Aldeas Infantiles alerta del aumento de niños privados de la tutela de sus padres

Mundo ethos

Aldeas Infantiles alerta del aumento de niños privados de la tutela de sus padres
Foto: Aldeas Infantiles

El número de niños atendidos en el sistema de protección público ha aumentado un 8% en España, informa ONG Aldeas Infantiles SOS que alerta del número de menores de edad que han dejado de estar al cuidado de sus padres y han pasado a estar bajo la tutela de las administraciones.

«Si tenemos en cuenta los datos publicados por el Ministerio de Sanidad en enero, el número de niños en acogimiento en España, ya sea familiar o residencial ha pasado de los 43.902 de 2016 a los 47.493 de 2017″, indica la ONG en un comunicado, en el que alerta de que «uno de cada 25 niños, está en riesgo de perder el cuidado de sus padres en España».

El presidente de la organización, Pedro Puig, ha recordado este martes que es «una realidad que no podrá atajarse si no invertimos en prevención y en políticas de fortalecimiento familiar que eviten situaciones de riesgo en los hogares más vulnerables».

El maltrato físico, el psicológico, el abuso sexual y las negligencias graves, entendidas como la privación de las necesidades básicas, son los principales motivos que conducen a la separación de un niño de su núcleo familiar en España, añade Aldeas Infantiles.

Ante la retirada de la tutela de un niño de sus padres, la primera medida de cuidado alternativo recomendada por la ley de protección del menor es el acogimiento familiar y, si es posible, en familia extensa, es decir, en aquellas familias que tienen un vínculo de parentesco con el niño.

El acogimiento familiar es la medida predominante con un 52% de los casos, frente al residencial, con el 48%. En cuanto al acogimiento familiar por tipo de familia se aprecia que el 67% son en familia extensa y el 3 % en familia ajena.

A pesar de que el acogimiento familiar debe primar sobre el residencial, ha sido este último precisamente el que ha sufrido un significativo aumento al pasar de los 13.401 niños en centros residenciales en 2013 a los 17.527 en 2017, informa la organización.

Sin embargo, se mantiene la tendencia a la baja de los acogimientos familiares, que han pasado de los 21.644 en 2013 a los 19.004 en 2017, a pesar de ser la medida de acogimiento recomendada tanto por la Ley de protección del menor como por las directrices sobre las modalidades alternativas de cuidado de los niños aprobadas en Naciones Unidas.

Desde sus programas de protección, Aldeas Infantiles atendió durante el último año a 1.128 niños que habían perdido el cuidado de sus padres: 436 en sus aldeas, 51 en sus residencias de jóvenes, 512 en sus programas de apoyo al acogimiento familiar, 124 en sus programas de primera acogida y valoración y 5 en sus programas especiales, informa Efe.

Aldeas pide que se adopten medidas para que los niños y jóvenes que han perdido o están en riesgo de perder el cuidado parental no queden fuera de los objetivos de desarrollo sostenible.

La primera medida sería erradicar la pobreza en todas sus formas, la segundo establecer un Pacto de Estado por la Infancia que reduzca la pobreza y la exclusión infantil, y la tercero elaborar un plan nacional de lucha contra la pobreza infantil.

Educación de calidad, un trabajo digno y crecimiento económico, y reducir las desigualdades son otras de las medidas solicitadas.