The objective

Today

Información verificada al momento

Información verificada al momento

Francia

El Gobierno de Francia anuncia nuevas medidas contra la violencia de género

Redacción TO
Foto: Claude Paris | AP

Francia, donde ha habido más de 100 feminicidios en 2019, ha anunciado varias medidas para luchar contra la violencia de género al inicio de un gran debate sobre este tema en el que han participado asociaciones feministas, víctimas, policías, jueces y abogados, así como una decena de miembros del Gobierno francés.

El primer ministro francés, Edouard Philippe, ha anunciado que a partir de principios de 2020 se crearán 250 nuevas plazas de alojamiento de urgencia para víctimas de violencia de género que huyen de su vivienda conyugal y otras 750 para una reubicación temporal, una medida que tendrá un coste de unos cinco millones de euros.

El Gobierno también nombrará “fiscales referentes especializados” en los tribunales y habilitará salas de urgencia “para que los casos sean tratados en 15 días”. Además de estas medidas, las víctimas de violencia de género podrán poner una demanda en el hospital.

Francia es uno de los países europeos con más feminicidios, con 101 mujeres asesinadas por sus parejas o exparejas en lo que va de año 2019. El sábado se alcanzó la cifra de 100 mujeres y el domingo, una nonagenaria se convirtió en la víctima número 101 después de que su marido de 94 años la asesinara supuestamente a bastonazos.

Estas medidas anunciadas por el Gobierno no son “un gran comienzo, pero es un comienzo con algunas buenas pistas y algunas decepciones”, ha dicho la presidencia de la Fundación de Mujeres, Anne-Cécile Mailfert.

Las asociaciones feministas movilizadas reclaman un plan dotado de “al menos” 500 millones o incluso 1.000 millones de euros, lejos de los 79 millones destinados específicamente a esta lucha, según un estudio llevado a cabo por cinco organizaciones. También piden la creación, antes de fin de año, de al menos 2.000 plazas de alojamiento adicionales. Además, piden que se forme mejor a los policías que tienen que recibir las demandas de las víctimas, para evitar que estas sean ignoradas y que esto no lleve a que lleguen a la conclusión de que presentar una demanda “no sirve para nada”.