadas por el Gobierno venezolano en los últimos días corresponden a «presos políticos», mientras las demás estarían relacionadas con delitos comunes. Así lo ha explicado Gonzalo Himiob, director de la organización que defiende a los opositores encarcelados y que cifra en 316 el número de presos políticos en Venezuela.

Esto «se ha hecho para abultar la cifra y mostrarla ante la comunidad internacional», ha comentado José Vicente Haro, representante de uno de los liberados. El abogado ha asegurado que varios de los excarcelados estaban en prisión por haber cometido estafa, secuestro y robo, y que otros eran «miembros de colectivos», como la oposición denomina a los grupos civiles que considera armados por el Gobierno.

Tras su reelección el pasado 20 de mayo en unas elecciones boicoteadas por la oposición venezolana y no reconocidas por gran parte de la comunidad internacional, Maduro prometió excarcelar a las personas que estuvieran acusadas de «violencia política» —aquellas que participaron en protestas entre los años 2014 y 2017— como parte de un proceso que busca la reconciliación del país. El Gobierno ha asegurado que las excarcelaciones continuarán.

Entre los opositores liberados se encuentran el exalcalde Daniel Ceballos, el general retirado Ángel Vivas, el diputado suplente Gilber CaroRaúl Emilio Baduel, hijo de Raúl Isaías Baduel, antiguo aliado de Hugo Chávez. Pese a haber sido puestos en libertad, muchos de los excarcelados tienen prohibido salir del país, deben presentarse ante los tribunales cada 30 días y no pueden realizar declaraciones a la prensa.

Las anteriores excarcelaciones se produjeron el 25 de mayo, cuando se puso en libertad, por un lado, a una veintena de manifestantes que habían sido detenidos en abril y, por otro, al estadounidense Joshua Holt, preso durante 24 meses, acusado de espionaje, informa AFP.