The Objective
Publicidad
Deportes

La colegiada más veterana relata cómo han logrado profesionalizar el arbitraje femenino

La árbitra se ha convertido en uno de los iconos en la defensa de la profesionalización del estamento arbitral femenino

La colegiada más veterana relata cómo han logrado profesionalizar el arbitraje femenino

Marta Frías en el FC Barcelona vs Real Betis. | Gerard Franco (Europa Press)

Lo dice Marta Frías, la colegiada más veterana del arbitraje femenino y que se ha convertido en uno de los iconos en la defensa de la profesionalización del estamento arbitral femenino. No busca sólo un sueldo digno, también unos derechos. Ha atendido a THE OBJECTIVE una vez que se ha solucionado el conflicto y vuelven a pitar en la nueva liga profesional femenina.

P: ¿Semanas difíciles pero por fin todo se solucionó?

R: La verdad que sí, contentas de volver a saltar al campo.

P: ¿Cuál ha sido la clave que ha desbloqueado todo?

R: La voluntad del CSD y la RFEF por dar una solución acorde con lo que nos merecemos.

P: ¿Estáis contentas con las cantidades finales, los 1666 euros por partido?

R: Nuestro trabajo conlleva un sacrificio, esfuerzo y dedicación completa para dar lo mejor en cada temporada, los derechos me parecen más importantes que las cantidades, por lo que contentas con nuestro contrato.

P: ¿Creéis que de esta manera se os reconoce vuestro trabajo?

R: Como ya he dicho, llevo 21 años en el arbitraje, y éste va a ser el primero en el que cotice, no es cuestión de reconocimiento sino de poder dedicarnos a nuestra pasión de manera profesional.

P: ¿A Marta esto le permitirá por fin dedicarse en exclusiva al arbitraje?

R: Llevo mucho tiempo compaginando trabajo y arbitraje, con mi edad tengo que valorar que me quedan pocos años con el silbato y luego hay que seguir viviendo, me encantaría dedicarme únicamente al arbitraje, es un sueño hecho realidad…


P: ¿Esto recompensa tus 21 años en el arbitraje sin poder cotizar?

R: Mi recompensa en el arbitraje la tengo cada día que salto al campo, cuando me junto con mis compañeras para ir a un partido, cuando comparto momentos en los seminarios, el arbitraje me ha dado y me da personas y cosas que jamás podré explicar.

P: De cara al exterior representan la cara más visible de la defensa del arbitraje femenino.

R: Las que llevamos más años, las veteranas, las que hemos comido barro, las que hacíamos las pruebas físicas con camisetas XXL de chico…sabemos lo que es luchar por todo esto durante tantísimos años, por las que estuvieron, por las que están y por las que vendrán.

«Todo el mundo tiene derechos y luchar por ellos es sólo querer mejorar»

Marta Frías, la colegiada más veterana del arbitraje femenino

P: ¿Tienes espíritu de sindicalista?

R: Para nada, simplemente opino que todo el mundo tiene derechos y que luchar ellos es cuestión de querer mejorar en todos los sentidos.

«Nosotras estamos para acertar y está claro que siempre que fallamos somos las primeras autocríticas»

Marta Frías

P: ¿Qué os va a traer la profesionalidad al arbitraje femenino?

R: Más dedicación, estabilidad, poder estar pendientes 24 horas de preparar el partido, llegar descansadas a saltar al campo, no tener que estar con dolor de estómago para pedir vacaciones en el trabajo o llegar de empalmada al mismo….resumiendo vivir de lo que más nos gusta.

P: ¿Qué se te pasó por la cabeza cuando por fin se cerró el acuerdo?

R: Mucha gente, muchas emociones…una vida en los terrenos de juego y unas cuantas lágrimas

P: ¿Teméis que ahora se os juzgue con más crudeza? Es decir, que no se os pase el mínimo error.

R: Nosotras estamos para acertar y está claro que siempre que fallamos somos las primeras autocríticas, tenemos que saber convivir con el error, aprender de ellos es lo que nos hace mejorar.

P: ¿Cómo llegó Marta al arbitraje?

R: Por casualidad, Alfonso Martín Moraleda, un compañero de trabajo me animó apuntarme al cursillo y aquí estoy… siempre le estaré agradecida.

«Un contrato conlleva reconocer si nos lesionamos, si caemos enfermas, si queremos ser madres…derechos de cualquier persona»

Marta Frías

P: ¿Cuál ha sido tu mejor momento hasta ahora en tu carrera arbitral?

R: Ufff… Tengo tantos, tanto dentro como fuera del campo, desde cada Final de Copa, Supercopa, partido en el Wanda, cenas, comidas con gente de fútbol que al final son lo que te llevas, esa gente que te empuja cuando más lo necesitas, que te hace brillar en el campo.

P: ¿Y el peor día de tu carrera?

R: Creo que lo peor de esto son las lesiones, y yo conozco de cerca ese trago amargo.

P: ¿Ya tenéis un sueldo pero que otros derechos creéis que es ya hora de reconoceros?

R: Un contrato conlleva reconocer si nos lesionamos, si caemos enfermas, si queremos ser madres… derechos de cualquier persona.

P: ¿En qué se diferencia el arbitraje masculino al femenino?

R: Cuando yo empecé existían diferencias como era la fuerza física, la técnica… a día de hoy evidentemente la fuerza es algo genético pero en táctica, técnica… cada día hay menos diferencias.

«Todavía hay personas que creen y argumentan que el fútbol es de hombres, cada día menos»

Marta Frías

P: ¿Crees que en el fútbol sigue habiendo un poco de machismo?

R: Cuando yo comencé esa palabra era habitual, por suerte a día de hoy va desapareciendo de los campos y de lo que supone el fútbol, esto no quiere decir que no piense que todavía hay personas que crean y argumenten que el fútbol es de hombres, cada día menos.

P: ¿Qué dirías a aquellos que dicen que es más fácil llegar a élite arbitral femenina que masculina?

R: Que cojan un silbato durante 5 minutos en un campo de fútbol, me da lo mismo partido de mujeres o de hombres.

P: ¿Y cuando acabe su carrera arbitral que tiene pensado hacer?

R: Me gustaría poder aportar de cierta manera mi experiencia y conocimientos, poder devolver al arbitraje un poquito de todo lo que me da cada día.

P: ¿En qué espejo se mira Marta? ¿Su ídolo en el arbitraje?

R: Cuando comencé no tenía referentes, más que nada porque no existían, me fijaba en Carlos Clos porque era aragonés y estaba cercano en entrenamientos y en el Comité, pero te diría que a día de hoy mis espejos son todas mis compañeras, me fijo y aprendo de ellas cada partido, y por supuesto en Yolanda Parga Rodríguez, en sus valores, fuerza y pasión por su gente y por el arbitraje, es un ejemplo en el que todas deberíamos fijarnos.

P: ¿Cómo te describirías en un campo de fútbol?

R: Dialogante, empática, respetuosa, con carácter.

P: ¿Tu mejor partido?

R: Aquel en el que no cometes errores graves.

P: ¿A quién sacaría Marta una tarjeta amarilla?

R: A cualquier injusticia de la vida.

P: ¿Y la tarjeta roja?

R: A la guerra.

P: ¿A quién le pitaría un penalti?

R: A las personas que maltratan.

P: ¿Una frase para definir su filosofía de vida?

R: «El que no arriesga no gana».

P: ¿Y para definir el arbitraje femenino español?

R: Todo esfuerzo tiene su recompensa. Unión.

Envía el primer comentario
También te puede interesar
Publicidad
MyTO

Crea tu cuenta en The Objective

Mostrar contraseña
Mostrar contraseña

Recupera tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el que te registraste en The Objective

L M M J V S D